eldiario.es

Iñigo Sáenz de Ugarte

Periodista con experiencia en prensa, radio, televisión e Internet. De momento, puede decir con una cierta satisfacción que nunca ha trabajado en un gabinete de prensa. Fue miembro del equipo fundador de Público, donde comenzó como redactor jefe de Internacional y acabó como corresponsal en Londres. Entre 1998 y 2006 estuvo en Informativos Telecinco (lo que él llama la época buena de la cadena, pero es muy subjetivo). Durante ese tiempo, fue editor del informativo matinal, cubrió noticias en Israel, Palestina, Irak y Afganistán, y dirigió la web de Informativos Telecinco. Desde 2003, escribe el blog Guerra Eterna. Ahora es subdirector de eldiario.es

Por qué fracasó el golpe en Turquía y por qué pudo triunfar

El fracaso en pocas horas del golpe de Estado en Turquía ha hecho pensar a muchos que su preparación y ejecución estuvieron tan llenas de errores que en realidad nunca tuvo posibilidades de triunfar. Como siempre, las conclusiones a las que se llegan en los primeros días pueden no ser las correctas. Algunas imágenes y hechos que se conocen después alteran esa impresión inicial. Lo cierto es que, si bien los errores de los golpistas resultan evidentes, también es posible llegar a la conclusión de que el resultado podría haber sido diferente.

Seguir leyendo »

Dos golpes de Estado en Turquía en 24 horas

En menos de 24 horas, Recep Tayyip Erdogan ha pasado de transmitir por teléfono un mensaje desesperado a sus seguidores, cuando no se sabía si podía sobrevivir a un golpe de Estado, a encabezar una purga general contra los supuestos responsables del intento de derrocarle. Entre ellos, hay muchos que a buen seguro estaban metidos en la conspiración, algunos altos mandos militares en activo y otros retirados. También hay otros cuya relación con el golpe de momento sólo se encuentra en las declaraciones de las autoridades y en los medios de comunicación progubernamentales. Estos últimos tienen una característica en común: son seguidores del clérigo Fethullah Gulen, exiliado en EEUU.

En términos estrictos, con la información que tenemos aún es exagerado calificar de golpe la respuesta del Gobierno que cumple las órdenes del presidente Erdogan. Cualquier poder que sobrevive a un golpe militar debe asegurarse de que no se pueda repetir por una simple cuestión de supervivencia. Si hay una segunda vez, es seguro que los golpistas corregirán los errores de la primera. Lo cierto es que la cúpula militar ha estado al lado del Gobierno legítimo, así como la Policía, pero un número importante de mandos al frente de unidades militares participaron en el intento de devolver a Turquía al pasado.

Seguir leyendo »

La condena de Tony Blair (y de Bush y Aznar)

Después de siete años de trabajo, era de esperar que el informe definitivo de la comisión Chilcot sobre la intervención británica en la invasión de Irak tuviera dimensiones descomunales. El resultado final con anexos y la transcripción de las comparecencias es tres veces superior a la Biblia y a todas las obras escritas por William Shakespeare.

Seguir leyendo »

Con la invasión de Irak ya decidida, Aznar y Blair intentaron que el mundo creyera lo contrario

En los 2,6 millones de palabras del informe de la Comisión Chilcot sobre la invasión de Irak, el nombre de José María Aznar aparece en varias ocasiones, en su mayoría en relación a los contactos entre los gobiernos británico y español para conseguir que el Consejo de Seguridad de la ONU aprobara una segunda resolución que legalizara la guerra. Esa resolución no llegó a existir porque EEUU y sus aliados en Londres y Madrid no tenían los votos suficientes para que saliera adelante ni podían impedir que Rusia y Francia la vetaran en caso de votación. 

Entre los numerosos documentos que aparecen en el informe, figura la descripción de una reunión de Tony Blair y Aznar en Madrid el 27 y 28 de febrero de 2003, tres semanas antes del inicio de la invasión. Washington está decidido a lanzarse sobre Irak para acabar con Sadam Hussein y sólo ha aceptado la negociación de una segunda resolución por los problemas internos de Blair en el Reino Unido. 

Seguir leyendo »

Un micro abierto para conocer el “fiasco” político británico

Ni un día sin una situación escandalosa y divertida en las primarias tories. Esta vez, un micrófono abierto en un estudio de Sky News antes de una entrevista nos permite presenciar una conversación entre dos viejas glorias de los conservadores, Kenneth Clarke y Malcolm Rifkind, ministros en los gobiernos de Thatcher y Major, y en el caso de Clarke, también de Cameron.

A quien se le escucha bien es a Clarke, porque es el que lleva el micro delator. No deja uno sano de entre los candidatos a suceder a Cameron.

Seguir leyendo »

Podemos se refugia en las trincheras

Podemos pone fin a la épica, a tomar el cielo por asalto, a las cargas lanza en ristre por las llanuras donde las piedras se tiñen de sangre y el general envía oleada tras oleada de sus tropas, al llamamiento de ahora o nunca, vencer o morir en el intento. Winter is coming. Pablo Iglesias e Íñigo Errejón dicen haber descubierto que la guerra relámpago no les puede llevar a la victoria. El factor sorpresa se acabó hace tiempo y el frente es demasiado largo para cubrirlo con las fuerzas propias. Toca empezar a cavar trincheras y prepararse para una "guerra de posiciones", según su expresión, que se prolongará durante años. 

Lo malo de esa estrategia en la guerra es que ningún general sabe si serán sus tropas o las del enemigo las que podrán aguantar ese desgaste. Con el paso del tiempo, esas trincheras se refuerzan y consolidan. En la Primera Guerra Mundial, cuando se utilizó ese concepto de "guerra de posiciones", llegaron a alcanzar varios metros de altura y contar con cortinas y muebles. Pero también eran un lugar horrible para vivir durante los fríos meses de invierno, con los soldados congelados, sucios y mal alimentados sufriendo interminables periodos de inactividad sólo interrumpidos por ofensivas condenadas al fracaso. 

Seguir leyendo »

Rehenes del Brexit

Seguir leyendo »

"El discurso de clase ha vuelto a la política estadounidense"

Andy Robinson cree que la gente debería empezar a cambiar, aunque sea ligeramente, sus ideas preconcebidas sobre la política en EEUU. La primarias republicanas y demócratas han introducido en el debate ideas y denuncias que no solemos asociar con lo que conocemos de ese país. Como periodista de La Vanguardia, Robinson vivió en Nueva York y viajó por todo EEUU. De esa época y de viajes posteriores para actualizar impresiones anteriores, ha salido Off the road. Miedo, asco y esperanza en América –publicado por Ariel–, a medio camino entre el ensayo político y el reportaje periodístico. 

¿En qué ha cambiado esta última campaña el discurso político habitual en EEUU?

Seguir leyendo »

La Guerra Civil Tory

De los creadores de la Guerra de las Rosas y la Guerra Civil en la que Cromwell liberó a Carlos I del peso de su cabeza, nos llega ahora… la Guerra Civil Tory, el desenlace de un conflicto que se inició en los últimos años de Thatcher. Con un interesante anexo: la Guerra Civil Laborista con la segunda vuelta de las primarias que llevaron a Jeremy Corbyn a la victoria. No está mal para el país que ni siquiera fue escenario de las revoluciones del siglo XIX y que pasa en muchos lugares de Europa como ejemplo de sistema político estable capaz de absorber todos los golpes.

Veamos si es posible ordenar los acontecimientos, mejor desde el principio. David Cameron prometió en la legislatura pasada convocar un referéndum sobre la UE para intentar cerrar la herida que martirizaba a los tories desde los 80 y para detener el ascenso de Ukip. Las urnas le dieron la mayoría absoluta, pero con unos escasos 12 escaños sobre el límite. Cameron, euroescéptico como todos los políticos conservadores, no quería el Brexit, pero estaba atado a su promesa. Después de dudar y escribir dos borradores de artículos con puntos de vista opuestos, Boris Johnson se decidió a hacer campaña por la salida de la UE. Fue el político tory más efectivo en el bando del Brexit y se suponía que sería el principal beneficiario de una victoria del . Theresa May, ministra de Interior, euroescéptica hasta la punta de sus zapatos, finalmente se posicionó contra el Brexit y luego se retiró a su despacho sin hacer campaña.

Seguir leyendo »

Los votantes del Brexit están sobrevalorados

Otro mensaje de un votante favorable al Brexit, este en una carta publicada en el Telegraph, que unir a la lista de los británicos arrepentidos por su voto en el referéndum. Pero esta carta ya es el colmo del descaro, o simplemente de la idiotez.

Seguir leyendo »

  • Comunidad Valenciana

    Las protestas por el cierre de Canal 9 cercan a Alberto Fabra y aíslan al PP

    #11 La matrícula pixelada del coche de Fabra ha llegado así en la foto de la agencia Efe.

  • El Rastreador

    Lo que Amazon no cuenta en las visitas guiadas

    #18 Ops. 32.000 kilómetros cuadrados. Eso ni el almacén del final de En busca del arca perdida. Sí, son 32.000 pero metros cuadrados. Gracias.

  • Política

    Los fiscalizadores de las cuentas de los ayuntamientos están solos ante las irregularidades

    #8 Gracias a ElBuho por el comentario #2. La rectificación ya está hecha y la información incompleta, eliminada. Con ser grave que alguien ingrese en prisión, no se puede obviar que un tribunal superior consideró injusto ese encarcelamiento y que anuló otras condenas.

  • Internacional

    “La concentración de poder en Reino Unido ha vuelto a niveles victorianos”

    #29 Chav viene de una palabra gitana (chavi) que quiere decir niño o crío. Cuando en el Reino Unido se habla de alguien como chav, habitualmente en tono peyorativo, casi siempre se están refiriendo a un joven. De ahí que se pueda medio traducir al español como cani o choni, aunque siempre es complicado pasar una palabra de jerga de un idioma a otro. Sin embargo, en el libro de Jones y en muchos artículos de la prensa británica, cuando hablan de chavs se refieren a términos más generales, abarcando no sólo los jóvenes sino también a la clase trabajadora de raza blanca que vive en ciudades del norte y centro de Inglaterra o en los suburbios de Londres, que sufre un índice de paro muy superior a la media nacional y que depende para sobrevivir de los subsidios sociales (ayudas por vivienda, por hijo o por desempleo).

- PUBLICIDAD -

Recibe cada noche la selección de noticias de eldiario.es

Se produjo un error, inténtelo más tarde

Muchas gracias