eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

China desplaza a Brasil como la principal fuente de importaciones para Bolivia

- PUBLICIDAD -
China desplaza a Brasil como la principal fuente de importaciones para Bolivia

China desplaza a Brasil como la principal fuente de importaciones para Bolivia

China se convirtió en 2014 en la mayor fuente de importaciones para Bolivia, desplazando al segundo lugar a Brasil, que hasta 2013 fue el principal proveedor de productos de importación para el mercado boliviano, informó una fuente oficial.

Las importaciones bolivianas desde China alcanzaron el año pasado un valor de 1.811 millones de dólares, lo que supuso un incremento de 44,4 % respecto a los 1.253,7 millones registrados en 2013, según un informe del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Bolivia también compró productos a Brasil por un valor de 1.653,5 millones de dólares, un 3,3 % más que los 1.599 millones de 2013; e importó mercancías desde Estados Unidos por 1.230,5 millones, un 5,3 % por encima de los 1.168,5 millones del año anterior.

La cifra total de las importaciones bolivianas en 2014 fue de 10.492,1 millones de dólares, de los que las compras de productos chinos representaron el 17,2 %; las de Brasil, un 15,7 % y las de EE.UU., un 11,7 %.

En 2013, las importaciones desde China representaron el 13,4 % del total importado por Bolivia; las compras de productos brasileños, el 17,1 % y las de mercancía estadounidense, el 12,4 %.

En declaraciones a Efe, el gerente del privado Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE), Gary Rodríguez, señaló hoy que la fuerte presencia de China en el comercio internacional "no es de extrañarse", pues el desarrollo del gigante asiático está sustentado sobre todo por sus exportaciones.

Según el experto, la manufactura china se basa en la debilidad de su moneda y la competitividad de su mano de obra, pero también en el fenómeno de la "deslocalización productiva", al acoger en su territorio a firmas, sobre todo de la Unión Europea y EE.UU., que buscan beneficiarse con las ventajas productivas de ese país.

"China se ha convertido en un dolor de cabeza para todo el mundo por la incursión de sus manufacturas, que ya no es como en los 80 sólo con calzados y textiles, sino también ahora con productos tecnológicamente avanzados", dijo Rodríguez.

Añadió que ni Latinoamérica ni Bolivia han quedado al margen de esta creciente presencia de productos chinos, y en el caso del país andino, han aumentado las importaciones en los sectores automotriz, de telecomunicaciones y de agroquímicos.

Según Rodríguez, las compras de productos chinos afectan a los productores locales de textiles, calzados y madera, pero en los demás casos, se podría decir que "las importaciones desde China son complementarias" a las necesidades de Bolivia.

A su juicio, "de alguna forma han venido a 'democratizar' el acceso a ciertos bienes que podrían calificarse de suntuarios, no solamente por lo módico de los precios sino también por las condiciones de financiación" para adquirirlos, por lo que se espera que continúe el ascenso de las importaciones desde ese país.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha