eldiario.es

Menú

La jauría humana

26 Comentarios

Cinco hombres que tienen sexo en un portal con una joven de 18 años, a la que graban con sus móviles y luego abandonan semidesnuda después de robarle el teléfono, sólo puede ser una orgía consentida en la mente de un agresor. Es la justicia la que dirá si le parece que “La Manada” cometió una violación, como la chica ha denunciado, pero quien piense que es normal robarle a una mujer y dejarla tirada en un descansillo oscuro, a medio vestir, después de una relación, es un maltratador y un miserable. Esos cinco desgraciados son, en el mejor de los casos, escoria.

Por supuesto que estoy inclinado a creerla a ella, pero no sólo por su trauma posterior y su relato coherente, porque las denuncias falsas son escasísimas, porque el escrito de la fiscalía en contra de los presuntos agresores es demoledor, porque el juez de instrucción vio indicios de delito después de ver los vídeos y por eso dictó prisión preventiva, porque ellos tienen un historial previo de repugnante machismo y porque alardeaban de salir de caza, violar a mujeres y compartir vídeos de sus fechorías.

Seguir leyendo »

Cataluña les saca de sus casillas

38 Comentarios

Pablo Iglesias, Ada Colau y Xavier Domenech en un acto público

La nueva izquierda no independentista se ha ganado por méritos propios el sambenito de veleta en el conflicto catalán, pero es inmerecido que carguen solos con el mochuelo. Borrell llama a Ada Colau “emperatriz de la ambigüedad” mientras él se abraza a la derecha española más rancia, Iceta se hace selfies con el PP xenófobo de Albiol y se echa unos bailes con Unió, al tiempo que Pedro Sánchez firma la suspensión de la autonomía catalana pero sin querer. Este Pedro se ha negado a sí mismo más veces que el Pedro del evangelio.

También ha descartado hacerle una moción de censura a Rajoy y en su lugar le ha hecho presidente de Cataluña. Bravo. Venía a reformar su partido y a salvarnos de los corruptos y ha acabado pactando con ellos para reformar la Constitución. No falla. Los del 78 siempre terminan en 69 y sólo tocan la carta magna para quitarle soberanía al pueblo. Del 135 al 155, ya sabe cómo va la rima del cinco.

Seguir leyendo »

M. Rajoy, el vampiro de Génova

22 Comentarios

Hay que ver lo poco que cuesta condenar a un tuitero y meter en la cárcel a un activista y la de años que ha costado escuchar a un jefe de la policía decir en el Parlamento que Mariano Rajoy cobró dinero negro. Quién nos lo iba a decir. Nadie hubiera pensado que el "M. Rajoy" de los papeles de Bárcenas podría ser Mariano Rajoy, el de la Moncloa. Pero así es, lo ha requeteconfirmado en el Congreso, Manuel Morocho, el inspector de la UDEF que dirigió la investigación de la Gürtel, la trama que se está juzgando, por cierto, mientras M. Rajoy mueve frente a nuestros ojos el péndulo de Catalunya.

Ya lo sabíamos. Ya habían verificado los jueces que los papeles y la financiación irregular del PP son ciertos, pero es demoledor escuchar en sede parlamentaria que el presidente del Gobierno recibió sobresueldos en B. En esa misma sede, nos mintió a todos cuando le preguntaron a este respecto. "Todo es falso, salvo alguna cosa", decía entonces con la misma vaguedad como cuando llamó al desastre del Prestige "hilillos de plastilina". Hoy sabemos que todo es cierto sin salvedad y que cuando M. Rajoy le quita hierro a un asunto –ya sea el chapapote, los sobres o Catalunya–, la cosa es muy seria.

Seguir leyendo »

Adiós 78, hola 15M

46 Comentarios

Cataluña es el final del 15M. La crisis catalana es una nueva grieta que se abre en el barco porque la presión del desencanto social es tan grande que revienta por cualquier lado, cuando la taponas por otro. El barco que se hunde es lo que llamamos “Régimen del 78” para identificar su continuidad con el régimen anterior y su paternidad del sistema que nació con la Constitución y hoy agoniza de corrupción, autoritarismo y desigualdad pese a los intentos de las élites extractivas de mantenerlo y mantenerse con vida a toda costa. A nuestra costa.

En 2011, los indignados avisaron del naufragio y desde entonces el orden vigente ha luchado contra su propio hundimiento, hundiendo al 15M con bastante éxito gracias a que cuenta con los más poderosos medios de control de la opinión pública. Pero el barco sigue haciendo aguas. La quiebra territorial ahora en Cataluña es el último síntoma de la quiebra social, política, económica y moral de España. Es más, creo que es la fractura definitiva de un cuerpo que colapsa. El régimen quiere reanimarlo para que siga siendo el mismo viejo país con camisa nueva y los movimientos de protesta quieren dejar que se muera de una vez para que pueda nacer un país nuevo. Un nou país.

Seguir leyendo »

La República Inexistente de Catalunya

34 Comentarios

Carles Puigdemont.

No ha habido república independiente de Catalunya. Ni por un momento. Si la primera “duró” los 8 segundos que tardó Puigdemont en decir que tenía el mandato pero lo suspendía, ésta no ha llegado siquiera a nacer. Lo que votaron los diputados no fue una declaración de independencia, fue una propuesta que insta al Gobierno catalán a crear un nuevo estado, pero omitiendo la DUI en el documento. Se declaró sin declarar. El Gobierno catalán escribe su historia como la mística española, de paradoja en paradoja.

Lo que vimos, pues, fue un simulacro, un teatro, la representación que exigía el independentismo más impaciente. No se admitía un paso atrás y Rajoy no estaba dispuesto a dar al enemigo ni agua, así que se optó por ofrecer al público la imagen que pedía, mientras los responsables se cubrían las espaldas. La cara de funeral de Puigdemont mostraba que no era un nacimiento sino un entierro lo que allí se celebraba.

Seguir leyendo »

Viva Esppaña

40 Comentarios

Izado de la bandera de España en la plaza de Colón en Madrid.

Hay que ver la España que están dejando los del “viva España”. Para entrar a vivir. Deje de mirar a Cataluña por un momento y mire el dedo que la señala y la mugre bajo esa uña. Mire la roña que sale de ahí cada vez que escarba la justicia. Está acabando el primer juicio de la Gürtel -una trama con más temporadas que una serie de Netflix- y aunque TVE lo oculte, ha quedado “abrumadoramente” acreditado, según la fiscal, que el PP tenía una caja B, que recibía donaciones a cambio de obra pública, que Ana Mato y el partido nacional se enriquecieron con los negocios de Correa, que Rajoy los conocía pero se hizo la infanta y que L.B era Luis Bárcenas que era Luis el Cabrón, el de la fortuna en Suiza patria querida.

Deberían llamar Ginebra a la calle Génova. Allí ha puesto estos días el PP un pendón de España cubriendo de arriba abajo la sede reformada con la caja B. Eso es lo que se llama tapar las vergüenzas con la bandera. Se quejan cuando alguien se limpia el culo con el trapo nacional, pero ellos se limpian el dinero negro y como si nada. A la derecha le sale siempre bien la maniobra de distracción patriótica. Cada vez que gritan vivas a España es porque están evadiendo a Panamá.

Seguir leyendo »

El peor escenario posible

41 Comentarios

Estamos en el peor escenario posible para todos menos para quienes nos han llevado hasta este choque entre Cataluña y España. No les frena la fractura social y económica que están provocando porque piensan en sus intereses particulares y en los de su parroquia, no en los de todo el pueblo al que representan, que es quien pagará la factura. No les importa, al contrario, porque cuanto peor para todos, mejor para ellos, beneficio político, el suyo.

Puigdemont podría convocar unas elecciones para obtener ese apoyo masivo que dice que tiene en la calle pero aún no ha conseguido en las elecciones. Rajoy podría negociar -el PP ha negociado hasta con ETA- pero prefiere utilizar el 155 para tomar posesión de Cataluña como si fuera un cacique en una masía. Así tiene por la fuerza de la ley lo que no han legitimado las urnas. A él le da igual que los catalanes se alejen aún más porque los da por perdidos y lo que pierde allí, lo recupera multiplicado en el resto de España. Además que el sistema tiene a Rivera ganando terreno para la derecha. Todo queda en casa.

Seguir leyendo »

El monte no arde solo

“Galicia no arde sola”, publica en twitter el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, sobre los incendios que arrasan su tierra. Bien lo debe saber él que tiene parte de responsabilidad en lo que ocurre. Hace quince días, su gobierno despidió a 436 brigadistas contra el fuego, a pesar de que la Xunta mantenía el riesgo de incendio en su nivel más alto. Días después, muchos de los despedidos se concentraban en Santiago al grito de “arde o monte e a Xunta no responde”. Se equivocaban. Respondió el presidente que la pérdida de más de 400 trabajadores no afecta a la lucha contra el fuego. También dijo hace años que con el PP no habría muertos en los incendios y llevamos cuatro. Para el cinismo tienen los gallegos un dicho tan pluvial como su clima: “mexan por nos e temos que dir que chove”. Nos mean y tenemos que decir que llueve.

A Feijóo le ha desmentido hasta el gobierno central de su propio partido que hoy movilizaba hacia Galicia desde otras comunidades a tantos efectivos como los que el líder del PP gallego eliminó. Y mientras, él seguía aventando culpabilidades. Primero a Portugal, sin importarle que los portugueses estén llorando a casi cuarenta muertos, y después a una supuesta trama de incendiarios de la que luego ha admitido que no tiene prueba ninguna. Sigue echándose crema para que le resbalen las culpas.

Seguir leyendo »

Elogio de la pluralidad de España

40 Comentarios

La España de la que hablan los que se han apropiado del concepto de España no nos representa ni mucho menos a todos los españoles. Esa España de la unidad como mantra y como dogma, o sea, como religión, es la España creada por 40 años de adoctrinamiento franquista. Es la España de caspa y pandereta que redujo la diversidad de este país a la hegemonía excluyente del castellano y un popurrí de rasgos mesetarios, glorioso pasado cristiano y tópicos folclóricos para turistas que siguen vigentes en el imaginario colectivo.

Pero España es más inclasificable y excéntrica que todo eso. Subrayo la excentricidad. No sólo existe la España centralista que centrifuga los contornos, las anomalías y las singularidades como si fuera una lavadora que limpia las manchas. Tenemos una historia común pero también divergente. No tenemos un carácter sino caracteres, tenemos personalidad múltiple, culturas que se entrecruzan al mismo tiempo que difieren. Somos un país quijotesco, berlanguiano, valleinclanesco, machadiano, lorquiano, goyesco, daliniano y buñelesco, entre otras muchas cosas, algunas admirables, otras patéticas. No hay más que vernos estos días, somos cubistas, esperpénticos y surreales, no cabemos en un solo molde, pese a los esfuerzos seculares del nacionalcatolicismo castrador de meternos en vereda.

Hay, sí, otra España más allá de la derecha autoritaria y la ultraderecha cavernícola. Hay una España que no es guerracivilista, que no grita “a por ellos” a sus vecinos ni corea “yo soy español, español, español” como si escupiera a quien no lo sienta. Hay también una Cataluña que puede ser independentista pero tampoco tiene necesidad de decir con soberbia “Adèu, Espanya”. Entre una y otra, hay mucho país sin más bandera que el respeto y los afectos. Para esa nación sin fronteras este elogio porque en ella cabemos todos, incluso quienes nos quieren dejar fuera al resto.

Seguir leyendo »

Y así acaba la segunda Transición

A lo que tiene miedo el rey es a que el proceso catalán desemboque en un proceso constituyente en toda España en el que acabemos votando hasta la forma de Estado, no vaya a ser que nos decidamos por la república. Lo temen el rey y su corte del 78. Cuando tocan a uno, les tocan a todos y si quitamos una pieza, saben que es posible que otras caigan detrás.

Por eso el monarca salió a dar un puñetazo en la mesa y a mostrar su apoyo a los españoles que le podrían votar, si algún día se somete a las urnas. Por eso Ciudadanos (un partido apoyado sin disimulo por la élite mediática y empresarial) tiene tanta prisa en que se aplique el 155. Vayamos cuanto antes a unas elecciones que muestren que el separatismo sigue sin mayoría suficiente para la declaración unilateral y eviten una negociación que lo ponga todo patas arriba.

Seguir leyendo »