eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Sáenz de Santamaría apela a la unidad y reprocha a Podemos falta de grandeza

- PUBLICIDAD -
Sáenz de Santamaría apela a la unidad y reprocha a Podemos falta de grandeza

Sáenz de Santamaría apela a la unidad y reprocha a Podemos falta de grandeza

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha apelado hoy a la unidad de los demócratas en la lucha contra el terrorismo y ha reprochado a Podemos falta de "grandeza" por rechazar sumarse al pacto contra el terrorismo yihadista después de los atentados de París.

"Creo que Podemos se equivoca. Puede haber matices en la aproximación a las cosas como le ocurre a otros partidos pero hay determinados momentos en que hay que estar a la mayor", ha criticado.

En un foro organizado por el diario La Razón, Sáenz de Santamaría se ha mostrado sorprendida de que Podemos, en lugar de apostar por la unidad de los demócratas frente al terrorismo, "decida ser tan pequeño para no ir a la mayor" y se niegue a suscribir un pacto que da "tranquilidad" a los españoles.

"Se lo juzgarán las urnas. No lo entiendo", ha advertido.

Arropada por media docena de ministros, altos cargos y varios vicesecretarios del PP que han asistido al foro, la vicepresidenta no ha querido avanzar si España se sumará a una hipotética acción militar en Siria en ayuda de Francia.

"Nuestros socios saben que puede contar con España. Lo haremos siempre de la mano de las decisiones internacionales. Nuestra posición nunca ha sido dudosa en este tiempo y nunca lo va a ser", ha garantizado.

Para Sáenz de Santamaría, el Estado Islámico es el "objetivo" y la "prioridad" y Siria "el principal escenario a tener en cuenta", aunque ha negado de forma tajante que lo que se está viviendo sea una "batalla entre religiones".

"Aquí hay unos que somos los buenos y otros que no lo son y contra los que hay que utilizar los mecanismos que nos da la democracia", ha proclamado.

La vicepresidenta del Gobierno también se ha referido al desafío independentista en Cataluña, eclipsado en los últimos días por el impacto de la masacre de París.

Sáenz de Santamaría ha afirmado que el presidente en funciones de la Generalitat, Artur Mas, "no tiene ningún tipo de legitimación, ni política, ni legal, ni social, ni de ningún ámbito", para seguir adelante con el proceso independentista.

Ha confiado en que tras la resolución del Tribunal Constitucional (TC) contraria a la declaración independentista aprobada por Junts pel Sí y la CUP no se den más pasos, pero si así fuera, ha garantizado que el Gobierno tomará medidas.

"Desde la unidad y la fortaleza que nos está dando ir de la mano de otros partidos e instituciones, actuará en consecuencia", ha avisado a Mas.

Según la portavoz del Ejecutivo, en ese eventual escenario de desobediencia, se aplicará "solo la ley, pero si hay que aplicarla, toda la ley, que no quepa ninguna duda", para defender "la unidad de la nación, de la soberanía y de todo el orden democrático".

Tras evitar pronunciarse si el Gobierno podría recurrir al artículo 155 de la Constitución en caso de que no acataran al TC, Sáenz de Santamaría ha recordado a Mas que "tiene otras opciones", en alusión a que renuncie a seguir por la vía separatista.

"Otra cosa que las quiera o no", ha añadido la vicepresidenta, quien ha apuntado que no sería aconsejable que Mas pusiera a los catalanes en la tesitura de una etapa de inestabilidad.

Para Sáenz de Santamaría, la "debilidad" de Mas y de las formaciones soberanistas ha puesto de relieve que quienes "quieren desconectar con España, han perdido la conexión con Cataluña" y son incapaces de formar gobierno.

Ha subrayado que cada vez que ha habido elecciones en Cataluña en los últimos años, se ha puesto de manifiesto la "debilidad" del proceso soberanista y sus promotores "han ido perdiendo apoyos".

Ante los retos que afronta España, como el económico, la situación en Cataluña o la seguridad frente al terrorismo, Sáenz de Santamaría ha recomendado "evitar la incertidumbre".

"Es tiempo de seguridades, de certezas, de experiencia, de dar seguridad a todos los españoles", ha remarcado la portavoz del Gobierno.

Ha subrayado que los ciudadanos no se pueden conformar con lo hecho en los últimos cuatro años y que es preciso "consolidar el crecimiento". "Las reformas ya no son una opción", ha sostenido.

Entre las reformas que quedan por hacer, ha señalado la de dar sostenibilidad al Estado del bienestar; mejorar la calidad de los servicios públicos; la educación; lograr un crecimiento con calidad y avanzar en la regeneración democrática.

También ha expresado la necesidad de seguir modernizando las administraciones públicas después de que en los últimos cuatro años, se hayan cerrado 2.300 organismos públicos y se hayan ahorrado 30.000 millones de euros entre reducción de gastos y aumento de ingresos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha