Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Las escuelas de canto esperan superar el "modo supervivencia" en este curso

Las escuelas de canto esperan superar el "modo supervivencia" en este curso
Madrid —

0

Madrid, 18 sep (EFE).- Las escuelas de canto y teatro musical han tenido que echar mano de imaginación para adaptarse y permanecer abiertas en medio de la pandemia, y ahora esperan que la evolución del virus les permita este curso superar su actual modo de supervivencia y poder volver a trabajar en condiciones.

Hasta ahora, han venido sobreviviendo con soluciones como las clases por videollamada, el intercambio de profesores o el préstamo de aulas entre ellas para salir adelante.

"A veces me preguntan cómo estoy, ahora digo que sobreviviendo, el año que viene espero decir que bien" explica a Efe Coral Antón, dueña de una escuela musical. Estos docentes esperan incrementar el número de alumnos, organizar más clases presenciales y que sus estudiantes puedan participar en sus presentaciones de fin de curso.

Su escuela de teatro musical "perdió el 40 % de su alumnado durante la cuarentena", asegura. Al igual que otros profesores de teatro musical y canto afirma que sus estudiantes ya no podían permitirse pagar las clases y a otros, especialmente los más mayores, no les gustaban las clases por internet.

En el momento en que empezó la cuarentena en marzo del año pasado, los profesores de canto y teatro musical se adaptaron rápidamente para continuar dando sus clases por videollamada, aunque las clases perdían calidad al hacerse virtualmente.

María Zapata, profesora de canto de la academia "Katarina Gurska" explica a Efe: "el problema de las clases por videollamada es que los micrófonos de los ordenadores de mis estudiantes no recogían todos los armónicos y me resultaba más difícil dar las clases".

En la escuela de teatro musical "María Beltrán", Kun Beltrán comenta a esta agencia que se fomenta la tormenta de ideas entre alumnos pero cuando sus clases se hacían por videollamada los estudiantes "no se animaban tanto a compartir".

Pero también hay aspectos positivos. Los profesores resaltan que los alumnos que sí continuaron estas clases por internet durante la cuarentena indicaban que estas les permitían escapar de la realidad y mejorar su estado mental. Blanca López, estudiante de canto, explica por ejemplo que sus clases durante la cuarentena eran una "distracción de la pandemia" y "una parte divertida de su rutina".

Además, algunos de los profesores admiten que las clases virtuales les han hecho darse cuenta de que pueden extenderlas a personas de todo el mundo, ayudándoles a seguir adelante. "Hemos visto que gracias a la tecnología podemos dar clases a gente de otras partes de España e incluso América Latina", señala Kun Beltrán.

Muchas clases presenciales de teatro musical y canto se retomaron en septiembre del año pasado pero cumpliendo las medidas sanitarias impuestas por el Gobierno.

"En las clases de este curso teníamos que llevar mascarilla, usar gel hidroalcohólico y mantener la distancia de seguridad con el profesor", explica Blanca López.

Coral Antón dice que aunque han recuperado algunos alumnos en las clases presenciales, "las escuelas han tenido que reducir el aforo de sus clases para seguir las restricciones", cosa que no ayuda a su situación económica.

Los estudiantes y profesores agradecen poder tener contacto directo entre ellos, aunque opinan que algunas de las restricciones sanitarias perjudican a la calidad de la enseñanza.

Por ejemplo, María Zapata comenta que le gusta poner su mano sobre el diafragma de los alumnos para decirles como mejorar la respiración cuando cantan, y ahora no puede hacer eso.

Algunas escuelas de canto y teatro musical han sobrevivido alquilando sus salas para otro tipo de clases. "Estuvimos alquilando nuestras aulas para clases de inglés una temporada", indica Kun Beltrán.

Todos los profesionales se lamentan de la ausencia de ayudas como entidades privadas. "Algunas escuelas hemos salido adelante formando una comunidad y ayudándonos los unos a los otros", explica Coral Antón.

Sofía Almendro

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats