eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Francisco Castejón

Doctor en Físicas por la Universidad Complutense de Madrid y especialista en temas de energía tanto profesionalmente como en sus actividades de voluntariado. En el campo profesional se dedica a la investigación energética y ha trabajado en Caradache (Francia) y en Kharkov (Ucrania). Ha participado en varios grupos de expertos europeos y ha sido líder de varios proyectos internacionales de investigación así como de varios proyectos del Plan Nacional. Cuenta con más de 130 publicaciones en revistas internacionales y con más de 250 presentaciones a congresos y conferencias internacionales, y ha dirigido once tesis doctorales.

Es miembro de la ONG Acción en Red, de la Comisión de Energía de Ecologistas en Acción, en la que oficia de portavoz de campañas antinucleares, y de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético. Colabora habitualmente en las revistas “El Ecologista” y “Página Abierta” y en la web Pensamiento Crítico (www.pensamientocritico.org). Es autor del libro “¿Vuelven las Nucleares?”, publicado por Talasa en 2004. Además. Ha participado en numerosas campañas en defensa del medio ambiente, contra la construcción de cementerios nucleares, a favor de las renovables y por el cierre de las nucleares.

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 23

Ante el sexto aniversario de Fukushima: abandonemos la energía nuclear

El pasado 11 de marzo se cumplía el 6º aniversario del accidente de Fukushima-Daiichi, tan grave como el de Chernóbil, aunque de características diferentes. Las consecuencias del accidente persisten y la situación todavía no están controladas.

Por un lado, no se conoce a ciencia cierta el estado de los reactores números 1, 2 y 3, aunque se sabe que están fundidos. Se han introducido tres robots en el reactor número 2 para averiguar el estado y posición del núcleo del reactor, pero no han podido soportar las altísimas dosis de radiactividad y han dejado de funcionar a las pocas horas. La dosis registrada en ese reactor oscila entre los 500 y 650 Sv/h (Sievert por hora), suficiente para matar un a persona en pocos segundos.

Seguir leyendo »

La energía nuclear en aniversarios desgraciados

A lo largo de la historia de las sociedades industriales ha habido múltiples desarrollos tecnológicos que no han triunfado, que intentaron introducirse en la sociedad pero que fueron orillados. Cuando un nuevo desarrollo tecnológico incumple sus promesas, es decir, no proporciona todo el bienestar social que de él se espera, lo normal es que paulatinamente vaya apartándose hasta acabar desterrado. Tal ocurrió, por ejemplo, con el avión supersónico Concorde, que vio su final debido a su elevado precio y al accidente que sufrió el 25 de julio de 2000, el único en 27 años de servicio.

Sin embargo, con la energía nuclear esto no parece ser así. Se trata de una tecnología cara que ha sufrido varios accidentes graves y a pesar de los cuales sigue contando con apoyos y algunos agentes políticos y económicos se resisten manifiestamente a abandonarla. Se cumplen estos meses los aniversarios de los tres accidentes más graves acontecidos en centrales nucleares: 11 de marzo de 2011 en Fukushima (Japón), 29 de marzo de 1979 en Harrisburg (EEUU) y 26 de abril de 1986 en Chernobil (Ucrania). Además de estos se han producido algunos más con víctimas mortales y un sinnúmero de incidentes de gravedad diversa. Los tres grandes accidentes citados serían suficientes por sí mismos para calificar una actividad industrial de inaceptablemente peligrosa, sobre todo teniendo en cuenta que existen alternativas menos lesivas que la nuclear para producir electricidad. Además, el riesgo nuclear es inherentemente antidemocrático, porque unos pocos deciden sobre el riesgo que debe asumir el grueso de la población y se benefician de las actividades que genera ese riesgo.

Seguir leyendo »