eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

Opinión

75 muertes por trabajar

El sadismo aparece, así como una de las características de la conciencia opresora, en su visión necrófila del mundo. Es por esto por lo que su amor es un amor a la inversa; un amor a la muerte y no a la vida. Paolo Freire. Pedagogía del oprimido

- PUBLICIDAD -
Salud laboral Rosado

El 28 de abril fue el día de la seguridad y salud en el trabajo. La cara más inhumana de las políticas que solo piensan en el beneficio para unos pocos se quiere poner de manifiesto en este día: es la cara de la muerte por trabajar. Cuando repasamos los tres últimos años nos encontramos con que 75 personas han perdido la vida por el hecho de trabajar. Esta vergonzante cifra, legado de esta legislatura, no es aireada por la propaganda, no sale en los videos de Paco de Zafra, ni en los rap y en los rockanroles de nuestro presidente.

A esas 75 muertes hay que añadir el incremento de los accidentes graves o muy graves. Si esto ocurre cuando ha descendido la población activa, cuando hay menos empleo, en definitiva cuando hay menos actividad laboral, significa que se están relajando los controles públicos de vigilancia de las normas de seguridad y está disminuyendo la preocupación empresarial en materia de prevención.

La media de edad de personas fallecidas no llega a los 40 años, la última acababa de cumplir 18 años. La precariedad, la rotación en el empleo, el descuido de la formación en prevención están detrás de estos datos. También está detrás de estos resultados una ideología que cosifica a las personas que trabajan, que las concibe como una herramienta más, sustituible, comprable, no como una persona con derecho a la protección de su vida y su salud.

Esta ideología que es defendida frecuentemente por quienes dicen que no creen en las ideologías, es la ideología de los privilegiados, clasista y retrógrada. Que le importa un bledo el progreso general porque lo que prima en sus intereses es lo particular y que cuanto más pisoteada esté la población en general más altos se sienten.

Pero aunque no quieran existen otras maneras de pensar, también hay quien piensa que se progresa más cuando el conjunto de la población avanza en igualdad, accede a la educación, a la sanidad, a un entorno laboral saludable y productivo.

Señor presidente

se lo digo a ritmo de rap

a ver si así lo entiende

pasar de la siniestralidad laboral

es inmoral, es indecente

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha