Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.

El espacio político de la España Vaciada reflexiona tras la pérdida de apoyos y mira de nuevo al municipalismo

Acto electoral de Existe con los cabezas de lista a las europeas

Antonio Vega / Carmen Bachiller

4

El espacio político de la España Vaciada se encuentra inmerso en un debate y reflexión tras los últimos varapalos electorales, el fiasco de las elecciones europeas donde apenas superaron por poco los 40.000 votos en toda España y su desaparición de las Cortes Generales tras las elecciones del 2023. Su dispar resultado en las autonómicas y municipales, con algunos buenos resultados y otros por debajo de las expectativas sitúan al espacio en la reflexión tras vivir unos años de auge mediático y político. “El espacio político existe y la reivindicación es justa y razonable pero es cierto que los ciudadanos no nos han dado su apoyo y hay que reflexionar cómo seguir y de qué manera”, señala Ángel Ceña, cabeza visible de Soria Ya.

El gran éxito político de la España Vaciada lo ejemplifica Teruel Existe cuando logra un diputado nacional y tres senadores en las elecciones generales del 2019 y son claves para la investidura de Pedro Sánchez, con amenazas incluidas por su apoyo. A su éxito le sigue el de Soria Ya en las elecciones autonómicas de Castilla y León en febrero de 2022, donde logran tres de cuatro diputados autonómicos por esa provincia con un éxito electoral incontestable.

Tanto Teruel Existe como Soria Ya eran organizaciones sociales de larga trayectoria que reivindicaban una mejora de la situación de sus territorios de origen, especialmente afectados por la despoblación. Para ello se lanzaron a la competición electoral con éxito e imponiendo incluso en la agenda del país la existencia de un problema en la España rural y más despoblada, que merecía la atención de los demás partidos e incluso de las grandes empresas que no dudaron en usar la España Vaciada como elemento de sus mensajes publicitarios. Todo en medio de un contexto de pandemia donde el mundo rural se ponía en valor en contraposición de los problemas de las ciudades y el ensayo la España Vacía de Sergio del Molino, editado en 2016, arrasaba como referencia del tema.

A estas plataformas se unieron otras con mayor o menor trayectoria como Cuenca Ahora, Jaén Merece Más o la extensión de Aragón Existe. Entre todas fundaron incluso un partido político, llamado España Vaciada, como elemento político que se pudiera usar en provincias sin movimientos locales tan fuertes. El primer intento fue en varias provincias de las autonómicas de Castilla y León en 2022, pero se quedaron lejos del resultado que sí consiguió en solitario Soria Ya.

En las elecciones autonómicas y municipales del 2023 lo volvieron a intentar, pero con resultados dispares. En Aragón lograron el mejor resultado, con representación autonómica y local muy destacada de Teruel y Aragón Existe, pero en Soria el resultado de Soria Ya fue más discreto porque renunció a competir por la capital donde el PSOE revalidó su mayoría absoluta. Jaén Merece Más logró entrar en el Ayuntamiento de la capital y Cuenca Ahora logró tres pequeñas alcaldías y apenas nueve concejales.

El pasado viernes Soria ¡Ya!, Teruel Existe, Aragón Existe y Cuenca Ahora mantuvieron una reunión “interna” para analizar lo ocurrido en las europeas. De allí ha salido la decisión de convocar para finales de julio o principios de agosto una Conferencia Política y en septiembre habrá asamblea de la Revuelta de la España Vaciada, el movimiento social asociado a estos partidos.

Fiasco de las europeas

Existe, la coalición electoral que buscaba luchar contra el “abandono institucional”, se quedó muy lejos de sus objetivos en las pasadas elecciones europeas. Apenas logró 40.107 votos, quedando en la tabla alta del conjunto pero por debajo de Ciudadanos o Frente Obrero. Sus resultados solo destacaron en Zaragoza y Teruel (donde lograron casi cuatro de cada diez votos totales) y en Soria, donde las plataformas locales son más fuertes. Pero aún así quedaron por debajo de las expectativas locales y los principales partidos.

Tomás Guitarte, cabeza de lista de la coalición y exdiputado nacional lamentó tras las elecciones el resultado el resultado, “Se ha confirmado lo que avanzaban los sondeos, que se iba a votar en clave nacional. Creo que hemos dado un paso adelante, hemos cubierto una etapa que sentíamos la obligación de intentar. Teníamos la obligación moral de intentarlo todo en defensa de Teruel, de Aragón y de la España vaciada. Queríamos que se supiese que en esta España actual hay problemas que pueden tener solución”.

Según su versión sobre lo ocurrido, “no hemos sido capaces de romper la polarización que se ha instalado en la vida política, que ha sido todavía más acusada en estas elecciones”. Pero insistía en el futuro del proyecto, “Que esperamos que se consolide, porque podemos aportar un espacio político que intente romper esa polarización que tanto perjudica a este país”.

Desde Soria Ya su diputado autonómico Ángel Ceña también reconocía el mal resultado, “Han sido malos, como proyecto a nivel nacional porque queríamos alcanzar el 1,4% para tener un eurodiputado y no hemos llegado y nos hemos quedado muy lejos”. “O no hemos sabido transmitir el mensaje o no hemos tenido tiempo de transmitirlo”, se lamentaba en declaraciones a este medio.

Ceña cree que la bajada del apoyo en concreto en la provincia soriana, donde fue cuarta fuerza política detrás de PP, PSOE y Vox, se puede haber debido a que “ha sido muy difícil explicar que Soria Ya se presentaba como Existe, que solos no podíamos alcanzar el 1,4% de votos”. “Igual no hemos tenido tiempo suficiente para explicar este proyecto y que se entendiera de una manera razonable”, señala.

David Cardeñosa, coordinador provincial de Cuenca Ahora, explica por su parte que tras el 9J “el mensaje es el de determinación absoluta” y rechaza que vaya a suponer un paso atrás en los objetivos sociales y políticos contra la despoblación. “Si se piensa la gente que Cuenca Ahora se va a disolver como un azucarillo, se equivoca de medio a medio”.

David Cardeñosa, que es concejal en Tarancón, la segunda localidad más poblada de Cuenca, reconoce que “éramos conscientes de que era muy complicado”. Y lo era no solo por la polarización de la campaña electoral entre dos grandes bloques políticos que dejaron sin posibilidades de debate a las opciones relacionadas con la lucha contra la despoblación, sino por la “confusión” que sigue generando la forma de configurar esta alternativa política en España.

Cardeñosa reconoce que la espantada del partido político España Vaciada - la marca que identifica de forma más precisa al movimiento-, ha podido influir en los resultados. “Ellos representan a aquellas provincias en Castilla y León como Burgos, León, Palencia o Zamora sin formaciones históricas relacionadas con la despoblación, y también a Asturias, Almería y La Rioja” y decidieron no integrarse en una candidatura conjunta. “No puedo decir que el planteamiento inicial de la coalición fuese el más maravilloso o que la campaña fue brillante. Hay que admitir errores, intercambiar opiniones y tomar decisiones”, comenta.

Una pelea interna discreta por las listas que se saldó en división

Uno de los factores que ha podido influir en los resultados ha sido la pelea interna que se ha producido en el movimiento, que llevó al partido España Vaciada a no participar de las elecciones europeas. Este partido formaba una federación junto a Teruel Existe, Soria Ya, Cuenca Ahora, Aragón Existe, que se rompió en el proceso electoral para las europeas. El partido anunciaba el 14 de enero que trabajaba junto a sus socios en una candidatura “que refleje las realidades y desafíos específicos de las zonas despobladas a los que se enfrentan las comunidades rurales y los habitantes de las ciudades pequeñas, y que necesitan un impulso en las políticas de la Unión Europea”. Tres meses más tarde informaba en un escueto comunicado que “Tras un intenso trabajo de meses en el proyecto de una candidatura junto a otros partidos de los territorios olvidados, hemos decidido no participar en este proceso electoral al no conseguir un acuerdo que garantice el tratamiento igualitario de todos los territorios, aspecto fundamental y fundacional de nuestro partido”.

Las desavenencias por la configuración de las listas fueron uno de los motivos de la ruptura del partido nacional que impulsaron los movimientos locales, que se vieron abocados a una coalición electoral, que denominaron Existe ante la ruptura. “Esperamos y deseamos un gran resultado a quienes defiendan los territorios de nuestro país que menos vida tienen porque como siempre decimos y defendemos: ”ser menos no resta derechos“, incidían en su explicación de lo sucedido. Sergio Díez, secretario de organización de España Vaciada, reconoce ante la ruptura que desde el partido ”no veíamos claro como se estaban haciendo las cosas para las europeas, en la que empezaban a primar cuestiones de la política tradicional como puestos en las listas“, además de estar más limitados como organización política por culpa de las sucesivas convocatorias electorales, lo que motivó su rechazo.

Y en la coalición electoral desaparecía la palabra 'Vaciada' por un nuevo concepto, 'olvidada', como mostraban los carteles de Tomás Guitarte, que encabezó la papeleta electoral. La retirada de España Vaciada de la marca “nos obligó a utilizar otra marca distinta a la de la España Vaciada para que la coalición pudiera presentarse y pasar el filtro del Ministerio del Interior” y eso, explican, “ha podido confundir”.

Cardeñosa reconoce que la espantada del partido político España Vaciada - la marca que identifica de forma más precisa al movimiento-, ha podido influir en los resultados. “Ellos representan a aquellas provincias en Castilla y León como Burgos, León, Palencia o Zamora sin formaciones históricas relacionadas con la despoblación, y también a Asturias, Almería y La Rioja” y decidieron no integrarse en una candidatura conjunta. Y señala sobre la futura relación con el partido España Vaciada “Sinceramente no creo que estén todos los puentes rotos porque en el fondo las problemáticas son las mismas. En todo caso queda hacer ronda de contactos y un análisis lo más objetivo posible”. Desde el partido España Vaciada señalan que su trabajo sigue adelante, “preferimos centrarnos en los pequeños núcleos y seguir por ahí. Seguimos trabajando con nuestros cargos públicos y con aquellos independientes que se han acercado a nosotros”.

David Cardeñosa, que es concejal en Tarancón, la segunda localidad más poblada de Cuenca cree que “el futuro de los movimientos de la España vaciada pasa más por el municipalismo que por el nacionalismo electoral”. Y se refiere a apostar, sobre todo, por concurrir a comicios municipales y autonómicos y no tanto a otro tipo de elecciones. Cuenca Ahora ya rechazó presentarse a las elecciones generales del 23J. “En los ámbitos nacional y supranacional la gente se sigue echando en brazos de partidos tradicionales. Cuanto más te alejas del territorio, los votos son inversamente proporcionales”. Y Ángel Ceña, de Soria Ya, apunta igualmente, “Lo probable es que Soria Ya siga concurriendo en solitario aunque otra cosa son los pactos posteriores, que serán de forma natural con nuestros socios”. Cardeñosa lo tiene claro, “Yo afronto el futuro pensando en echarle gasolina al coche y recorrer los pueblos para que en todos haya una lista electoral en 2027”. 

Etiquetas
stats