eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Un libro revisa las claves del crimen de Isabel Carrasco, "la última reina"

- PUBLICIDAD -
Un libro revisa las claves del crimen de Isabel Carrasco, "la última reina"

Un libro revisa las claves del crimen de Isabel Carrasco, "la última reina"

Las periodistas Ángeles Domínguez e Isabel Bajo son las autoras de un libro en el que revisan muchas de las claves del asesinato, el pasado mes de mayo, de la presidenta de la Diputación de León, Isabel Carrasco, a la que definen como "la última reina".

"El crimen de León. Los 250 pasos hacia la muerte de Isabel Carrasco" es el título de este trabajo que la editorial "La Esfera de los libros" pondrá mañana a la venta en toda España.

En una entrevista con Efe, Ángeles Domínguez ha señalado que el crimen "resultó impactante, fascinante, suscitó un enorme interés informativo y es insólito ya que supuestamente lo cometieron dos mujeres, madre e hija, de un estamento elevado con vinculaciones con la Policía, y, además, la víctima fue una mujer muy controvertida".

"Todo ello hizo que el crimen suscitara un interés nacional y de ahí surgió la propuesta de la editorial de hacer el libro, que se basa en la lealtad a los hechos, el sumario, entrevistas, investigación, recopilación histórica y nuestras propias vivencias personales como periodistas que llevamos muchos años ejerciendo en León", ha explicado Domínguez.

Ha añadido que han intentado escribir un libro en el que se aborda el crimen, "sus sombras y sus luces", y se habla de un personaje "muy controvertido" como era Isabel Carrasco.

"También hablamos de irregularidades en la investigación y de tensiones en el escenario político, donde primó el cainismo, aunque no es que hubiera un complot para acabar con la vida de Isabel carrasco además de las tres implicadas en este crimen".

No obstante, la autora sostiene que, transcurrido un tiempo del crimen, "se creó el caldo de cultivo propicio para que se satanice su figura".

"Lo que no se llegó a cuestionar en un congreso del PP, en unas elecciones o en un juzgado se dilucida finalmente en esas conspiraciones permanentes de cafetería y en esos halos de rencor que asedian a determinados poderosos", ha agregado.

"También hablamos del personaje, porque Isabel Carrasco es la última reina, una mujer más temida que amada, por un lado brillante, por otro tiránica, grande a veces, pequeña otras", apostilla Domínguez.

Respecto a la irregularidades que las autoras afirman haber detectado en la investigación, Isabel Bajo concreta que hubo declaraciones falsas ante la jueza que instruye el sumario y existen sospechas de filtración policial sobre la forma en que fue hallada el arma homicida.

"Hubo unas prisas desmesuradas como refleja que el propio ministro del Interior dijese varios días después del crimen que el caso estaba ya resuelto políticamente", añade Domínguez, que denuncia que el caso "apesta a presión política y a corporativismo".

"El hecho de que hubiera una policía implicada y que la víctima fuese una política destacada con tantos amigos como enemigos hace que este crimen intentase resolverse lo antes posible", denuncia la misma autora.

Isabel Carrasco fue abatida de tres disparos sobre las cinco y cuarto de la tarde del pasado 12 de mayo cuando cruzaba el río Bernesga por una pasarela peatonal para dirigirse a la sede de su partido.

Los 250 pasos a los que hace referencia el subtítulo son los que recorrió desde su domicilio hasta el lugar en el que encontró la muerte.

Apenas media hora después fueron detenidas dos mujeres, María Montserrat Álvarez, de 59 años, y su hija, Montserrat Triana Martínez, de 35, como supuestas autoras del crimen.

La madre de Triana admitió ante la jueza que instruye las diligencias que mató de tres disparos a Isabel Carrasco en venganza por el daño que había hecho a su hija, ya que la consideraba responsable de haberla echado de la Diputación y de cercenar su carrera política en las filas del PP.

Por este crimen está imputada una tercera mujer, la policía local de León Raquel Gago, de 42 años, que supuestamente colaboró escondiendo el arma homicida, que finalmente entregó en Comisaría.

Las autoras del libro consideran que el papel que jugó esta policía local en el crimen es "inexplicable", pero lo cierto es, añade Domínguez, que "estaba en el lugar propicio a la hora propicia".

"Es un personaje indescifrable por el momento y tampoco se entiende la motivación, pero para los jueces lo que valen son las pruebas y esta mujer estaba a dos minutos de donde se estaba cometiendo el crimen y media hora antes había tomado café en casa de Triana", ha zanjado.

Por último, Isabel Bajo confiesa que no sabe si Isabel Carrasco se hubiese visto alcanzada por la operación Púnica contra la corrupción, que ha llevado a la cárcel a su sucesor en la Diputación, Marcos Martínez Barazón, su hombre de confianza, de haber seguido presidiendo la institución.

"La investigación lo va a aclarar porque los teléfonos estaban pinchados desde enero, cuando Isabel todavía estaba viva, pero lo que está claro es que era tan inteligente que se cuidaba muy mucho de dejar rastros si estuvo implicada en alguna anomalía", añade.

"Lo que se está viendo estos días en León es que pretenden cargar el muerto a la muerta", ha zanjado Bajo, que concluye que "ha pasado de ser un ejemplo a seguir a una apestada".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha