eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Exmiembros de Unió como Ortega, Rigol y Vila d'Abadal apoyan a Puigdemont

Más de 60 antiguos militantes de la extinta Unió han manifestado este lunes su "inequívoco" apoyo a la candidatura de JuntsxCat que encabeza Carles Puigdemont: entre ellos están las exconselleras Joana Ortega y Meritxell Ruiz, el expresidente del Parlament Joan Rigol y el presidente de Demòcrates de Catalunya --que va en la candidatura de ERC--, Josep Maria Vila d'Abadal.

- PUBLICIDAD -
Exmiembros de Unió como Ortega, Rigol y Vila d'Abadal apoyan a Puigdemont

En rueda de prensa, han presentado un manifiesto que expresa que el compromiso ético que asumieron con el proyecto colectivo de Puigdemont sigue vigente porque el Gobierno central "no es legítimo para deshacer las decisiones soberanas del pueblo catalán".

"Juntos votamos el 9N, juntos votamos el 27S, juntos votamos el 1 de octubre y juntos votaremos el 21 de diciembre. Juntos para acabar de construir el país de todo, para hacer la República catalana como referente moral colectivo de la nueva Europa de los pueblos", recogen en el documento.

Otros firmantes del manifiesto son Rosa Maria Carrasco, hija de Manuel Carrasco i Formiguera; y diversos concejales y alcaldes como la de Matadepera (Barcelona), Mireia Solsona; el de Masquefa (Barcelona), Xavier Boquete; el de Rubió (Barcelona), Miquel Archela; el de Horta de Sant Joan (Tarragona), Joaquim Ferras; el de Prat del Comte (Tarragona), Juanjo Malras; el de La Granja d'Escarp (Lleida), Manel Solé; el de Puigverd de Lleida (Lleida), Josep Solana, y el de El Pla de Santa Maria (Tarragona), Mateu Montserrat, entre otros.

Ortega, que formó parte del Govern de Artur Mas, ha lamentado la "represión" sufrida por haber impulsado la consulta del 9N, iniciativa que le ha conllevado ser inhabilitada y una multa que ha tenido que sufragar con parte de su patrimonio.

CRÍTICAS A ERC Y ESPADALER

Tras reivindicar la herencia democristiana y el esfuerzo que hicieron para que los catalanes pudieran votar, junto con miembros de CDC, ha lamentado que ahora algunos hayan apostado más "por los intereses personales", en críticas veladas a ERC y teniendo en cuenta que el último secretario general de Unió, Ramon Espadaler, va ahora de número dos en la lista del PSC.

"Es momento de JuntsxCat, de representar este componente de juntos para devolver la dignidad del país, de las instituciones, del Govern, y para que el presidente legítimo, que elegido democráticamente y que lo ha dado todo, pueda volver", ha reivindicado.

Rigol, que el año pasado también dejó la presidencia de Demòcrates tras reprocharle haber participado en un acto del entonces candidato de CDC a las generales, Francesc Homs, ha cargado veladamente contra la Unió que lideró Josep Antoni Duran al acusarle de haberla dejado endeudada y sin representación en el Parlament.

"Unió no era un partido de derechas tradicionalista, ni una plataforma para subir y establecer relaciones con el 'establishment' de la sociedad", ha subrayado Rigol, que ha defendido que JuntsxCat une el concepto de reconciliación y defensa de la institución de la Generalitat.

El último en intervenir ha sido Puigdemont a través de videoconferencia desde Bruselas, y ha defendido la necesidad de incorporar los valores democristianos en JuntsxCat que representaban figuras como Manuel Carrasco i Formiguera y Miquel Coll i Alentorn.

Para Puigdemont, lo más útil para Cataluña después del 21 de diciembre es que el Govern que encabezaba pueda seguir trabajando: "Todo lo que no sea esto, lo que altere esta realidad que Rajoy ha querido desdibujar, dará la razón a una manera de entender la política que nos lleva a épocas de temor y retroceso".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha