eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Ecologistas argentinos vuelven a marchar contra la papelera instalada en Uruguay

- PUBLICIDAD -
Ecologistas argentinos vuelven a marchar contra la papelera instalada en Uruguay

Ecologistas argentinos vuelven a marchar contra la papelera instalada en Uruguay

Ecologistas de la ciudad argentina de Gualeguaychú marcharán hoy de nuevo hasta el puente fronterizo con Uruguay para protestar contra el aumento en la producción de la planta de celulosa finlandesa UPM (antigua Botnia), informaron fuentes de la asamblea ambientalista de la localidad.

Según informaron los ecologistas a los medios, esta nueva manifestación será para protestar por la autorización del Gobierno uruguayo al aumento de la producción de la planta, pero también "contra el silencio por parte de los funcionarios argentinos".

Junto a la marcha, que comenzará a las 15.00 hora local (17.00 GMT) está prevista también una manifestación fluvial que partirá del puerto de Gualeguaychú, en la provincia de Entre Ríos, y recorrerá unos 30 kilómetros del río Uruguay hasta la planta de celulosa, ubicada en la localidad uruguaya de Fray Bentos.

"Vamos a realizar unas dos o tres pasadas frente a la fábrica, con carteles contra la contaminación", explicó el asambleísta Raúl Almeida en declaraciones a los medios.

Los ambientalistas argentinos ya intentaron marchar hacia Uruguay el pasado 6 de octubre, pero el dispositivo de seguridad desplegado por las autoridades de ese país, que solo permitía el paso de los representantes políticos de Gualeguaychú, frenó su manifestación.

Esta decisión frustró la prevista reunión entre los alcaldes de Gualeguaychú, Juan José Bahillo, y Fray Bentos, Omar Lafluf, para dialogar sobre el conflicto.

El pasado día 2 de octubre, el presidente uruguayo anunció que autorizaba unilateralmente el incremento de producción de la papelera de 1,1 a 1,2 millones de toneladas al año, es decir, unas 100.000, la mitad de lo que UPM había solicitado, y bajo la condición de implementar nuevas medidas de protección medioambiental.

La decisión motivó gran malestar en el Gobierno de Cristina Fernández, que ha amenazado con recurrir a la Corte Internacional de Justicia de La Haya.

En 2005, la instalación de la entonces Botnia fue motivo del peor conflicto bilateral en décadas por el bloqueo que los vecinos de Gualeguaychú mantuvieron durante tres años en el puente San Martín, principal punto fronterizo que une ambos países sobre el río Uruguay.

Por este conflicto, Argentina recurrió en 2006 al tribunal de la Haya, que en 2010 determinó que la planta no contaminaba pero que Uruguay no había informado debidamente a Argentina sobre los detalles de la construcción.

El fallo ordenó, además, crear una comisión conjunta para vigilar y controlar la contaminación en el entorno de la planta.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha