eldiario.es

9

Facundo Daranas Ventura

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 0

Breve historia de dos villancicos “nuestros”

En tiempo de Navidad «Santa Cruz de La Palma es toda un cantar. Santa Cruz de la Palma rezuma Navidad». Así dice la letra del villancico Pueblo Palmero compuesto por Manuel Pérez Rodríguez, profesor de Derecho de la ULPGC. Y es fiel reflejo de la realidad. Sus calles, plazas, templos y otros espacios sociales y culturales, para regocijo de propios y foráneos, se encuentran animadas a distintas horas del día y también de la madrugada por los Ecos sonoros de villancicos que Anuncian la Navidad. Villancicos que tienen distinta procedencia y origen y su presencia en esta isla obedece a distintas causas. Unos, los menos, son obra de autores locales. La mayoría, no. Proceden estos últimos del folclore navideño de diversas comunidades autónomas. Los hay castellanos, gallegos, asturianos, catalanes, murcianos, andaluces, aragoneses… y se entonan año tras año.

La repetición cada año de estos villancicos; la repetición de una misma letra y música incluso en una misma tonalidad, a lo largo de tres generaciones durante más de setenta años, Navidad tras Navidad, ha propiciado que en Santa Cruz de La Palma este hecho haya creado hábitos y costumbres que hunden sus raíces en nuestra temprana infancia, que se viva de modo activo y participativo durante la juventud, que se disfrute en la madurez, se añore en la distancia e, incluso, nos satisfaga el hecho de que trascienda la propia isla y que se lleve y se dé a conocer en otros municipios de Canarias como algo propio, como una singular manera de vivir nuestra Navidad. Estos villancicos vinieron ayer para quedarse y hoy forman parte de nuestro acervo cultural y patrimonio musical navideño.

Seguir leyendo »

La capa de san Francisco y los terciarios franciscanos en Cuba

Uno de los episodios más conocidos de la vida de san Francisco es el que hace referencia a la donación de su propia capa a un pobre. Del tema se han hecho varias representaciones en el campo del arte y podría tener su antecedente en otro similar atribuido a san Martín de Tours (Francia), quien, en el siglo IV, partió su capa por la mitad para dársela a un mendigo. La otra mitad pertenecía al ejército romano donde servía. Más tarde se le apareció Jesús con la capa del mendigo. De ambos se han hecho representaciones en el arte por diversos artistas, v.gr. Giotto.

Por ello no es de extrañar que a la talla de san Francisco que se venera en el vecino templo de su nombre se le sobreponga una capa durante su festividad, por otro lado necesaria, ya que al tratarse de una talla concebida para retablo, la labra de su parte trasera no presenta la misma calidad en su ejecución y acabado que la delantera. Así, el disponer de esta capa en las mejores condiciones fue, en un determinado momento, objeto de especial preocupación por los miembros de la Orden Tercera de Santa Cruz de La Palma.

Seguir leyendo »

Calle Sacerdote Juan Pérez Álvarez

Con mucho gusto y responsabilidad accedo a la petición que me ha hecho la Real Sociedad Cosmológica de escribir sobre la calle donde vivo, en el entorno donde me crié y jugué de pequeño, donde jugaron mis hijos y donde ahora también lo hace mi nieta. En estos momentos dos somos los vecinos más antiguos de la misma: Sani García, hija de Felipe, el del Club, y yo. 

El entorno 

Seguir leyendo »