eldiario.es

Menú

'Breath', el gran debut en la dirección del "mentalista" Simon Baker [Crítica]

"Breath es un correctísimo debut, Simon Baker puede respirar tranquilo"

- PUBLICIDAD -
El actor y director Simon Baker, a la izquierda, en una imagen promocional de 'Breath'

El actor y director Simon Baker, a la izquierda, en una imagen promocional de 'Breath'

A veces a los actores se les encoge el camisón que han escogido para expresar sus inquietudes artísticas. Esa sensación tal vez la tendría Simon Baker cuando después de siete años al frente de la serie de televisión El Mentalista , y siendo uno de los actores mejor pagados de la pequeña pantalla, decidió que ya era hora pasar al siguiente nivel.  El actor australiano no se lo puso nada fácil en su primer intento como director de un largometraje. Quizás aferrado a la confianza proporcionada al asumir la dirección de varios episodios de la serie donde interpretaba al excéntrico Patrick Jane, le empezó a dar forma a Breath , la película que forma parte del programa oficial del Festival de Zürich .

Basada en la novela homónima de Tim Winton, Breath se desarrolla en los años 70, abordando el proceso de crecimiento de dos adolescentes, Piklet y Loonie [magníficamente interpretados por Samson Coulter y Ben Spence], quienes se ven atrapados por el encanto y el dulce peligro del surf. A todas estas, Baker fue aún más lejos. Ya que además de dirigir, de rodar en la costa y meterse en las tumultuosas aguas del oeste de Australia, también asumió el papel de Sando, un surfista profesional que pasa a ser el mentor de los chicos. A lo largo de los 115 minutos de duración de la película Simon Baker mantiene el pulso del relato, decantándose por un ritmo reposado, contrastando favorablemente entre la bravura del paisaje y la evolución de los personajes. Baker evade la tentación de la manipulación al trabajar con jóvenes, como también demuestra que puede ser un buen hombre orquesta.

La fotografía quita el aliento, se muestra un gran trabajo de cámara dentro del mar, pero ni esto ni la espectacularidad del paisaje le quitan protagonismo a la dinámica de los personajes.  Breath es pues un correctísimo debut, de manera que Simon Baker puede respirar tranquilo.

KKKKKKKk - [7,5] [Festival de Zürich]

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha