El vicepresidente de Castilla y León apuesta por la Comunidad como “una región maternal” con la mujer como “portadora y dadora de vida”

Juan García-Gallardo en una imagen de archivo.

Laura Cornejo


19

El vicepresidente de la Junta, Juan García-Gallardo, ha presentado en una comisión en las Cortes las líneas de su trabajo, a pesar de que carece de cartera propia. Sin tener Vox la Consejería de Familia o de Economía, ha apostado por Castilla y León como una “región maternal” y ha reivindicado la figura de las mujeres como “dadoras y portadoras de vida” para abordar la “emergencia demográfica” y establecer como “política prioritaria” el “apoyo a la maternidad”.

García-Gallardo se ha apoyado en el dato de que en 2021 no se produjeron nacimientos en más de la mitad de los municipios de Castilla y León y ha recriminado que haya quienes se lamentan de la pérdida de población mientras fomentan “la cultura de la muerte, con leyes de eutanasia y de aborto libre”.

Ha recordado que “la familia es el principal núcleo de socialización del ser humano, sobre el cual se sostiene la sociedad” y que goza de protección social, económica y jurídica en la Constitución“ por lo que la ”perspectiva de familia estará presente en todas las iniciativas legislativas y gubernamentales de la Junta de Castilla y León“ y será ”el eje transversal de toda política pública tanto en fiscalidad, prestaciones sociales, criterios para la contratación pública, entre otros“. También ha asegurado que la familia recibe ”ataques incesantes“.

“Tenemos que ser capaces de revertir esa brecha maternal, para que la maternidad no sea un impedimento para la promoción de la mujer en la sociedad”, insistió. “Castilla y León se convertirá, ahora más que nunca, en una región maternal. Un región que apuesta por la vida. Una región de mujeres madres y trabajadoras”, ha insistido.

Para fomentar la natalidad en el mundo rural la Junta elevará hasta el 40% la deducción autonómica por nacimiento o adopción en el IRPF y se crearán nuevas ayudas a la natalidad en función del número de hijos, hasta 2.500 euros por cada uno, aplicando garantías correspondientes para asegurar su efectividad. El fomento de la conciliación, pilar fundamental para el cuidado y desarrollo de las familias, también será “punto estratégico” de acción de gobierno: se habilitará para ello un crédito de casi 3 millones de euros, ampliable hasta los 10 millones, a través del Bono Concilia que proporcionará 750 euros por cada menor de la unidad familiar de entre 0 a 3 años.

Aunque Vox tampoco tiene la Consejería de Educación, el vicepresidente se ha referido al objetivo de “garantizar un modelo educativo basado en el mérito, esfuerzo y capacidad, dirigido a la excelencia y generador de oportunidades y libre de imposiciones ideológicas, preservando el derecho de los padres a que sus hijos reciban formación religiosa y moral de acuerdo con sus propias convicciones”. Así ha rechazado el “adoctrinamiento”, la manipulación política y la “ideología de género” en los colegios, algo que según el presidente, Alfonso Fernández Mañueco, no se da en Castilla y León. Además, el vicepresidente ha señalado la gratuidad de la enseñanza de cero a tres años en toda la región, y la libre elección de centro.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats