La portada de mañana
Acceder
Investigación - El gran negocio de tres inspectores del Banco de España
La coalición de Gobierno sigue encallada en la reforma laboral
Opinión - No es Netflix, es el catalán, por Neus Tomàs

La Audiencia Nacional deja en libertad a un condenado por colaborar con los terroristas del 17-A

El condenado Said Ben Iazza en una fotografía de archivo. EFE/Fernando Villar/POOL/Archivo

La Audiencia Nacional ha acordado la puesta en libertad provisonal de Saïd Ben Iazza, condenado por colaborar con los terroristas que perpetraron los atentados del 17 de agosto de 2017 en Barcelona y Cambrils. El tribunal atiende la petición de su defensa, que había pedido su salida de prisión al haber cumplido ya la mitad de la pena que se le impuso y no haberse dictado todavía la sentencia firme del caso.

Ben Iazza fue condenado a ocho años de cárcel por colaboración con organización terrorista. El tribunal consideró probado que el joven, que trabajaba en una carnicería de Vinarós (Castelló) estuvo en contacto con célula terrorista antes de los ataques durante su estancia en el chalé de Alcanar (Tarragona) donde preparaban explosivos, llegándoles a prestar una furgoneta y documentación para que compraran materiales para fabricar bombas.

En su sentencia, el tribunal de la sección 3ª de la Sala Penal de la Audiencia Nacional acordó que ninguno de los condenados pudiera salir de prisión hasta que hubieran cumplido la mitad de la pena. Ben Iazza es el primero de los condenados que cumple con este requisito, habida cuenta de que los otros dos terroristas, Mohamed Houli y Driss Oukabir, fueron condenados a 53 y 46 años de cárcel. A diferencia de Ben Iazza, el tribunal sí les consideró plenos miembros de la célula.

En un auto, adelantado por El País y al que ha tenido acceso elDiario.es, los magistrados acuerdan la libertad provisional de Ben Iazza, si bien le prohíben salir del país, le retiran el pasaporte y prohíben que se le expida uno nuevo, además de requerirle para que fije domicilio en España. El objetivo de estas medidas es que Ben Iazza no huya.

La sentencia del caso 17-A, publicada el pasado mes de mayo, ha sido recurrida tanto por las acusaciones que representan a las víctimas como por los tres condenados, por lo que todavía no es firme. La ley no permite pasar más de cuatro años en prisión provisional. Mientras los yihadistas reclaman la absolución, las víctimas quieren una condena por asesinato, delito que el tribunal descartó ya que los autores materiales de los ataques fueron abatidos por los Mossos.

Además de Ben Iazza, fueron condenados Driss Oukabir y Mohamed Houli Chemlal a 46 y 53 años de cárcel, respectivamente, por pertenencia a organización terrorista; tenencia, depósito o fabricación de sustancia o aparatos explosivos e inflamables de carácter terrorista; y estragos en tentativa de carácter terrorista en concurso con 29 delitos de lesiones por imprudencia grave. Los atentados de la Ramblas y Cambrils causaron 16 muertos y 140 heridos.

Etiquetas
Publicado el
21 de septiembre de 2021 - 18:22 h

Descubre nuestras apps

stats