Activistas trepan a las grúas exigiendo paralizar el hotel de La Tejita

Protesta de activistas en las grúas de construcción de un hotel en la playa de La Tejita, en Tenerife

Un grupo de activistas treparon la mañana de este martes, 16 de junio, a las grúas destinadas a la construcción de un hotel de cinco estrellas en primera línea de costa en la playa de la Tejita, al sur de Tenerife. Con la medida se pretende llamar la atención pública y forzar la paralización total de ese proyecto que, aseguran, amenaza con destruir la última playa virgen del sur de la isla, en las inmediaciones de un espacio natural protegido.

A primera hora de esta mañana comenzaba la acción bajo la consigna de no desalojar las grúas hasta que se paralicen las obras. En ese instante, los activistas colocaron dos pancartas en las que se podía leer "Stop Hotel" y "Paralización ya".

En el lugar se ha reunido un grupo de personas próximos a las demandas de los activistas, así como numerosos curiosos. En los alrededores se han dispuesto unidades de Bomberos, Policía Local y Guardia Civil, que estaban a la espera de proceder a desalojar a los manifestantes de las grúas.

El polémico hotel se construye sobre terrenos afectados por una revisión de deslinde, y a pesar de que la normativa de Costas contempla la paralización cautelar de las obras mientras se resuelve el proceso, las obras no solo no se han detenido sino que se han acelerado durante la vigencia del estado de alarma.

La organización ecologista Salvar La Tejita señala que es competencia directa del Gobierno regional velar por el cumplimiento de esta suspensión, al tiempo que expresa su malestar por la actuación de la empresa Viqueira, responsable del proyecto, que cuenta con el visto bueno del Ayuntamiento de Granadilla, mientras prosigue los trabajos.

El Ayuntamiento de Granadilla, Jaime González Cejas como alcalde, concedió la licencia para levantar este hotel de lujo el 26 de diciembre de 2015. Poco después comenzaban las protestas ciudadanas para salvaguardar una de las pocas playas vírgenes que quedan en la isla. Dichas protestas y denuncias, tanto de carácter penal como un recurso contencioso-administrativo, desembocaron en una revisión del proyecto y una orden de paralización de las obras. Sin embargo, esta paralización nunca se ha cumplido y desde el día en que fue dictada los trabajos han continuado en el solar sin que las autoridades hayan actuado para frenarlas, pese a las reiteradas protestas.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats