eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Mariana Vilnitzky

Socia y redactora de la revista Alternativas Económicas. Periodista especializada en temas de economía social, con varios años de dedicación al mundo de las cooperativas, y ex redactora del Grupo La Nación de Buenos Aires.

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 285

Ayuntamientos: cláusulas para la igualdad

El paso es lento, pero no tiene pausa. Las políticas de género van llegando poco a poco desde las directivas europeas hasta su aplicación en España, las autonomías y los ayuntamientos. Una de las herramientas más importantes que se están aplicando son las cláusulas relacionadas con la igualdad. 

¿Qué son? Se trata de introducir en los contratos públicos unos requisitos de igualdad de género que deben cumplir las empresas que optan a un contrato o licitación pública. Esto, que parece una obviedad, hasta hace poco estaba fuera de la política. Por ejemplo, el Ayuntamiento de Barcelona no aplicaba cláusulas de igualdad de género en sus pliegos de contratación hasta que llegó al consistorio Ada Colau. Tampoco las tenía el Ayuntamiento de Madrid hasta la llegada de Manuela Carmena. Otros ayuntamientos más pequeños en diferentes partes del territorio español las han ido aplicando paulatinamente. 

Seguir leyendo »

"La banca ética debe tener su propio reconocimiento normativo y fiscal"

El nuevo presidente de la Federación Europea de las Bancas Éticas y Alternativas (FEBEA) es un pionero del sector. Pedro Manuel Sasia Santos lleva toda una vida dedicado a sacar adelante una banca que va a contracorriente de la lógica capitalista y de las normativas actuales. También presidente de Fiare Banca Ética en España y profesor en las universidades de Deusto y del País Vasco, Peru Sasia es doctor en Química Macromolecular por esta última.

En junio pasado, su larga experiencia en economía social fue reconocida al ser nombrado presidente de FEBEA, cuyas organizaciones miembro reúnen más 30.000 millones de euros en activos, 670.000 clientes, 3.300 empleados y 200.000 socios. La banca ética es más sana que ninguna otra. Sasia explica en esta entrevista los ejes que la caracterizan, su historia, sus éxitos, sus relaciones con la banca pública y sus retos de futuro.

Seguir leyendo »

Por qué las mujeres crean menos empresas

La falta de dinero, de acceso a la financiación, de contactos, de experiencia empresarial y la doble jornada laboral hacen que las mujeres estén mucho menos presentes en la emprendeduría. Eso, a pesar de que las que logran emprender tienen empresas que fracasan menos que las de los hombres y que las mujeres son deudoras más fiables, porque devuelven con mayor seguridad los créditos.

Según el último estudio estadístico sobre emprendeduría femenina de la Comisión Europea ( Statistical Data on Women Entrepreneurs in Europe-2014), las mujeres sólo representan el 34,4% de los emprendedores, y el 30% de las startups (empresas de base innovadora o tecnológica), a pesar de ser el 52% de la población. “La creatividad y el potencial emprendedor [de las mujeres] son una fuente de crecimiento económico y de empleos no explotada y que debería desarrollarse más”, reconoce el documento de la Comisión.

Seguir leyendo »

Aigua.coop, la cooperativa de la ciudadanía

Otra forma de gestionar el agua es posible. Una forma que no es del todo pública, ni del todo privada, ni del todo mixta. Una forma que es de la ciudadanía: se trata de gestionar el agua municipal mediante una cooperativa de consumo. Eso exactamente es lo que viene haciendo la cooperativa Comunitat Minera Olesana, ubicada en Olesa de Montserrat (Barcelona), bajo la sombra del macizo montañoso más representativo de Catalunya.

La Societat Minera Olesana se creó hace casi 150 años, en 1868. Entonces eran 114 copropietarios, agrupados en una comunidad de autoabastecimiento. En 1992 esta comunidad adquirió la fórmula cooperativa. Hoy cuenta con más de 10.000 personas asociadas, y abastecen a unos 24.000 habitantes.

Seguir leyendo »

“El dinero, como lo entendemos hoy, va a desaparecer”

Fab Lab suena a espacio blanco pulido con grandes ordenadores y aire acondicionado. El de Barcelona, al menos, no es eso: es el intermedio entre una fábrica y un estudio de arte. En un galpón del Poblenou, con una puerta de madera atada con alambre para que entre el aire, se mezclan ordenadores con grandes maquinarias. Y gente normal que está intentando reinventar el futuro. Tomas Diez, cofundador del  Fab Lab Barcelona e impulsor de Fab Labs en España, recibe a Alternativas Económicas sentado junto a una mesa, al lado de otras personas que trabajan en sus ordenadores. Este urbanista venezolano está especializado en la fabricación digital y sus implicaciones en el futuro de las ciudades y la sociedad. Sus investigaciones ponen el foco en la relación entre las máquinas y los humanos para la creación de una nueva economía basada en una infraestructura distribuida de la manufactura, y de datos de arquitectura a través de las plataformas abiertas.

¿Qué es un Fab Lab?

Seguir leyendo »

Más igualdad es más riqueza

“Los cálculos de la macroeconomía son erróneos porque omiten a la mitad de la población”. Esa es una de las ideas del libro ¿Quién le hacía la cena a Adam Smith?, de Katrine Marçal, jefa de opinión de Aftonbladet, principal periódico de Suecia. 

Aunque la afirmación de Marçal parece extrema, de alguna manera la Unión Europea le da la razón. Al menos lo hace el Instituto Europeo de Igualdad de Género, que este año ha publicado el estudio Beneficios Económicos de la Igualdad de Género en la Unión Europea.  Según este estudio, en las cuentas estándar usadas por las naciones para calcular el PIB “se especifica el sector del hogar, sólo incluyendo el consumo, las ganancias y los salarios del empleo formal (...). El valor del trabajo de producción no pagado en el hogar no se encuentra en las cuentas nacionales, a pesar de que estas actividades crean valor y contribuyen al bienestar de individuos y familias”.

Seguir leyendo »

En la escuela, voto y coopero

Los estudiantes toman la palabra. No tienen más de 18 años, pero seis se suben a la tarima y cogen el micrófono mientras otros 300 escuchan lo que tienen que contar. Están en un salón de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona. Los que se han situado encima del escenario despliegan un Power Point en una pantalla enorme y explican un auténtico balance anual, que implica actividades, resultados y estado de cuentas. Luego toca el momento de la votación. Cada niño tiene en sus manos un cartón con un y con un no. Casi todos levantan la tarjeta del . El balance anual está aprobado. 

Los votantes son niños delegados provenientes de 30 escuelas secundarias catalanas, que forman parte de la Federació de Cooperatives d’Alumnes de Catalunya. La organización cuenta ya con 86 cooperativas, en las que aprenden a cooperar, a ayudarse mutuamente y a colaborar con el entorno mientras consumen o venden sus propios productos o servicios. 

Seguir leyendo »

“Queremos que el consumidor ejerza su voto a través de la compra"

Catalina Sosa es filósofa y directora ejecutiva de la WFTO-LA, Oficina Regional para Latinoamérica de la Organización Mundial del Comercio Justo (World Fair Trade Organization-WFTO). Actualmente, la red regional está formada por 63 miembros provenientes de 13 países de Latinoamérica. Después del coloquio ¿Es posible globalizar el comercio justo? en Casa América de Catalunya, profundizó sobre algunos aspectos del sector, en esta entrevista.

¿Es posible globalizar el comercio justo?

Seguir leyendo »

Los cuidados, parte integral de la empresa

La cooperativa de asesoramiento jurídico y transformación social IACTA, formada por tres mujeres y un hombre, lleva a pies juntillas su vocación feminista. Además de ser un lugar de trabajo, la cooperativa es un sitio donde los cuidados –hacia ellas mismas, sus compañeras y las personas en general– forman parte integral de la empresa. 

En IACTA trabajan básicamente por los derechos humanos, aunque la imagen hollywoodeana de abogados o abogadas cool, como la novia de George Clooney, que trabajan por los derechos humanos y viven una vida económicamente holgadísima, dista mucho de ser realidad. 

Seguir leyendo »

Apindep: sí, se puede

Prueba de que se puede. Prueba de que a la adversidad hay que ganarle la partida. Prueba de que la unión hace la fuerza. Ese es el ejemplo que da Apindep, una cooperativa de consumo y usuarios, sin ánimo de lucro y de iniciativa social, formada por familiares de niños con discapacidad intelectual en el pequeño pueblo de Santa Eulàlia de Ronçana (Barcelona).

"Habíamos creado un grupo de madres en 1993, porque queríamos que nuestros hijos estuvieran integrados, pero luego buscábamos más: un lugar donde nuestros hijos pudieran estar bien. En la escuela estaban todo el día, pero después de que terminaran la escuela, ¿qué?, ¿dónde irían mientras trabajábamos?", cuenta Mercè Llauradó, directora de la organización. 

Seguir leyendo »