eldiario.es

Menú

Diario Turing Diario Turing

La principal asesora de Obama en propiedad intelectual da el salto al lobby del copyright tecnológico

El compromiso ético que firmó Victoria Espinel al incorporarse a la administración norteamericana le impide ejercer labores de presión política durante al menos dos años

- PUBLICIDAD -
Microsoft anuncia una remodelación integral de su estructura organizativa

Microsoft, una de las empresas representadas por The Software Alliance. \ EFE

Victoria Espinel, hasta hace dos semanas principal asesora en materia de propiedad intelectual en la Casa Blanca, se convertirá en la presidenta y CEO a nivel internacional de uno de los más poderosos lobbies de la industria tecnológica americana: The Software Alliance, también conocido como BSA. A partir del 3 de septiembre, Espinel tomará las riendas del importante grupo que engloba a las más destacadas empresas del campo del software, entre las que se encuentran Microsoft, Dell, Apple, Oracle o Intel. Sin embargo, según publica Politico, el compromiso ético que firmó la ex asesora de Obama al incorporarse a la administración norteamericana le impediría ejercer labores de presión durante al menos dos años.

BSA invirtió cerca de 730.000 dólares en el primeros seis meses de este año solo para presionar sobre el Capitolio para la reforma de la Electronic Communications Privacy Act, un tema clave para la aplicación de derechos de autor dentro y fuera de Estados Unidos. El grupo, conocido como el lobby del copyright, también donó cerca de 35.000 dólares a los candidatos en el último ciclo electoral. Una cantidad que fue ligeramente superior en el caso de los republicanos, según los datos recogidos por el Center for Responsive Politics.

Espinel, primera asesora en materia de propiedad intelectual en la historia de Estados Unidos, tuvo un papel clave en la respuesta del Gobierno de Obama a los polémicos proyectos de ley antipiratería en el Congreso. Además, la exasesora reunió a los estudios de Hollywood, a los sellos discográficos y a los registradores de dominio para estudiar y valorar las diferentes iniciativas para terminar con la 'piratería'. También trabajó con anunciantes web para evitar las inversiones en páginas proveedoras de contenidos de descarga ilegal.

Su trayectoria como asesora de Obama durante cuatro años estuvo marcada por el polémico debate en el Congreso en torno a la desafortunada Ley SOPA (Stop Online Piracy Act) y su hermana menor en el Senado, la Ley de Protección de IP. La ex asesora fue una de las autoras de una carta abierta que expresaba la preocupación de la administración por terminar con la piratería, aunque sin dejar de proteger la libertad y la innovación en la Red. Por el momento, la administración norteamericana no ha cubierto el puesto que ha dejado vacante Espinel. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha