eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El primer ministro yemení dice que la paz es la vía más corta para poner fin al sufrimiento

- PUBLICIDAD -
El primer ministro yemení dice que la paz es la vía más corta para poner fin al sufrimiento

El primer ministro yemení dice que la paz es la vía más corta para poner fin al sufrimiento

El primer ministro yemení, Ahmed Obeid bin Daghr, dijo hoy que la paz es la vía más corta para poner fin al sufrimiento de los yemeníes tras dos años de conflicto armado en un país que sufre actualmente la peor crisis humanitaria en el mundo.

"Como yemeníes, nosotros (el Gobierno internacionalmente reconocido) consideramos que solo la paz puede poner fin a este sufrimiento y permitirnos reconstruir nuestro país", señaló Bin Daghr al inicio de la conferencia internacional de donantes organizada en Ginebra por la ONU y los gobiernos de Suiza y Suecia.

"La paz es nuestro principal objetivo", recalcó el primer ministro yemení, quien aseguró que "la paz es la vía más corta para poner fin al sufrimiento" de la población.

El conflicto en Yemen estalló cuando los rebeldes hutíes ocuparon en septiembre de 2014 la capital, Saná, y otras provincias del norte y centro del país, tras lo que el Gobierno yemení se trasladó a la ciudad costera de Adén, en el sur del país.

La guerra se recrudeció en marzo de 2015 cuando la coalición militar integrada por países suníes y respaldada por EEUU intervino directamente en Yemen a favor de las fuerzas leales al presidente, Abdo Rabu Mansur Hadi, el único junto al Gobierno del primer ministro reconocido por la comunidad internacional.

Bin Daghr señaló durante su intervención en la conferencia de donantes que recaudar 2.100 millones de dólares como pide la ONU para este año "es lo mínimo necesario" para cubrir las necesidades humanitarias de Yemen, donde casi 19 millones de personas necesitan asistencia de emergencia y 17 millones no tienen asegurada la alimentación, de acuerdo con el organismo multilateral.

Dijo que el Gobierno legítimo ha facilitado la distribución de la ayuda humanitaria donde ha podido, es decir en los territorios que controla o ha reconquistado.

Las agencias de la ONU y más de cien socios humanitarios suministran actualmente ayuda urgente a unos 5,8 millones de yemeníes, pero la falta de fondos -solo se ha financiado el 15 % de los 2.100 millones solicitados por el organismo multilateral- obliga a los trabajadores humanitarios a "tomar decisiones imposibles", según el secretario general, António Guterres.

"Pretendemos asumir nuestras responsabilidades y apoyamos el plan de la ONU de respuesta humanitaria en términos de un pasaje seguro de los convoyes humanitarios", recalcó el primer ministro yemení.

"Estamos preparados para abrir nuevos corredores para esta ayuda", añadió Bin Daghr, quien agradeció especialmente a Arabia Saudí, que encabeza la coalición árabe que interviene en el conflicto a favor de Hadi, y "a Kuwait, Catar y Baréin, Sudán, a Europa, Asia y América" su asistencia.

"Estamos convencidos de que los países que ya nos han apoyado a través de las agencias de la ONU continuarán con su asistencia", dijo el primer ministro yemení.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha