eldiario.es

Menú

Seguros de protección en roca: su correcta colocación

Analizamos los distintos sistemas de protección en roca; el funcionamiento y la correcta colocación de fisureros y 'friends', compañeros inseparables de todo escalador

- PUBLICIDAD -
Seguros de protección en roca: su correcta colocación

Seguros pasivos: “fisureros”

Han pasado muchos años desde aquel pionero primitivo que para salvaguardar su progresión durante una escalada solo contaba con los recursos naturales que se encontraba a su paso, piedras empotradas, árboles y salientes de roca donde poder asegurarse. Más tarde empezaron a llevar guijarros con los cuales poder hacerse sus propias piedras para encastarlas y así asegurarse en las fisuras durante su progresión.

Años después, este tipo de protección tan básica se fue sustituyendo por tuercas mecanizadas hexagonales con distintos tamaños. A partir de estos humildes comienzos el escalador podía asegurarse en fisuras de múltiples tamaños, desde fisuras del tamaño de una moneda hasta fisuras que alcanzaban el tamaño de un puño.

Todos los medios de protección han ido evolucionando en gran medida a partir de los 70, intentando colocar seguros que se pudieran reutilizar y no dañasen las vías tras nuestro paso para así realizar una escalada lo mas limpia posible.

Seguros de protección en roca: su correcta colocación

Con esta idea en mente, en 1979, Wild Country introdujo los primeros fisureros curvos. Hoy día siguen siendo los más empleados por los escaladores, ya que son fáciles de colocar y retirar. Pero sea cual sea la marca que utilices o el modelo, todos se utilizan de igual manera.

Correcta colocación:

1. Comprobaremos que la fisura donde queremos colocar el seguro no está suelta o suena a hueco (con unos golpecitos con el puño lo sabremos).

2. Con la mano que tengamos libre cogeremos el mosquetón donde tenemos unidos todos los fisureros y lo enfrentaremos a la fisura donde queremos asegurarnos, para así elegir la pieza.

3. Una vez elegido el tamaño, introduciremos la cabeza en la fisura hasta conseguir:

- Que la pieza quede lo más empotrada posible como si de una cuña se tratase por el principio de “lo grande no pasa por lo pequeño”.

- Que las caras que están en contacto con la roca tengan el mayor rozamiento posible (juega con la pieza para que esto ocurra).

- Que el cable del fisurero tiene sea una prolongación de la dirección de la caída, sino se saldrá.

- Que si no reúne estas condiciones habremos elegido mal la pieza y tendremos que utilizar otra de diferente tamaño.

4. Cuando este bien colocado el fisurero daremos unos tirones en la dirección de la caída para terminar de fijar la pieza del todo. Posteriormente la soltaremos del mosquetón donde se aloja y colocaremos la cinta para asegurar la cuerda.

Seguros de protección en roca: su correcta colocación

 

Asegurar el fisurero

Una vez colocado el figurero debemos garantizarnos que éste no se mueva ni se salga de su sitio. Para lograr satisfactoriamente nuestro objetivo podemos actuar de distintas maneras:

1. Cinta larga con dos mosquetones. Utilizamos una cinta larga para transmitir las mínimas vibraciones y movimiento de la cuerda al figurero con dos mosquetones. Es fundamental que veamos como quedan finalmente colocados los cierres se los mosquetones.

Recomiendo cintas cosidas de 60 centímetros que sean estrechas y con una resistencia de 22 KN. Igualmente, no deber ser rígidas (mayor movilidad), son mejor las de tipo dynema.

2. Cinta larga con un mosquetón. Si tenemos una cinta demasiado larga y queremos proteger un paso, pero sin embargo no queremos caer un metro y medio de más, podemos colocar la cinta en doble por el fisurero y utilizar un solo mosquetón. Mediante este sistema no perdemos nada de seguridad si el fisurero está bien colocado. No obstante, en ocasiones es bueno tener cintas más largas para asegurarnos en dos puntos dudosos (mayor seguridad) o lazar un bloque, tratando de buscar la mayor polivalencia.

3. Cinta con un mosquetón y nudo de alondra. En situaciones que queremos ahorrar material, o por el contrario andamos justos de mosquetones y no disponemos cintas demasiado largas, lo mejor que podemos hacer es un nudo alondra en el fisurero que, aunque reste el 55% de la resistencia de la cinta, ésta aguantará 10 KN, lo que supone bastante más resistente que muchos de los fisureros que podamos tener. La manera de proceder es bastante sencilla. En primer lugar pasaremos la cinta por el fisurero y por el otro aro que se forma en la cinta. Seguidamente tiraremos de él y se quedará atrapado. En el extremo mosquetonearemos la cinta junto a la cuerda. Practicadlo…

Como sacar un fisurero

Para sacar un fisurero lo mejor es disponer de un sacaempotradores o similar, los hay de distintos tipos con complementos añadidos. Para sacar un fisurero solo hay empujar la cabeza en la dirección contraria a la caída, por la parte baja y estrecha del fisurero. Nunca soltaremos el fisurero de la cuerda hasta haberlo sacado, ya que si salta podemos perderlo.

Si está muy atascado podemos golpear en la parte baja del sacaempotrador. Tened cuidado de no empotrarlo más en vez de sacarlo.

Recuerda que el sacaempotradores conviene que este sujeto con un coordino para no perderlo.

 

Seguros activos: “friends”

Los friends son empotradores mecánicos que trabajan por expansión de levas y rozamiento.

Inventados en 1970 por el americano Ray Jardine, no fueron comercializados hasta 1977. En España salieron en 1980 bajo el nombre de los Amigos del Galayar. Éstos tenían el vástago rígido y había que prestar especial atención en fisuras horizontales (podían partirse). Pero, ¡por fin se invento un sistema para protegerse en las fisuras totalmente paralelas! Este sistema, de dudosa protección en sus principios, mejoró con rapidez, convirtiéndose en un compañero inseparable en todas nuestras escaladas.

Seguros de protección en roca: su correcta colocación

Los diseños según las distintas marcas tienen alguna variación, pero trabajan prácticamente igual: por el principio de levas opuestas que empujan hacia fuera, produciendo una fricción en las paredes de las distintas fisuras. En caso de caída estas levas ejercen una fuerza muy superior a la caída del escalador sobre las paredes de la fisura. Hoy día contamos con novedosos friends capaces de cubrir un rango de 3 tallas (muy prácticos en momentos difíciles o para montar reuniones).

Su correcta colocación

Fisuras verticales:

  1. Con la mano libre medimos el grosor de la fisura donde queremos asegurarnos (los números suelen ser parejos con los dedos Ej. El “2” es como dos dedos).
  2. Cogeremos el friend que creamos que es el más adecuado:
  • Lo introduciremos en la fisura accionándolo como si de una jeringuilla se tratase (nunca tiene que quedar ni cerrado del todo, ni abierto).
  • Nos aseguraremos de que todas sus levas estén accionadas por igual y con el mayor rozamiento posible.
  • El friend tiene que estar orientado hacia la caída (si se tratase de un reloj la cabeza estaría a las 11 y la cinta a las 5).
  • Si no reúne estas condiciones habremos elegido mal la pieza y nos veremos obligados a utilizar otra de diferente tamaño.
  1. Cuando este bien colocado el friend daremos unos tirones en la dirección de la caída para terminar de asentar la pieza del todo.

Fisuras horizontales:

La colocación es prácticamente igual pero tenéis que tener en cuenta la colocación de las levas:

  • Las más anchas tienen que estar apoyadas en la parte inferior (nos darán mucha mayor estabilidad)
  • El mosquetón que coloquemos no debe quedar justo en el filo de la fisura. Prolongadlo ya que podría partirse.

Friends mal colocados

Nunca debemos introducir un friend que esté cerrado a tope ya que no trabaja bien y es posible que no podamos sacarlo. Un friend no es un empotrador, cuidado con los números pequeños o los perderemos.

Seguros de protección en roca: su correcta colocación

'Friends' mal colocados

Además, un friend abierto del todo o con las levas trabajando mal puede ser que se salga y no sirva de nada. Los nuevos friends tienen pestañas de seguridad por si se mueven y trabajan en “T” pero no es seguro.

Cómo asegurarse

Una vez colocado el friend de manera correcta podemos asegurarnos de varias maneras:

  • Con una cinta larga. Se utiliza casi siempre que se usa cuerda simple, para que ésta se deslice bien sin formar “Z” que incomoden nuestra progresión y en los ángulos de 90º de la pared.
  • Con una cinta express. Se usa en fisuras profundas, para que deslice mejor la cuerda y se mueva menos el friend. Es un sistema muy utilizado en vías difíciles colocando las cintas directamente con el friend
  • Directamente al moqueton de la cinta. En fisuras muy alineadas y siempre que no se mueva la pieza o provoquemos mucho rozamiento de la cuerda.
  • Cinta con un mosquetón y nudo de alondra. En situaciones que queremos ahorrar material o por el contrario andamos justos de mosquetones y no tenemos cintas demasiado largas que poder usar, lo mejor que podemos hacer es un nudo alondra en el friend que, pese a que reste el 55% de la resistencia de la cinta, ésta aguantara 10 KN lo que es bastante resistencia. La manera de proceder es sencilla. En primer lugar pasaremos la cinta por el friend (aunque no en todos se puede) y por el otro aro que se forma en la cinta. Posteriormente tiraremos de él y se quedará atrapado. En el extremo mosquetonearemos la cinta junto a la cuerda con el mosquetón que usamos anteriormente.

También podemos colocar una cinta larga en doble con un mosquetón como con los fisureros.

Finalmente debemos saber que para recoger un friend, primero lo accionaremos como si de una jeringuilla se tratase, aunque si ha caminado y no podemos introducir la mano, tendremos que utilizar el sacaempotradores como un gancho para accionar el gatillo y tirar de él. Una vez sacado lo llevaremos al portamaterial, anclándolo para no perderlo y luego lo sacaremos de la cuerda (cuestan mucho dinero como para tirarlos).

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha