eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

Pedro Sánchez garantiza que el PSOE "liderará la oposición" y votará no a Rajoy sin margen a la abstención

El candidato socialista ha anticipado que no tiene intención de formar gobierno, como hizo tras el 20D 

Con 85 escaños, Sánchez ha asumido que al PSOE, desde su autonomía política, le corresponde hacer una oposición "útil" con el fin de "reconstruir los consensos rotos"

- PUBLICIDAD -
Sánchez ve necesario que el nacionalismo participe de la gobernanza de España

Sánchez EFE

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha garantizado que su partido liderará la oposición en la nueva legislatura y que se opondrá a la reelección de Mariano Rajoy si opta a la investidura, sin margen para la abstención, porque los socialistas son la alternativa al PP.

"Somos y seremos la oposición, pero somos mucho más que eso, somos la alternativa. Ésa es la clave y por eso votaremos en contra de Rajoy", ha proclamado Sánchez en su intervención ante el Comité Federal del PSOE en la sede de Ferraz, con la que ha roto el silencio que mantenía desde la noche electoral.

El candidato socialista ha anticipado que no tiene intención de formar gobierno, como hizo tras el 20D, después de que le hayan disuadido en los últimos días algunos de los principales barones, como la andaluza Susana Díaz, el asturiano Javier Fernández y el extremeño Guillermo Fernández Vara.

Con 85 escaños, Sánchez ha asumido que al PSOE, desde su autonomía política, le corresponde hacer una oposición "útil" con el fin de "reconstruir los consensos rotos" y de cambiar las políticas del PP de los últimos cuatro años, asociándose a otros partidos del Congreso.

No obstante, ha recordado que para que haya oposición tiene que haber gobierno, y ha exhortado a Rajoy a que "cumpla su responsabilidad", diga si va a acudir a la investidura y rebusque los apoyos en sus aliados naturales, entre "los que no está el PSOE", para conseguir un gobierno estable.

"Un nuevo gobierno depende de usted (Rajoy) y no cuente con los socialistas para ello. De las tres opciones: abstención, voto a favor o voto en contra, los socialistas votaremos en contra", ha sentenciado ante el aplauso cerrado de los más de 250 miembros del máximo órgano del partido.

"No a apoyar la investidura de Rajoy"

Sánchez ha querido ser contundente en su "no a la gran coalición, no a apoyar un gobierno del PP desde fuera y no a apoyar la investidura de Rajoy" para sacudirse la presión y frenar la hipótesis de una posible abstención a última hora, como habían sugerido Fernández Vara y el expresidente Felipe González.

La posición adoptada hoy por el Comité Federal deja la duda de que no ha sido recogida en una resolución política, como sí se hizo tras el 20D. En aquella ocasión, se dejó constancia por escrito de que el PSOE votaría no a una eventual investidura de Rajoy y, en caso de declinar, de que Sánchez intentaría formar gobierno.

Ni una cosa ni otra se han redactado en esta ocasión, por lo que ante una situación de bloqueo que pudiera desembocar en unas terceras elecciones, el máximo órgano del partido dispondría de margen para volver a reunirse y ver cómo si reorienta su postura.

Después de seis horas de debate y medio centenar de intervenciones a puerta cerrada, los socialistas se han empeñado en no anticipar posibles escenarios y centrarse en que la presión ahora recae sobre el PP. Sánchez ha considerado "muy preocupantes" los pasos dados por Rajoy desde que ganó los comicios, al ni siquiera confirmar que aceptará ir a la investidura, pretendiendo que los otros partidos "le solucionen sus problemas, y a ser posible antes de agosto para irse de vacaciones".

"Insatisfacción" por los 85 escaños

En clave interna, el secretario general ha admitido su "insatisfacción" por los 85 escaños, el peor resultado del PSOE en toda su historia, pero se ha felicitado por "mantener el timón" y evitar el sorpaso de Unidos Podemos, lo que ha augurado que es el "declive electoral" del líder de la formación morada, Pablo Iglesias. "El hijo político de Anguita ha fracasado como fracasó el padre", ha resumido.

La presidenta andaluza, Susana Díaz, ha calificado de "buena noticia" que el PSOE quedara por delante de Podemos-IU, pero ha puntualizado: "Nos hemos salvado por la campana. No podemos decir que somos el partido hegemónico".

Díaz ha pedido "revertir esta tendencia", no conformarse solo con quedar por delante de Podemos y ofrecer un "proyecto sólido" para volver a ser un partido ganador, al igual que el aragonés Javier Lambán o el diputado vasco Eduardo Madina. Seguida por los barones de mayor peso, Díaz ha rechazado que Sánchez trate de gobernar, al considerar que esta opción, abanderada por varios dirigentes 'sanchistas', como la balear Francina Armengol o el catalán Miquel Iceta, no sería positiva para el PSOE.

"Esos debates que se han abierto de que podemos formar gobierno pueden convertirse en pesadilla", ha advertido, para quien sería una "catástrofe" unas terceras elecciones. Sin dar más pistas de cómo desatascar el nuevo gobierno, ha garantizado al secretario general que contará con su "lealtad" en la decisión que "él debe gestionar" y que todos los barones se "van a corresponsabilizar" si se hace con "claridad" y "no desde el tacticismo".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha