Certificado COVID: qué es y cómo funciona

elDiario.es

0

Ante la subida de los contagios y la incidencia, las comunidades autónomas están empezando a tomar medidas contra el coronavirus. Con la idea de evitar restricciones, la mayoría está recurriendo al pasaporte COVID, en el que aparece un código QR que dice si la persona se ha vacunado, ha pasado la enfermedad o tiene una prueba negativa. Con esto, el objetivo es centrar las exigencias en los no vacunados e incentivarlos a hacerlo.

Qué comunidades han implantado el pasaporte COVID y para qué se necesita

Saber más

El pasaporte COVID tiene de momento una validez de 12 meses cuando el usuario lo obtenía tras haber sido inmunizado contra el coronavirus. Sin embargo, Bruselas anunció esta semana su pretensión de que este título caduque a los nueve meses, si el destinatario del mismo no se ha puesto una dosis de refuerzo de la vacuna –que tendrá que recibirse a los tres meses de haber completado la pauta para aquellos que se hayan pinchado con AstraZeneca o Janssen, o a los seis, para los que lo hayan hecho con Moderna o Pfizer–.

Ser titular del pasaporte COVID garantiza la posibilidad de viajar libremente e incluso de entrar a determinados espacios. En España, los gobiernos regionales son autónomos para exigirlo en interiores, pero siempre que los tribunales den su visto bueno para ello. No obstante, ya son varios los que están pidiendo que no haga falta esta aprobación para implementar esta medida.

Por comunidades, Galicia, Aragón, Catalunya, Navarra, Baleares, Comunitat Valenciana y Murcia ya cuentan con el aval de sus tribunales superiores de Justicia para imponer el pasaporte COVID en sus territorios y poder acceder a determinados espacios. Las cuatro primeras lo han implementado en hostelería o en ocio nocturno.

Baleares además de en los locales de ocio nocturno, lo ha añadido a las condiciones para acceder a las residencias de mayores, lugar para el que también lo pedirá Catalunya, aunque allí no será obligatorio para ningún escenario al menos hasta el 29 de noviembre, por el colapso de la web al descargarlo. Galicia lo ha extendido también para los albergues de peregrinos o para las visitas en los hospitales y la Región de Murcia para clientes de locales que alcancen el 100% de aforo. 

Mientras estas siete comunidades ya han aprobado el uso obligatorio del pasaporte COVID en determinadas situaciones, la Comunitat Valenciana, Canarias y Euskadi están pendientes de la decisión de la Justicia y Andalucía y Castilla y León continúan estudiando su aplicación. El resto –La Rioja, Comunidad de Madrid, Castilla-La Mancha, Asturias, Cantabria y Extremadura– no se plantean por el momento imponerlo.

El certificado COVID lleva funcionando en España desde el pasado 1 de julio, pero con la llegada de la tercera dosis, surgen dudas de qué cambios hay o si, por ejemplo, se actualizará automáticamente o no con este pinchazo de refuerzo. También en aquellos que han pasado la enfermedad y solo han recibido un pinchazo, aparece la pregunta de si necesitan los dos para países en los que es obligatorio o si es suficiente con uno. A continuación respondemos a esas y otras claves sobre este pasaporte.

¿Qué es el certificado COVID?

Se trata de un documento que acredita que la persona que lo posee ha sido vacunada contra la COVID-19, se ha recuperado de ella o tiene una prueba negativa de las últimas 48 a 72 horas, según esté establecido en el lugar en cuestión. Este certificado contiene el nombre y la fecha de nacimiento del titular, la fecha de emisión o información sobre la vacuna, la prueba diagnóstica o la recuperación, además de un identificador –código QR– único. El que lo tenga puede viajar entre países de la UE o acceder a áreas determinadas en las que es requerido. Es gratuito y puede obtenerse tanto en formato electrónico como en papel.

¿Quién puede obtenerlo?

El certificado COVID podrán recibirlo quienes se hayan vacunado en España –con una dosis aquellos que hayan pasado la enfermedad o se les haya inoculado Janssen y con dos los que no–, quienes hayan tenido la COVID-19 y puedan documentarlo con una PCR positiva hecha al menos 11 días antes de solicitarlo, o también las personas que hayan obtenido un resultado negativo en un test de antígenos, con 48 horas de antelación, o en una PCR, con 72 horas.

¿Dónde se puede adquirir?

El certificado lo expiden las autoridades generales. En el caso de España, suelen ser las comunidades, aunque también puede solicitarse de forma electrónica a través de la web del Ministerio de Sanidad.

¿Tengo que solicitarlo yo o puede hacerlo alguien por mí?

El interesado no tiene por qué ser quien solicite el certificado; de hecho, puede hacerlo una tercera persona por representación, tutela o curatela –la guarda de los adultos incapacitados– siempre que aporte la documentación necesaria para acreditar su papel y firme una declaración responsable sobre su veracidad y actualización.

¿Qué pasa si tengo la pauta completa con una dosis y el país al que viajo exige dos?

Aunque en España se considere que con una sola dosis se obtiene la pauta completa si se ha pasado la COVID-19, en otros países a pesar de ello exigen tener las dos dosis e, incluso, una prueba PCR o de antígenos antes de viajar. En ese caso, habría que obtener los dos pinchazos antes de ir al lugar en cuestión.

Y con la llegada de la tercera dosis, ¿tengo que volver a bajarlo?

Al vacunarse con la dosis de refuerzo, para que el pasaporte COVID tenga validez incluyendo este nuevo pinchazo, los propietarios del mismo deberán descargarlo de nuevo, según han confirmado fuentes sanitarias a elDiario.es. Una vez completado ese proceso, volverá a estar de nuevo en vigor.

Ante la subida de los contagios y la incidencia, las comunidades autónomas están empezando a tomar medidas contra el coronavirus. Con la idea de evitar restricciones, la mayoría está recurriendo al pasaporte COVID, en el que aparece un código QR que dice si la persona se ha vacunado, ha pasado la enfermedad o tiene una prueba negativa. Con esto, el objetivo es centrar las exigencias en los no vacunados e incentivarlos a hacerlo.

Qué comunidades han implantado el pasaporte COVID y para qué se necesita

Saber más

El pasaporte COVID tiene de momento una validez de 12 meses cuando el usuario lo obtenía tras haber sido inmunizado contra el coronavirus. Sin embargo, Bruselas anunció esta semana su pretensión de que este título caduque a los nueve meses, si el destinatario del mismo no se ha puesto una dosis de refuerzo de la vacuna –que tendrá que recibirse a los tres meses de haber completado la pauta para aquellos que se hayan pinchado con AstraZeneca o Janssen, o a los seis, para los que lo hayan hecho con Moderna o Pfizer–.

Ser titular del pasaporte COVID garantiza la posibilidad de viajar libremente e incluso de entrar a determinados espacios. En España, los gobiernos regionales son autónomos para exigirlo en interiores, pero siempre que los tribunales den su visto bueno para ello. No obstante, ya son varios los que están pidiendo que no haga falta esta aprobación para implementar esta medida.

Por comunidades, Galicia, Aragón, Catalunya, Navarra, Baleares, Comunitat Valenciana y Murcia ya cuentan con el aval de sus tribunales superiores de Justicia para imponer el pasaporte COVID en sus territorios y poder acceder a determinados espacios. Las cuatro primeras lo han implementado en hostelería o en ocio nocturno.

Baleares además de en los locales de ocio nocturno, lo ha añadido a las condiciones para acceder a las residencias de mayores, lugar para el que también lo pedirá Catalunya, aunque allí no será obligatorio para ningún escenario al menos hasta el 29 de noviembre, por el colapso de la web al descargarlo. Galicia lo ha extendido también para los albergues de peregrinos o para las visitas en los hospitales y la Región de Murcia para clientes de locales que alcancen el 100% de aforo. 

Mientras estas siete comunidades ya han aprobado el uso obligatorio del pasaporte COVID en determinadas situaciones, la Comunitat Valenciana, Canarias y Euskadi están pendientes de la decisión de la Justicia y Andalucía y Castilla y León continúan estudiando su aplicación. El resto –La Rioja, Comunidad de Madrid, Castilla-La Mancha, Asturias, Cantabria y Extremadura– no se plantean por el momento imponerlo.

El certificado COVID lleva funcionando en España desde el pasado 1 de julio, pero con la llegada de la tercera dosis, surgen dudas de qué cambios hay o si, por ejemplo, se actualizará automáticamente o no con este pinchazo de refuerzo. También en aquellos que han pasado la enfermedad y solo han recibido un pinchazo, aparece la pregunta de si necesitan los dos para países en los que es obligatorio o si es suficiente con uno. A continuación respondemos a esas y otras claves sobre este pasaporte.

¿Qué es el certificado COVID?

Se trata de un documento que acredita que la persona que lo posee ha sido vacunada contra la COVID-19, se ha recuperado de ella o tiene una prueba negativa de las últimas 48 a 72 horas, según esté establecido en el lugar en cuestión. Este certificado contiene el nombre y la fecha de nacimiento del titular, la fecha de emisión o información sobre la vacuna, la prueba diagnóstica o la recuperación, además de un identificador –código QR– único. El que lo tenga puede viajar entre países de la UE o acceder a áreas determinadas en las que es requerido. Es gratuito y puede obtenerse tanto en formato electrónico como en papel.

¿Quién puede obtenerlo?

El certificado COVID podrán recibirlo quienes se hayan vacunado en España –con una dosis aquellos que hayan pasado la enfermedad o se les haya inoculado Janssen y con dos los que no–, quienes hayan tenido la COVID-19 y puedan documentarlo con una PCR positiva hecha al menos 11 días antes de solicitarlo, o también las personas que hayan obtenido un resultado negativo en un test de antígenos, con 48 horas de antelación, o en una PCR, con 72 horas.

¿Dónde se puede adquirir?

El certificado lo expiden las autoridades generales. En el caso de España, suelen ser las comunidades, aunque también puede solicitarse de forma electrónica a través de la web del Ministerio de Sanidad.

¿Tengo que solicitarlo yo o puede hacerlo alguien por mí?

El interesado no tiene por qué ser quien solicite el certificado; de hecho, puede hacerlo una tercera persona por representación, tutela o curatela –la guarda de los adultos incapacitados– siempre que aporte la documentación necesaria para acreditar su papel y firme una declaración responsable sobre su veracidad y actualización.

¿Qué pasa si tengo la pauta completa con una dosis y el país al que viajo exige dos?

Aunque en España se considere que con una sola dosis se obtiene la pauta completa si se ha pasado la COVID-19, en otros países a pesar de ello exigen tener las dos dosis e, incluso, una prueba PCR o de antígenos antes de viajar. En ese caso, habría que obtener los dos pinchazos antes de ir al lugar en cuestión.

Y con la llegada de la tercera dosis, ¿tengo que volver a bajarlo?

Al vacunarse con la dosis de refuerzo, para que el pasaporte COVID tenga validez incluyendo este nuevo pinchazo, los propietarios del mismo deberán descargarlo de nuevo, según han confirmado fuentes sanitarias a elDiario.es. Una vez completado ese proceso, volverá a estar de nuevo en vigor.

Ante la subida de los contagios y la incidencia, las comunidades autónomas están empezando a tomar medidas contra el coronavirus. Con la idea de evitar restricciones, la mayoría está recurriendo al pasaporte COVID, en el que aparece un código QR que dice si la persona se ha vacunado, ha pasado la enfermedad o tiene una prueba negativa. Con esto, el objetivo es centrar las exigencias en los no vacunados e incentivarlos a hacerlo.

Qué comunidades han implantado el pasaporte COVID y para qué se necesita

Saber más

El pasaporte COVID tiene de momento una validez de 12 meses cuando el usuario lo obtenía tras haber sido inmunizado contra el coronavirus. Sin embargo, Bruselas anunció esta semana su pretensión de que este título caduque a los nueve meses, si el destinatario del mismo no se ha puesto una dosis de refuerzo de la vacuna –que tendrá que recibirse a los tres meses de haber completado la pauta para aquellos que se hayan pinchado con AstraZeneca o Janssen, o a los seis, para los que lo hayan hecho con Moderna o Pfizer–.