eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

La causa feminista toma protagonismo en los cursos de verano de la UNIA

El feminismo toma importancia en los cursos de verano de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA) que se están desarrollando esta semana en La Rábida (Huelva) con el encuentro 'Feminismo, género y cultura' que aborda como la cultura ayuda a mantener el patriarcado reinante.

- PUBLICIDAD -

La Diputación de Huelva ha sido la entidad patrocinadora de un encuentro que, en palabras de la diputada provincial Lourdes Garrido, supone un aliciente para "terminar con la lacra del terrorismo machista". De esta manera, Garrido ha hecho referencia a un combate que tiene la sociedad donde con la educación y el activismo se cambiará "el sometimiento del machismo por la igualdad y la libertad del feminismo".

El director de la cátedra Teología y Ciencias de la Religión de la Universidad Carlos III de Madrid y codirector del curso, Juan José Tamayo, ha explicado que gracias al análisis crítico se demuestra como la cultura consolida un patriarcado basado en relaciones jerárquicas y de dominación de los hombres sobre las mujeres. Un estigma que para Tamayo se combatirá poniendo el foco en alternativas, hoy minoritarias, que crean subjetividades distintas en contraposición con la sociedad patriarcal actual, y con la apuesta de una educación para igualdad que supondrá un nuevo vehículo para la cultura.

El otro codirector, el jurista Octavio Salazar, ha asegurado que este encuentro, que es heredero del curso 'Feminismos, género y masculinidades' que se impartió el verano pasado, refleja que a pesar de la igualdad formal entre hombre y mujer, ésta es imposible ya que el discurso tiene al varón como sujeto dominador, por lo que "cabe desarrollar el feminismo como un pensamiento filosófico que genere una sociedad más justa".

La escritora Laura Freixas ha suscrito todo lo dicho por los directores del encuentro y ha revelado además que vivimos en un continúo 'efecto Penélope' ya que pese a que se construye una igualdad formal, la cultura deshace todo lo conseguido al perpetuar un sistema dominado por los varones.

Además, Freixas ha recordado los principios de la sociedad patriarcal: Encarnación de lo masculino como lo humano en general, la consideración de los hombres como individuos singulares y a las mujeres como una única identidad, la mayor valoración de lo masculino y la justificación de la violencia machista ya sea disfrazada de amor, erotismo o humor.

EL CINE COMO ESPEJO DEL PATRIARCADO

En su ponencia 'John Wayne que estás en los cielos: cine, género e igualdad', Octavio Salazar ha desvelado como el cine es un espejo del patriarcado no sólo por reflejar el modelo hegemónico de la masculinidad en el contenido de los productos sino también en el proceso de producción, ya que la industria cinematográfica está en manos masculinas. El 74 por ciento de los trabajadores son hombres y el 26 por ciento son mujeres, con un índice ínfimo en cuanto a mujeres directoras y guionistas.

Salazar además ha advertido de ciertos clichés como 'la mirada femenina' de algunos directores que no indica feminismo sino todo lo contrario, poniendo de ejemplo a Pedro Almodóvar que "es el cineasta que peor trata a las mujeres".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha