eldiario.es

Menú

Largo de miras

"La Economía es una Ciencia Positiva". Esta es una de las frases más repetidas en el manual de Teoría Económica que me tuve que tragar en mi primer año de carrera. Pero ¿qué hay detrás de dicha sentencia? Aunque a primera vista parezca inocua, como bien decía el profesor Isidoro Moreno, "las palabras nunca son inocentes". El propio manual de marras establecía una separación entre las Ciencias Normativas y las Ciencias Positivas. Las primeras responderían a "lo que debe ser" mientras que las segundas responderían a "lo que es". Es decir, mientras que las Ciencias Normativas estarían construidas en base a juicios de valor e ideologías preconcebidas, las Ciencias Positivas se edificarían a través de la observación de los hechos reales, objetivos, observables mediante un procedimiento empírico, basado en el método científico. Pues bien, se supone, y así se enseña en las facultades de todo el mundo, que la Economía pertenece a esta segunda categoría.

Y se quedan tan tranquilos cuando, tras interiorizar dicho pensamiento, comienzan a construir modelos económicos bajo todo tipo de hipótesis en forma de "suponiendos": "suponiendo una racionalidad del consumidor", o "suponiendo que la información es perfecta …" o "suponiendo que existe competencia perfecta…", "suponiendo que…" y así hasta que el modelo del que se extraen las conclusiones y por tanto las leyes susceptibles de ser aplicadas en la realidad en forma de política económica, nada tiene que ver con la misma. Es pura ficción. Todo mentira, o verdades a medias, como se quiera. Todo un mito al que se aferran de forma irracional quienes definen las políticas económicas basadas en una "objetividad" bastante poco objetiva. Por una parte la Ciencia Económica no es sino una construcción social, y por tanto es absolutamente normativa, llena de prejuicios, de ideas preconcebidas, cargada de juicios morales y de ideologías. Se trata de una construcción social emanada de un contexto social con unos sistemas de valores concretos y de unas cosmovisiones que responden a una estructura de poder concreta. Por otra parte, resulta imposible establecer leyes universales válidas en todas partes y para todo el mundo, como ilustra de forma magistral J.L Sampedro en su texto de El Reloj, el Gato y Madagascar, donde reflexiona acerca de la imposibilidad de que el modelo de funcionamiento de un reloj, sea aplicable al funcionamiento de un gato, como ente biológico, o al de Madagascar, como entidad social.

Pero claro, este sistema económico construido sobre mentiras, o medias verdades, es el que rige la vida política. Digo bien, el sistema económico construido en base a prejuicios e ideologías es, a su vez la ideología y los prejuicios que amparan las decisiones políticas. El pretendidamente aséptico concepto de "mercado" es la lógica sacralizada que prevalece en nuestra sociedad cual verdad suprema que emana de un orden supraterrenal.  Los adalides de dicha verdad se obsesionan en moldear la realidad en función de sus teorías y modelos ficticios y no al revés. Todo está definido bajo esta lógica y lo que queda fuera de ella, queda marginado, es decir posicionado automáticamente en contra del dogma y por tanto estigmatizado. Cualquier intento de crítica al dogma economicista no produce sino el efecto contrario, la aparente sinrazón de los argumentos esgrimidos y el reforzamiento del sistema criticado.

Seguir leyendo »

Aceituneros, por fin altivos

Tantos años quejándonos de que España vende su aceite a granel, mientras que los italianos se llevan el valor añadido de las marcas; tantos discursos sobre la necesidad de una mayor integración de los agricultores frente a la potencia de los comercializadores, y ahora que los cooperativistas de Hojiblanca entran en el control de la principal comercializadora de aceite del mundo, Deoleo, la noticia pasa prácticamente desapercibida.

La unión de Hojiblanca, líder en producción de aceite de oliva virgen extra en España, y Deoleo, líder mundial de aceite envasado, crea el mayor gigante aceitero del mundo. Un conglomerado con posiciones de dominio en todo el proceso, desde la producción hasta el envasado y la comercialización. Es, sin duda, la noticia más importante en la economía andaluza en mucho tiempo, y no digamos para el mundo cooperativo español. En palabras de Antonio Luque, director general de Hojiblanca, "nos permite acercar de verdad a los agricultores a la comercialización internacional".

La operación, aprobada el lunes por la Comisión Nacional de la Competencia, es un ejemplo de que la unión hace la fuerza. Del esfuerzo de pequeños olivareros, que se van aliando poco a poco, año a año, hasta ganar el peso suficiente para lograr el milagro de que el pez chico se coma al grande. Que 55.000 olivareros, andaluces en su gran mayoría, con  más de 325.000 hectáreas y  casi 100 almazaras, agrupados en la cooperativa Hojiblanca y con una facturación de 544 millones de euros en 2012, se hagan con el control del grupo Deoleo, el primer envasador de aceite del mundo con un 22% de cuota del mercado mundial, y casi mil millones de facturación, es algo insólito. En definitiva, una unión que convierte a sus cooperativistas no ya en líderes del sector aceitero español, sino mundial.

Seguir leyendo »

La procesión va por dentro

Vienen al pelo estos días señaladitos en rojo pasión. El calvario impuesto por los mercaderes del maldito parné y sus lacayos, lo peorcito de cada casa, invita a abrazar la religión del santo sarcasmo, con todos los respetos y sin ánimo de caer en desgracia. Todo el año envuelto en sacrificios, despojos, angustias, dolores de cospedal, nuestra señora del perpetuo recorte, y vía crucis hasta la muerte eterna del “leuro”, y ahora llega lo bueno. El silencio.

Tantos años pidiendo agua a las imágenes y hoy miramos al cielo en pos de misericordia turística. Porca miseria.

Como dicen las víctimas de las preferentes, lo que se da no se quita.

Seguir leyendo »

En tu clase o en la mía

Superantonio, el niño de San Fernando con parálisis cerebral cuya historia de superación, integración y amistad nos ha conmovido a todos

"Quien quiera ir a un colegio segregado, que se lo pague". Lo ha dicho la consejera de Presidencia de la Junta para justificar la retirada de subvenciones a los centros que separan a niños y niñas. Diez de los doce colegios afectados en Andalucía han recurrido la decisión ante el TSJA, mientras los dos restantes han aceptado comenzar a prestar educación mixta a partir del próximo curso. El ministro Wert, mientras tanto, anuncia ya una reforma legal para amparar este controvertido modelo educativo. Lo cierto es que el Tribunal Supremo ha avalado la decisión de retirar las ayudas, aunque con argumentos que pueden parecer contradictorios, porque al mismo tiempo no considera ilegal en sí misma la separación por sexos. Pero, si el Gobierno andaluz está convencido de que se trata de un modelo educativo perjudicial y discriminatorio, ¿por qué reducir el debate a una cuestión económica? ¿No deberíamos discutir si vulnera la Constitución, como apuntan ya algunos expertos en la materia? ¿Qué pasaría si un colegio privado decidiera aceptar sólo a niños sin discapacidad? ¿O a niños españoles? ¿O a niños musulmanes? ¿O a niños de determinada raza? ¿También quedaría todo resuelto con un "que se lo paguen"?

¡Hombre, es que no es lo mismo!, replican muchos, incluso algunos que son contrarios a la educación segregada. Separar a niños por raza o religión sería una barbaridad, el  apartheid, pero por sexo… no es tan grave. Y tal vez no lo sea. Tal vez estemos exagerando un poco. ¿Pero es la discriminación una cuestión de grado? El Supremo se ha basado en su sentencia en la Ley de Educación, que establece que "las administraciones públicas regularán la admisión de alumnos en centros públicos, privados y concertados de tal forma que se garantice el derecho a la educación, el acceso en condiciones de igualdad y la libertad de elección de padres y tutores". Y que " en ningún caso habrá discriminación por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social".

Pero no hay discriminación, argumentan los defensores de la llamada "educación diferenciada", porque tanto niños como niñas tienen garantizada una educación de calidad. "Separados pero iguales en la escuela", titula una de sus entradas el blog www.educacióndiferenciada.org. Imagino que quien escribió ese post no sabía que ése era, exactamente, el lema de las llamadas leyes de Jim Crow, por las que EEUU aplicó la segregación racial en los espacios públicos entre 1876 y 1965. "Separate but equal", rezaba esta doctrina, que fue abolida por la Corte Suprema a instancias de un valiente padre de raza negra que se enfrentó al colegio de Kansas que se negaba a escolarizar a su hija.

Seguir leyendo »

Las "imprudencias" de Alaya

53 Comentarios

Europa Press

La juez Alaya se está tomando al pie de la letra las recomendaciones del TSJA de que "no se dilate la instrucción de las causas" que tiene asignadas su Juzgado. Cabe suponer que la 'Operación Heracles', la "segunda fase" de la investigación de los ERE en palabras de la propia delegada del Gobierno central en Andalucía, ha venido a ser la ejecución de una larga investigación. De acuerdo. Pero el caso es que se ha producido sólo dos semanas después de la reincorporación laboral de Alaya, coincidiendo justamente en tiempo (y en hora) con uno de los acontecimientos más esperados por la Junta en los últimos meses: la firma del acuerdo para el Progreso Económico y Social de Andalucía entre Gobierno andaluz, patronal y sindicatos.

De hecho, minutos antes de suscribir el perseguido pacto, el propio consejero de Economía, Antonio Ávila, tenía que responder sobre la sincronía temporal de ambos eventos y no sobre los hipotéticos beneficios que el acuerdo conllevará a los andaluces, bien necesitados de soluciones económicas, dicho sea de paso. Cuestionado por los periodistas, no se mojó en exceso, como era de esperar, y recurrió al clásico "respeto y apoyo" a la actuación judicial en aras del esclarecimiento del caso.

Sin ánimo de juzgar a la juez y la difícil labor que supone instruir uno de los casos de corrupción más complejos de los últimos años, principalmente por tratarse de fondos púbicos lo que se investiga, no deja de sorprenderme la curiosa habilidad que parece tener Alaya en lo que a este caso concreto se refiere: el don de la oportunidad. Al margen de que esta vez el citado pacto haya pasado prácticamente desapercibido al coincidir con el arranque del operativo, la concurrencia del dictado de muchos de los autos de la jueza con los momentos en que los ciudadanos barruntan a quién dirigir definitivamente su voto, esto es, en una campaña electoral, ha sido una constante. Las coincidencias se han producido curiosamente antes de las tres citas con los comicios que los andaluces han tenido a lo largo de la instrucción de la presunta trama corrupta en los fondos destinados por la Junta de Andalucía a los ERE.

Seguir leyendo »

Toma Moreno

España está de suerte. José Luis Moreno ha anunciado que tendrá muy pronto su propio canal de televisión a nivel nacional. Enhorabuena España porque tendremos un nuevo canal que por supuesto tiene toda la pinta de ser, pongan voz de Jose Luis Moreno, espectacular, especial, divertido, sensacional, genial, con talento, con clase,.... uhhuhuhuhuh.

Yo te voy a ayudar, Jose Luis. Tú quieres un canal de televisión nacional, español, que aborde nuestra verdadera realidad, y cuyos contenidos rebosen lo mejor de esta piel de toro en la que nos tocó vivir. Te propongo una programación, a ver si te gusta. Ahi va. Es para tí. Toma Moreno.

07:00. SABER VIVIR. Programa que muestra cómo es la vida de aquellos pocos que saben vivir. Hoy tendremos a un senador, al fotógrafo del BOJA, a Paquirrín y al que elige las presentadoras de la Sexta.

Seguir leyendo »

Rota para los americanos

Durante décadas, Rota, Cádiz, Andalucía y España, soportaron la presencia de una base de submarinos estadounidenses cargados con misiles nucleares, los entonces famosos Polaris. Una cesión de soberanía, que formaba parte del precio pagado por todos los españoles a cambio de la aceptación internacional del régimen franquista, el único gobierno fascista que sobrevivió a la derrota de la IIGM.

Hubo que esperar al final de los 80 para que el Gobierno de Felipe González consiguiese revertir aquellos acuerdos, liberar al territorio español de la presencia nuclear estadounidense, y devolvernos la soberanía de los territorios españoles ocupados por militares estadounidenses.

Asombrosamente, poco más de veinte años después, en octubre de 2011, otro presidente socialista, José Luis Rodríguez Zapatero, volvió a ceder la soberanía de Rota a la VI Flota. Y lo hizo con un Gobierno en funciones, sin previo aviso, y con el Parlamento español disuelto a la espera de elecciones.

Seguir leyendo »

San José, ni padre ni obrero

Como la memoria es frágil hace años que nos pusimos a conmemorar días para anclar los recuerdos voladores a una realidad que también va de paso, para que allí donde nos llevaran los vientos y los acontecimientos pudiéramos tener una excusa o una razón para no olvidar. Y con ese argumento empezaron a escogerse días para todo y para todos, quizás también con la idea de no dejar ninguna fecha para los verdaderos olvidados, aquellas personas y hechos que comenzaron a desaparecer antes de que acabaran con ellos.

En España el día del padre comenzó a celebrarse en 1948 por iniciativa de Manolita Vicente, maestra del Barrio del Belmonte en Madrid, aunque la fecha no coincide con la celebración de la paternidad en otros países; de hecho, la mayoría lo hacen el tercer domingo de junio. Sin embargo, no termino de entender por qué se hizo el 19 de marzo, día de San José Obrero.

San José de Nazaret, según la propia historia del cristianismo, era el esposo de la Virgen María pero no el padre de Jesús, y las circunstancias de su trabajo como carpintero extrapoladas a las referencias actuales, no serían las de un obrero asalariado, sino más bien las de un empresario autónomo. De manera que la tradición nos dice que ni padre (biológico) ni obrero. A pesar de ello, el 19 de marzo es el día de San José Obrero y se celebra el Día del Padre.

Hoy la paternidad es reivindicada por muchos hombres y los obreros han vuelto a clase, a ser clase obrera.

Los hombres piden ser padres más allá de la formalidad biológica, algo que demuestra que el tiempo no sólo pasa y que también cambia.  Sin embargo, hay dos grandes razones para reclamar la paternidad. La primera es la incorporación a la identidad masculina de las tareas de cuidado y afecto, relegadas históricamente casi en exclusividad a las mujeres. Esta nueva circunstancia se debe en gran parte al cambio social y al avance de la igualdad como valor compartido por la sociedad, por sus mujeres y por sus hombres.

La segunda razón es la reclamación de la paternidad después de no haberla ejercido bajo esas referencias de cuidado y afecto, justo tras la separación. Es entonces cuando muchos hombres recuerdan que también eran padres más allá de "llevar el dinero a casa" y de "llevar a los niños en la pantalla del móvil". Son los hombres que se quejan de que, tras las separaciones, la mayoría de las custodias le son concedidas a las madres, pero no dicen que se las dan porque se demuestra en los Juzgados que han sido ellas las que han asumido la carga del cuidado y la educación, con frecuencia renunciando a su trabajo y tiempo. La solución no está en atacar a todo y a todas, sino en ejercer una paternidad responsable desde el principio, como ya lo hacen muchos hombres.

Y hoy los obreros  (los trabajadores y las trabajadoras) han vuelto a ser clase, es decir, a ser señalados como un "colectivo" social definido por unas circunstancias que los llevan a la obligación de asumir determinados tipos de trabajo en las condiciones que se impongan, a dar una determinada educación a sus hijos e hijas que les resta oportunidades y favorece que, de mayores, continúen dentro del "colectivo obrero", a que reciban una sanidad propia de su condición, a que la dependencia los haga dependientes… En definitiva, a que sean sumisos.

Como se puede ver, en esta madre patria el día del padre nos muestra que el Estado también puede ser madrastra o padrastro.

Por cierto, otra de las cosas que cambiaron de forma significativa fue la forma de llamar a San José, que para muchos pasó a ser Pepe. La razón está en la asociación que se produjo al aparecer en los textos las iniciales "P.P." junto al nombre de San José, e indicar que era el "Padre Putativo" de Jesús. Y han cambiado tanto las cosas desde entonces, que si hoy alguien viera las iniciales "PP" junto a un nombre, seguro que preguntaría, ¿este qué es, diputado o senador?

¡Feliz día del padre!

Seguir leyendo »

El Hundimiento: la mutación de la emoción

En la película El Hundimiento hay una escena en la que todo el generalato alemán sabedor de la situación, guerra perdida, en el Berlín a punto de ser tomado, escucha acobardado y noqueado a un jefe inconsciente de la situación afuera. La batalla esta perdida, una escena mil veces parodiada. Hoy sobre las instituciones y partidos podría hacerse una de esas parodias. Los desahucios alcanzan los telediarios por los ciudadanos, la consulta a la UE la eleva un juez. ¿Y la política? Hablando de política. Mientras liderazgos como el de Colau surgen de las aceras y no en las estructuras destinadas para ello.

Pero además empezamos a ver un nuevo fenómeno: la mutación de la emoción. Hasta ahora la víctima, el ciudadano, estaba en ese rol y entorno a él se agrupaba. Acampaba, gritaba, enarbolaba pancartas… A pesar de lo que pareciera, no era peligroso para el sistema. Pero es que esta mutando: la emoción esta construyendo identidad, relato y narrativa. Han descubierto algo nuevo: el instrumento no es el megáfono; es la urna.

La musculación, por suma, de los movimientos sociales en estos días en Sevilla así nos lo enseña. Tienen un conflicto con unos enemigos definidos: la imposición de una visión ultraegoísta (liberal la suelen llamar los liberales). Tienen una narrativa, una manera de hacer las cosas y una historia. Súmenle un posible Lawrence y…

Seguir leyendo »

¿Quién teme a la asamblea ciudadana?

21 Comentarios

La portada nacional de eldiario.es se ha hecho eco de la iniciativa constituyente de una  asamblea ciudadana, en Sevilla, con vocación de extenderse en red por todo el territorio andaluz y estatal, para dar un paso adelante desde la protesta en las calles hacia la creación de una mayoría social capaz de impulsar el reinicio de la democracia en España y cambiar el rumbo de las políticas de salida de la crisis, a partir de un programa de mínimos elaborado de forma participativa y que aglutine a esa mayoría social.

La noticia ha sido ampliamente comentada por las lectoras y lectores, quiénes se manifiestan entre la esperanza y el escepticismo. Como uno de los promotores de la iniciativa, a título personal como el resto de los promotores, voy a defender aquí su imperiosa necesidad, y al mismo tiempo la enorme responsabilidad que tenemos como sociedad de aglutinar la inteligencia colectiva necesaria para consolidarla, hacerla crecer y extenderla hasta conseguir lograr los objetivos que nos marquemos. 

¿Por qué pienso que es de imperiosa y urgente necesidad? Porque la crisis económica, política, social y ambiental es tan devastadora sobre nuestras pequeñas y medianas empresas, y tiene efectos tan dramáticos para la sociedad, con unos niveles de paro tan insoportables, porque provoca desahucios en masa, amparados por una  ley hipotecaria diseñada contra la gente y en beneficio exclusivo de los bancos, y porque provoca una falta absoluta de expectativas para nuestra juventud en nuestro territorio. Porque está corrompiendo y de forma tan peligrosa los fundamentos de la democracia, a través del chantaje de elegir entre unos corruptos u otros, entre que nos gobiernen “ los gatos negros o los blancos” para que todo siga igual, con gobiernos que usan el poder de las urnas tomando medidas en beneficio del poder financiero, de las grandes fortunas y de las  empresas multinacionales en perjuicio de las pequeñas y medianas empresas y del conjunto de la sociedad.

Seguir leyendo »