eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Suelas gastadas o la esencia del periodismo en la República y la Transición

- PUBLICIDAD -
Suelas gastadas o la esencia del periodismo en la República y la Transición

Suelas gastadas o la esencia del periodismo en la República y la Transición

Buscar nuevas fuentes de información, hacerse pasar por mendigo en barrios marginales o morir asesinado cubriendo un reportaje son algunos de los ejemplos del periodismo español en la II República, cuya esencia guardaría un cierto paralelismo con la forma de tratar las noticias en la Transición.

Esa similitud en los comportamientos y actitudes de los que ejercieron el periodismo en ambos periodos históricos queda reflejada en el libro "Suelas Gastadas. Periodistas y escritores en tiempos de cambio (II República y Transición)", publicado recientemente por el catedrático de Literatura Española en la Universidad de Alicante (UA) Juan Antonio Ríos Carratalá.

Con esta obra, Ríos Carratalá (Alicante, 1958) culmina su trilogía dedicada a periodistas españoles del siglo XX que también trabajaron como literatos, cuyos primeros volúmenes fueron "Hojas volanderas" (2011) y "Nos vemos en Chicote" (2015).

"Hojas volanderas" recrea unos perfiles de periodistas y escritores en la República, mientras que "Nos vemos en Chicote" se centra en la represión que sufrieron los que trabajaron en la prensa republicana en la dictadura franquista.

"La obra con la que completo esta trilogía iba a tratar, en principio, sobre otros periodistas republicanos, pero me di cuenta de que había un paralelismo entre el periodismo en la II República y el que se hizo durante la Transición, que son dos momentos de cambios intensos", ha dicho Ríos Carratalá en una entrevista con Efe.

Todos ellos "gastaron la suela, de ahí el título del libro, y cultivaron el reportaje y el periodismo testimonial", según Ríos Carratalá, quien ha invertido año y medio en escribir este libro, publicado en la Editorial Renacimiento-UA, al igual que los dos anteriores.

"Suelas gastadas" aborda, entre otros, la trayectoria del catalán Xavier Vinader, que trabajó principalmente en la revista 'Interviú' y ejerció un periodismo de investigación que Ríos Carratalá lo relaciona con el de Ramón J. Sender, que también fue escritor, en la República.

Otra modalidad del periodismo testimonial en la República fue la de la periodista madrileña Luisa Carnés, que era dependienta desde muy joven y tenía vocación de novelista, pero como no podía vivir de la literatura, entró en una empresa editora, Ciap, que le dio acceso a colaborar con algunos diarios de la capital de España.

"Ella se atrevió a pasar un mes en un sanatorio psiquiátrico para publicar más tarde esa vivencia en la prensa de Madrid", ha revelado Ríos Carratalá.

Un caso similar lo protagonizó el segoviano Ignacio Carral, un profesor de Filosofía en un instituto "dispuesto a patearse los ambientes más insólitos", según el autor de "Suelas gastadas".

"Él triunfa mucho con un reportaje para lo cual se hizo pasar por un vagabundo en los barrios bajos de Madrid, una travesía en la que tuvo como acompañante a un dibujante que le ilustró sus textos periodísticos", ha señalado.

Ejemplo del periodismo moderno en ese mismo periodo es, a su juicio, el del valenciano Luis de Sirval, que "creó una agencia de noticias, Sirval, que nutrió a la mayor parte de los periódicos republicanos de izquierdas de provincias.

"En Alicante, por ejemplo, la cabecera 'El luchador' se alimentaba de sus colaboraciones", ha apostillado.

"Por su cuenta y riesgo, De Sirval se fue a Asturias como periodista de la agencia que fundó para dar cuenta de lo que pasaba durante la revolución de octubre de 1934. Llegó a publicar un reportaje de ese episodio, pero no pudo hacer más porque fue detenido tras ser testigo de una serie de asesinatos y le mataron en la cárcel", según Ríos Carratalá.

Luis de Sirval, "cuyo asesinato movilizó a casi toda la clase periodística de la época, fue un periodista que murió con las botas puestas", ha sentenciado.

Del periodo de la Transición, Ríos Carratalá destaca, entre otros, a Luis Carandell, al que define como "un genio" y cuyas famosas crónicas parlamentarias las vincula con las que escribió en la República el ya citado Luis de Sirval.

"Ambos eran muy cultos, extraordinarios retratistas de los comportamientos de los políticos y del ambiente, que plasmaban sus avispadas observaciones en unos textos escritos con mucho sentido del humor y un refinamiento casi estilístico", ha resaltado.

Con "Suelas gastadas", Ríos Carratalá pretende que "se recupere ese periodismo a pie de obra, que permita ser, además, escaparate de aquellos colectivos que no tienen ningún tipo de posibilidad de tener visibilidad en los medios de comunicación".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha