Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Europa se enfrenta a la ola de la extrema derecha
El Poder Judicial en funciones obvia el ultimátum de Bolaños
Opinión - Unas elecciones importantes que nadie se toma en serio. Por Isaac Rosa

Las claves de la mayor partida de becas: más ayudas a los desplazados y 400 euros para alumnos con necesidades

Estudiantes universitarios en un aula.

Daniel Sánchez Caballero

9

El Consejo de Ministros ha aprobado hoy la mayor partida de becas que ha tenido nunca España. Son un total de 2.500 millones de euros, unos 400 más que en la anterior convocatoria (una subida del 18%) y un 70% más que la última que firmó el PP cuando gobernaba, según presumió el presidente, Pedro Sánchez, cuando anunció el aumento el pasado sábado. El Gobierno calcula que un millón de estudiantes se beneficiarán de estas ayudas.

La ministra de Educación, Pilar Alegría, ha destacado en rueda de prensa que estos fondos están “destinados a la igualdad de oportunidades, a que miles de estudiantes se puedan formar y que sus condiciones socioeconómicas no sean obstáculo para ellos. ¿Se imaginan cuántos jóvenes de nuestro país no podrían seguir estudiando si no contasen con estas becas que acabamos de aprobar?”, ha explicado.

Un cuarto de estos 400 millones de euros extra se destinarán, básicamente, a incrementar las ayudas a las personas que se tienen que cambiar de residencia para cursar sus estudios –pasan de 1.600 euros anuales a 2.500–. Educación destaca que estas ayudas beneficiarán sobre todo a familias de entornos rurales, “particularmente de la España Vacía, cuyos hijos e hijas tienen que desplazarse y residir en otras ciudades para poder cursar estudios postobligatorios. Esto supone un sobrecoste para ellas y un factor de desigualdad entre las ciudades y las áreas rurales”. El Gobierno calcula que habrá 125.000 beneficiarios en este apartado.

Otros cien millones del aumento tienen la forma de una nueva ayuda para las familias con alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo. Estará dotada de 400 euros y, dice el ministerio, recaerá sobre 240.000 personas, alumnado con discapacidades por encima del 33%, trastornos de conducta o alimentarios y del espectro autista.

Los otros 200 millones de euros, dice el Ministerio de Educación, tienen como objetivo llegar a más becarios. Sin embargo, el nuevo Real Decreto aprobado no cambia los umbrales de renta que establecen quién tiene derecho a las ayudas y a qué categoría (hay diferentes becas que incluyen más o menos dinero), por lo que para que esto suceda la única posibilidad es que haya más gente que entre en esos umbrales. Esto puede suceder porque hay más personas estudiando y por tanto más familias de renta baja o porque las que ya están estudiando han perdido poder adquisitivo y pasan a cumplir los requisitos, hecho que desde Educación dicen no les consta.

Además, el Gobierno ha adelantado en las últimas convocatorias el plazo para registrar las solicitudes con el fin de agilizar todo el proceso. Ahora las becas se pueden pedir a partir de marzo y aunque las familias aún tienen que adelantar dinero al principio de curso, el dinero empieza a llegar ahora a partir del último trimestre del año, meses antes que hace pocos años.

¿Quién tiene derecho a beca?

Cualquier estudiante de cualquier etapa educativa no obligatoria (que en teoría son gratuitas) cuya familia (para un ejemplo de cuatro miembros) no ingrese más de 40.796 euros anuales. En concreto, las becas cubren al alumnado de Bachillerato, Formación Profesional de Grado Medio, FP de Grado Superior, Enseñanzas Artísticas Profesionales, Enseñanzas Deportivas, Enseñanzas Artísticas Superiores, Estudios Religiosos superiores, Enseñanzas de idiomas en escuelas oficiales públicas, ciclos formativos de grado básico y enseñanzas universitarias de Grado y Máster.

También hay ayudas para el alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo de la etapa obligatoria y en las mencionadas en el párrafo anterior.

Lo que varía en función de la renta, para quienes tienen derecho a las ayudas, es la cantidad que reciben.

¿Cuáles son los límites de renta y a qué dan derecho?

Los umbrales máximos no cambian respecto a anteriores convocatorias. Esto implica que el 1, el más bajo y que derecho a una compensación económica además de sufragar gastos, seguirá dejando fuera a familias que están por debajo del umbral de la pobreza, tal y como denunció un estudio reciente. Este tope máximo para las principales becas, explican las autoras del informe, está por debajo del umbral de la pobreza, por lo que hay estudiantes que aún viviendo en riesgo de pobreza ganan demasiado para tener derecho a esas ayudas.

El umbral 1 está fijado en el Real Decreto que regula las becas en un máximo de ingresos anuales de 22.177 euros para una familia de cuatro miembros. Son 17.742 para tres miembros y 25.726 para cinco. Quienes queden por debajo de estas cifras tienen derecho a una ayuda fija de 1.700 euros anuales en mano, una cuantía fija ligada a la residencia de 2.500 euros al año (para quienes salgan de casa para estudiar, esta es la que ha subido desde 1.600), una cuantía a la excelencia de entre 50 euros y 125 para quien tenga más de un ocho de media y una variable que se calcula en función del rendimiento académico y de cuánta gente haya becada que es de un mínimo de 60 euros. Además, los universitarios tienen derecho a la renta básica, de 300 euros.

En total, un becado del umbral 1 puede tener derecho a entre 4.610 y 2.110 euros en función de si se ha mudado para estudiar o no. Estas ayudas son iguales para los estudiantes no universitarios y universitarios. Para todos los estudios que incluyan un coste de matrícula (principalmente la Universidad) la beca también cubre este gasto.

El umbral 2 establece unos ingresos máximos familiares de 30.668 para las familias de tres miembros, 36.421 para las de cuatro y 40.708 para las de cinco. Quien gane menos de esas cantidades pero más de las establecidas en el umbral 1 tienen derecho a la ayuda al desplazamiento (si se da) de 2.500 euros, una beca básica de 300 euros (350 para los ciclos formativos de grado básico), la ayuda a la excelencia académica de entre 50 y 125 y la variable de mínimo 60. En total son 2.910 si hay costes de desplazamiento y 410 si no. También se incluyen las matrículas donde las hubiere.

Por último, el umbral 3 queda fijado en una renta máxima de 34.352 euros, 40.796 euros o 45.598 euros anuales para las familias de tres, cuatro o cinco miembros, respectivamente. Este colectivo, el más acaudalado de los que tienen derecho a beca, solo recibe la cuantía fija ligada a la excelencia (entre 50 y 125 euros según la nota) y la beca básica de 300 euros para los no universitarios. Los estudiantes universitarios no reciben esta beca básica. Todos ellos tienen cubiertas las posibles matrículas.

Etiquetas
stats