eldiario.es

Menú

ELA dice que la situación es "muy dura" con "mucha contratación a tiempo parcial"

El secretario general de ELA, Txiki Muñoz, asegura que "las políticas de Barcina, Urkullu y Rajoy son de disciplina presupuestaria" y de "la ortodoxia neoliberal más dura"

- PUBLICIDAD -
Muñoz (ELA) dice que la situación es "muy dura" con "mucha contratación a tiempo parcial"

El secretario general de ELA, Txiki Muñoz, ha afirmado que la situación del desempleo y de los trabajadores es "muy dura" porque existe "mucha contratación a tiempo parcial", la desigualdad crece "y los salarios están cayendo". Además, ha advertido de que las estadísticas "se pueden maquillar".

El dirigente sindical se ha referido, de esta forma, a los datos del paro conocidos este martes que apuntan a que el número de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo de Euskadi se situó, al finalizar abril, en 167.441 personas, tras bajar en 3.964 desempleados, un 2,31% respecto al mes anterior.

En una entrevista concedida a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, Muñoz ha afirmado que en la crisis "se han destruido 100.000 puestos de trabajo y las cifras que aparecen, si nos quedamos con un mes, se puede descontextualizar el análisis porque los datos tienen que ser contrastados con lo que está pasando, está cayendo la población activa y, a partir de ahí, la estadística se puede maquillar".

"Se está incrementando mucho la contratación a tiempo parcial que tiene la particularidad de que, en lo que respecta a altas en la Seguridad Social, cada contrato a tiempo parcial es un alta. Una mujer que está sometida a cuatro contratos a tiempo parcial, figura cuatro veces dada de alta en la Seguridad Social", ha añadido.

En este sentido, ha señalado que "los Gobiernos son rehenes del día a día y no de la foto más estructural de lo que está pasando en el desempleo". "Si a eso se le suma que solo tres de cada diez desempleados tiene prestación contributiva de desempleo, la situación a partir de ahí es muy dura", ha indicado.

Reformas

El líder de ELA ha destacado que "las reformas que se han hecho, han debilitado profundamente los instrumentos de reparto, negociación colectiva y fiscalidad". "Se han hecho para que la salida de la crisis sea con más desigualdad social. Los datos dicen que la desigualdad está creciendo y que los salarios están cayendo", ha indicado.

A su juicio, "en la foto de la desregulación del mundo del trabajo, no hay límite". "Estamos muy preocupados porque la política de los gobiernos se ha corrido a la derecha. El desplazamiento a la derecha ha sido bestial en los últimos años y estamos muy preocupados porque no hay nadie que se atreva a poner freno", ha indicado.

En este sentido, ha recordado que en Gran Bretaña existe una modalidad contractual que se llama "contrato de cero horas" y teme que "que eso llegue a nuestra sociedad". "Los contratos a tiempo parcial son eso ya", ha añadido.

Por ello, ha advertido de que hay que "tener mucho cuidado con la estadística porque oculta una realidad interna en el mundo del trabajo, de una inmensa precariedad que se está extendiendo en estos momentos".

Txiki Muñoz cree los discursos de la recuperación "se basan en la complicidad con las políticas de fondo" y se ha preguntado "si se puede llamar democracia cuando no existe una política alternativa" porque, según se asegura, "gobierne quien gobierne, las políticas no pueden cambiar". "Y nuestros gobiernos nos dicen: 'no hay otra política posible que la que estamos haciendo'", ha indicado.

Barcina, Urkullu y Rajoy

El dirigente sindical ha recordado que "las políticas en el Estado español, las de Barcina, las de Urkullu y las de Rajoy son de disciplina presupuestaria". "Es la ortodoxia neoliberal más dura que hayamos padecido en los últimos 50 años. Eso es lo que se está aplicando", ha manifestado.

Por ello, ha exigido a los Ejecutivos "políticas que reduzcan las desigualdades en la sociedad", sin "poses mediáticas" a las que recurren porque existen elecciones a las que presentarse.

"Nos llama la atención la tremenda intolerancia del poder político, que es cómplice de esta situación, que trabaja para tapar esta situación y que busca de enemigo, de chivo expiatorio, a una organización que está trabajando para buscar un equilibrio distinto", ha concluido.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha