eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

El Sonorama diagnostica el buen estado del rock español en la noche de Leiva

- PUBLICIDAD -
El Sonorama diagnostica el buen estado del rock español en la noche de Leiva

El Sonorama diagnostica el buen estado del rock español en la noche de Leiva

Solo bandas nacionales para extirpar ese complejo de que todo lo "guiri" es mejor que lo de aquí. Ese es el manual que el Festival Sonorama sigue para celebrar su veinte cumpleaños y diagnosticar el buen estado del rock español en la noche en la que Leiva supo tratar a sus "monstruos".

Era la primera vez que el exmiembro de Pereza tocaba en el Sonorama Ribera y no escondía la ilusión que tenía por actuar aquí, y más con el aforo completo, más de 25.000 personas. Pero no sólo él, también amigos y compañeros de profesión como Sidonie, unos habituales en Aranda de Duero -también hoy- y que siempre decían que para que el festival fuera el de sus sueños les faltaba Leiva.

De negro y rojo y enfundado con su Fender, Leiva ha salido puntual y a ganar con "El último incendio", el primero de los cortes de su último álbum "Monstruos", el tercero en solitario desde que en 2011 se separara de Rubén Pozo disolviendo Pereza.

Le han seguido "Lluvia en los zapatos", "Animales" y "Guerra Mundial", que ha dado paso a "Sincericidio" y ese tan coreado "te quiero... reventar la boca".

Leiva se ha dirigido a los sonorámicos para expresarles su deseo de estar a la altura de las circunstancias y ha querido dedicar su actuación a la banda jienense "Supersubmarina", cuyos miembros se están aún recuperando del grave accidente de tráfico que sufrieron hace justo un año.

Iván Ferreiro ha aparecido por sorpresa para hacer junto a Leiva el tema de Andrés Calamaro "Crímenes Perfectos", que ha dado paso a "Electricidad", "Como lo tienes tú" y "Medicina", que han servido de lucimiento de la gran banda que le acompaña, en la que destacan José "Niño" Bruno a la batería o César Pop, esta vez al teclado Hammond.

También destacable ha sido la sección de metales, especialmente en "Miedo", con un ritmo muy bailongo y discotequero con guiño a Beck incluido.

"Terriblemente cruel" y el esperado "Lady Madrid" de Pereza ha puesto el broche de oro al concierto de Leiva, que ha sabido encarar a sus "Monstruos" sin mirar debajo de la cama.

Pero antes de Leiva, el Sonorama ha dado para mucho más, como un elegante y profesional Coque Malla que se ha ganado aplausos sinceros y ha cautivado con medios tiempos como "La Señal" -de su disco más reciente "El último hombre en la tierra"-, "Berlín" o "Me dejo marchar", casi un susurro en mitad de la locura de un festival.

Pero también ha tenido tiempo para las guitarras eléctricas y los ritmos más pesados como en "Lo hago por ti", o "Guárdalo", aunque, sin duda, uno de los momentos más aplaudidos ha sido el archiconocido "No puedo vivir sin ti", que ha cantado junto a Anni B.Sweet.

Tras él, los descamisados, frenéticos y siempre de buen rollo "Sidonie" han arrancado con "Os Queremos", todo un mensaje de bienvenida a los sonorámicos, que han coreado y bailado todas y cada una de sus canciones, entre las que se encontraban "Viernes", "Perro" y "Carreteras Infinitas".

Y aunque en el manual del rock está prácticamente prohibido los solos de batería -como ha dicho en tono irónico el cantante Marc Ros-, Axel Pi se ha dado el gusto junto al percusionista de la banda poniendo a todo el mundo a bailar.

Los barceloneses se han despedido con "Estáis aquí", sin duda uno de sus temas más conocidos y que ha dejado buenas sensaciones en los asistentes, como previamente había hecho el gallego Iván Ferreiro, que pese actuar poco después de las ocho de la tarde ha llenado el recinto.

Otras de las bandas que han dejado buen sabor de boca ha sido Xoel López y Niños Mutantes, entre las más de 60 que han actuado hoy en el Sonorama para dejar claro el buen estado de la música española. Gorka Ruiz

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha