eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Leila Nachawati

Especialista en comunicación y derechos humanos en Oriente Medio y norte de África. Máster en Cooperación Internacional. Profesora de Comunicación en la Universidad Carlos III de Madrid

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 1583

El asesinato de Khashoggi: lo que cambia... y lo que no

“¿Qué haría falta para que las relaciones con Arabia Saudí dieran un giro?”, le preguntó recientemente una periodista de Newsweek al periodista saudí Yamal Khashoggi: “Haría falta una crisis sin precedentes del propio país”, respondió Khashoggi. Fue una de las últimas frases que pronunció antes de desaparecer en el consulado saudí en Estambul, el 2 de octubre de 2018.

Khashoggi, uno de los periodistas más reconocidos del país, que pasó de entrevistar a un joven Bin Laden en los años 80 a trabajar para los principales medios saudíes y finalmente a vivir en el exilio tras sus textos críticos de las políticas del príncipe Bin Salmán, no imaginaba que la crisis sería él. Que su asesinato ya confirmado, en suelo saudí y a la vez turco, llevaría al límite las tensiones entre ambos países, y que el resto del mundo se vería obligado a repensar sus relaciones con un régimen autoritario que lleva décadas nutriendo de petróleo a sus aliados. Hace unas semanas que desapareció y la “crisis” que predijo el periodista sin saberlo ya está provocando cambios.

Seguir leyendo »

Dragana Kaurin: "Lo que ocurre en Siria me devuelve a Bosnia una y otra vez"

Dragana Kaurin es hija de madre bosnia y padre serbio, refugiada en Estados Unidos y una de las especialistas más reconocidas en derecho de asilo y memoria histórica. Desde hace años sigue la situación en Oriente Medio, y la de Siria en particular, como algo profundamente cercano y personal, tanto que en 2014 decidió dejarlo todo para acudir a Damasco como parte de una misión de UNICEF. Desde su regreso, no ha dejado de denunciar las violaciones que sufre la población siria y la implicación de las distintas potencias geoestratégicas, que ahora centran su atención en Idlib, entre anuncios de una nueva masacre y planes de establecer una zona desmilitarizada por parte de Turquía, Rusia e Irán.

En Madrid, donde la entrevistamos, cuenta a eldiario.es cómo ha vivido estos años en los que la impunidad no ha dejado de aumentar. Señala malas experiencias con entrevistas anteriores e insiste en la importancia de que presentemos su relato sin encasillarla. "No solo soy refugiada, soy etnógrafa e investigadora de derechos humanos, con un máster en derecho de asilo y memoria histórica. Soy muchas cosas, las personas refugiadas no somos solo refugiadas".

Seguir leyendo »

No, la activista Esra al-Ghamgham no ha sido ejecutada en Arabia Saudí

El 19 de agosto se publicó una noticia que afirmaba que la defensora de derechos humanos Esra al-Ghamgham había sido ejecutada en Arabia Saudí. Fue redifundida ampliamente y horas después ya era trending topic en el Twitter de varios países. Bastaban un par de clicks para comprobar que la activista, detenida, eso sí, en Arabia Saudí, seguía en prisión. La familia de la joven lleva desde que se difundió la “noticia” alertando de que se trata de un bulo y pidiendo que cesen esas informaciones que podrían agravar la situación de su hija. 

Según la información difundida, la activista, que lleva tres años detenida por participar en manifestaciones pacíficas en las que se reclamaban libertades y justicia para los presos políticos en Arabia Saudí, había sido decapitada públicamente el 19 de agosto en Qatif, al este del país. La “noticia” original cita “fuentes de Arabia Saudí”, sin especificar ninguna, e incorpora un vídeo (elegimos no enlazarlo aquí) en el que se muestra una decapitación, supuestamente de la joven Esra. Investigando algo más se puede comprobar que la persona ejecutada es en realidad Laila Bint Abdul Muttalib Basim, una mujer acusada de asesinar a un hijo de su marido, algo que fue difundido por medios como el  Independent en enero de 2015. 

Seguir leyendo »

Cuatro mujeres sirias

Fadwa era actriz. Natural de Alepo, fue durante años una de las estrellas más reconocidas de Siria. En 2011, cuando estallaron las protestas en la ciudad de Homs, se convirtió en un icono revolucionario. Su imagen, rodeada de manifestantes, cabello rapado al dos y pañuelo palestino, contrasta con su apariencia sólo unos meses antes. Incluso la voz, aquella cadencia dulce que enamoró a toda una generación de sirios, sonaba diferente en los gritos, apasionados y roncos, con que animaba a la ciudad de Homs a continuar el movimiento de desobediencia que inspiraba la resistencia contra la dictadura en el resto del país. El hecho de que perteneciese a la confesión alauita, igual que el régimen de los Asad, ponía en cuestión el relato oficial que desacreditaba las protestas. Tuvo que huir a Francia después de que las autoridades anunciasen que la buscaban viva o muerta.

Seguir leyendo »

Siria: el silencio y los graznidos

Miércoles, 9 am. Un grupo de chavales que ha creado un nuevo medio de comunicación y a los que tengo mucho cariño me invitan a dar una charla sobre Siria. Cuando me informan con más detalle, compruebo que el segundo ponente con el que cuentan para la mesa es un profesor universitario conocido por deshacerse, siempre que tiene ocasión, en alabanzas al clan de los Asad, la dictadura hereditaria que la población siria lleva sufriendo más de 50 años. El profesor, fan confeso de los Asad, los legitima en público negando sus crímenes y esgrimiendo que el régimen es en realidad una víctima del imperialismo estadounidense, y en privado con comentarios que superan lo grotesco. 

“Queridos, hace tiempo que establecí ciertas líneas rojas para mi participación en debates”, respondo a los fundadores (jóvenes, listos, rebosantes de entusiasmo) del nuevo medio. “Del mismo modo que boicoteo a negacionistas del Holocausto o a sionistas que niegan la existencia histórica de Palestina, también me niego a participar en actos donde se dé voz a negacionistas de los crímenes del régimen de Asad en Siria". 

Seguir leyendo »

Abogados europeos estudian cómo llevar a la justicia los crímenes de lesa humanidad de la guerra siria

Con cientos de miles de muertos, millones de refugiados e incontables pérdidas, la justicia en Siria parece hoy más lejana que nunca. En un contexto de aumento de la impunidad y con todos los intentos de establecer mecanismos de rendición de cuentas bloqueados sistemáticamente por las potencias implicadas, ¿existe alguna vía para la reparación de las víctimas? 

El grupo de despachos internacionales Guernica 37, que lleva la primera querella de una ciudadana española contra las autoridades sirias, ve las jurisdicciones nacionales como única vía. Junto con la Fundación Abogacía Española y Amnistía Internacional, Guernica 37 presentó el martes en Madrid las claves de las iniciativas en curso contra la impunidad en Siria. La presentación forma parte del trabajo de un grupo de abogados europeos que prepara estos días la creación de un Comité de Coordinación de Justicia en Siria para tratar los casos de lesa humanidad cometidos en el país. 

Seguir leyendo »

Líbano vuelve a convertirse en víctima de la guerra entre Irán y Arabia Saudí

Unos 200 kilómetros separan el extremo meridional de Líbano de Arabia Saudí, países entre los que en los últimos días ha crecido la retórica de una guerra inminente. Es evidente que Líbano es uno de los epicentros del pulso por la hegemonía en Oriente Medio desde hace décadas, un pulso en el que las potencias regionales alimentan tensiones religiosas y sectarias para favorecer sus intereses.

“Dimito porque temo por mi vida”, anunció Saad Hariri, hasta ese momento primer ministro de Líbano, el 4 de noviembre. "Estamos viviendo un clima similar al de los momentos previos al asesinato del mártir Rafik Hariri", añadió, refiriéndose a su padre, el primer ministro asesinado en Beirut en 2005.

Seguir leyendo »

Las mujeres saudíes podrán conducir, pero no se deshacen de sus "hombres guardianes"

"¿Queréis una declaración? Aquí va: Arabia Saudí nunca será la misma. La lluvia comienza con una sola gota". Así reaccionaba la conocida activista Manal al-Sharif ante el anuncio del levantamiento de la prohibición que  durante décadas ha impedido conducir a las mujeres saudíes.

En 2011, Sharif fue conocida mundialmente por desafiar la prohibición al grabarse conduciendo y subir el vídeo a Youtube, un desafío que ya habían iniciado tres mujeres en 1990, arriesgándose a ser detenidas por conducir en público. Diecisiete años y varias campañas después (como Women2drive, liderada por las propias mujeres saudíes), las autoridades han aprobado una nueva ley que permite que las mujeres puedan obtener el permiso de conducir sin solicitar el permiso de un guardián masculino.

Seguir leyendo »

Siria, fútbol y propaganda

La plaza de los Omeya en Damasco amanecía el martes 5 de septiembre plagada de pantallas gigantes. Los jugadores de la selección siria tenían en vilo a espectadores de todo el mundo ante su enfrentamiento con Irán –nada menos que con Irán– , y el país era de pronto noticia por algo distinto al desgarro que vive desde hace años. Sus calles vibraron esa noche bajo los gritos de la afición, unos gritos que se volvieron rugido con el gol de Al Somah, que supuso el empate, 2-2, en el minuto 93.

“Dame una alegría a la que aferrarme, cualquiera, sea cual sea el motivo”, me decía un amigo damasquino que vio desde la plaza de los Omeya ese partido histórico. Como él, muchos celebran cualquier ocasión de evadirse de la realidad insoportable que viven. El buen lugar en que ha quedado la selección es para muchos sirios una ocasión de exteriorizar un sentimiento de orgullo nacional que últimamente encuentra pocas ocasiones de manifestarse, de alzar la bandera siria frente a quienes se refieren a su país como Estado fallido. 

Seguir leyendo »

El humor contra el terror de ISIS llega a España

El humor frente a ISIS, un arma poderosa contra el terror del grupo, ha llegado a España en forma de parodias del mensaje difundido por Abu Lais "El Cordobés" tras los atentados en Barcelona y Cambrils. Las parodias, recopiladas algunas de ellas en el blog de El Rastreador, son señal de resistencia frente al miedo, una reacción ciudadana que no deja de crecer a medida que el ideario del grupo se extiende más allá de sus fronteras geográficas iniciales. Antes que los españoles, la ciudadanía de Oriente Medio y Norte de África ya había convertido al grupo en blanco de burlas.

Las poblaciones árabes, dominadas durante décadas por dictaduras y regímenes autoritarios, han desplegado una larga tradición humorística frente a las estructuras de poder, a las que en los últimos años se ha sumado el autodenominado Estado Islámico. Burlas y parodias que encuentran su hábitat en las redes sociales y que despojan a quienes buscan reprimir a la ciudadanía de la solemnidad y la autoridad que pretenden proyectar.

Seguir leyendo »