Castilla-La Mancha Opinión y blogs

Sobre este blog

La portada de mañana
Acceder
España, epicentro de los incendios más salvajes de Europa
Núñez Feijóo: no a todo con mejores palabras que Casado
Opinión – El invento para ser real, por Elisa Beni

Trazas de neumáticos fuera de uso pueden servir para materiales de fabricación con menos huella hídrica

0

El proyecto NeumaticOUT de la Universidad de Alcalá ya ha obtenido algunos resultados preliminares de las investigaciones que realiza para darle utilidad a los neumáticos de fuera de uso (NFU). Entre ellos, apunta a la posibilidad de que puedan servir para materiales de fabricación con mejor uso de agua y, por tanto, con menor huella hídrica. Concretamente, trazas de estos productos pueden servir como sustituto del árido natural para la fabricación de morteros de albañilería, dotándoles de ciertas propiedades útiles para la edificación como una menor absorción de agua, menor peso específico y menor conductividad térmica.

Por otro lado, estos residuos también están siendo utilizados para la fabricación de placas y paneles prefabricados de yeso y escayola, con el objetivo de aligerar el peso de estos materiales y mejorar su comportamiento frente al agua.

Dado que el NFU se trata de un residuo con componentes potencialmente tóxicos, lo cual no quiere decir que este categorizado como residuo peligroso, la forma más correcta de reincorporarlo es inmovilizarlo en materiales que estén sometidos a unas condiciones que impidan su descomposición en microplásticos.

Su uso en una matriz de material para construcción permite además que, el porcentaje de los áridos pase a ser sustituido por material recuperado del neumático, que tiene un proceso de transformación con un impacto ambiental mucho menor.

Al sustituir un porcentaje de material mineral por material procedente de NFUs, se evita parte de la explotación minera con todo lo que tiene asociado: el transporte de material, emisiones producidas en la fabricación del producto y la energía necesaria durante todo el proceso hasta llegar al usuario final.

Nuevas acciones de extracción

Mientras se realizan las investigaciones, NeumaticOUT continua con sus acciones de extracción de neumáticos en entornos marinos. Este fin de semana ha arrancado con una nueva acción en Ceuta, donde un grupo de estudiantes voluntarios realiza una actividad de ciencia ciudadana recogiendo y caracterizando residuos en la cala del Desnarigado.

La Universidad de Alcalá desarrolla el proyecto “NeumaticOUT” con la colaboración de la Fundación Biodiversidad, del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, a través del Programa Pleamar, cofinanciado por el FEMP (Fondo Europeo Marítimo y de Pesca). Se trata de una iniciativa para contribuir a la reducción de agentes contaminantes que rodean el litoral español en espacios de Red Natura 2000, enmarcada en el ODS 14 de la Agenda 2030: Conservar y utilizar sosteniblemente los océanos, mares y recursos marinos.

El pasado mes de abril el proyecto NeumaticOUT desarrolló otra recogida de residuos en La Gomera, donde fueron retirados 750kg de residuos de un total de 436 objetos recogidos, entre los que se encontraron casi 50 neumáticos. Las bolsas de plásticos fueron el residuo más frecuente, del total recogido en la playa de La Guancha por parte del voluntariado de la Universidad de Alcalá.

El proyecto NeumaticOUT de la Universidad de Alcalá ya ha obtenido algunos resultados preliminares de las investigaciones que realiza para darle utilidad a los neumáticos de fuera de uso (NFU). Entre ellos, apunta a la posibilidad de que puedan servir para materiales de fabricación con mejor uso de agua y, por tanto, con menor huella hídrica. Concretamente, trazas de estos productos pueden servir como sustituto del árido natural para la fabricación de morteros de albañilería, dotándoles de ciertas propiedades útiles para la edificación como una menor absorción de agua, menor peso específico y menor conductividad térmica.

Por otro lado, estos residuos también están siendo utilizados para la fabricación de placas y paneles prefabricados de yeso y escayola, con el objetivo de aligerar el peso de estos materiales y mejorar su comportamiento frente al agua.