eldiario.es

Menú

Viajes

Viaja de manera sostenible: cómo disminuir tu huella turística

Objetivos de un buen viajero: minimizar el consumo, reducir los residuos y no intervenir en el medio ambiente

Somos responsables del impacto que generamos en nuestros viajes y de la huella que dejamos a nuestro paso

- PUBLICIDAD -
Turismo sostenible y eco-friendly.

El respeto del medio ambiente es la puerta de entrada hacia un turismo sostenible.

Viaja. Viaja todo lo que puedas. Pero hazlo de manera responsable. No nos damos cuenta, pero nuestros viajes pueden dejar una importante huella allá por donde pasamos. Somos muchos, muchísimos, así que más nos vale saber cómo preservar nuestro entorno, ya sea en casa o en destinos desconocidos que queramos descubrir.

No nos podemos permitir la irresponsabilidad de modificar aquello que nos rodea cuando nos desplazamos, cuando visitamos sitios nuevos o nos relacionamos con otras personas. Tenemos que ser conscientes del impacto de nuestro viaje, tanto del efecto que puede tener en el medio ambiente como en culturas distintas a la nuestra.

En un viaje gastamos, consumimos y creamos desechos, tangibles o no. Así que te proponemos una serie de pequeñas ideas, fáciles y baratas, para que la huella de tus viajes no sea otra que la que dejan tus pisadas. Porque recuerda, somos muchos, muchísimos, y el planeta te agradecerá cualquier pequeño detalle que tengas con él.

No abuses de los vuelos

Volar es la manera más rápida de viajar, de eso no hay duda, y en muchos desplazamientos a veces es el único medio de trasporte factible para alcanzar un destino. Pero otras veces simplemente lo preferimos por ser el más cómodo sin tener en cuenta la repercusión que pueden tener los grandes aviones en el medio ambiente. Se calcula que los aviones suponen el 3% del CO2 de la UE y que a este ritmo en unos años podrán alcanzar el 15%. Pero además del CO2 los aviones emiten otros gases de efecto invernadero, como el óxido nítrico y el dióxido de nitrógeno, además de partículas de sulfato y hollín, lo que favorece el oscurecimiento global y el cambio climático. Sin tener en cuenta la contaminación acústica, claro. Por tanto, vuela sólo cuando sea realmente necesario, cuanto menos favorezcamos estas emisiones mejor.

El efecto de los aviones en el turismo sostenible

Las emisiones de los aviones, con altas concentraciones de CO2, incrementan seriamente el efecto invernadero.

Busca hoteles sostenibles

Cada vez más alojamientos se apuntan a formar parte del compromiso de los hoteles sostenibles. Este proceso conlleva contribuir a la sostenibilidad medioambiental, con la protección y mejora de su entorno, recurriendo a prácticas responsables con las que se intenta reducir los impactos negativos de sus actividades. Se reducen las emisiones de CO2, se minimizan los consumos de agua y energía, se trabaja por mejorar la calidad de los vertidos y se lleva a cabo una gestión eficaz de los residuos. Por eso, cuando elegimos un alojamiento eco-friendly y sostenible le echamos una mano al planeta.

Evita destinos masificados

Los destinos de alta concentración turística agotan sus recursos a ritmos frenéticos, el turismo aporta beneficios económicos pero sin control puede provocar graves impactos en el entorno. Busca destinos alternativos y huye de las grandes multitudes, verás que el trato humano será además de mucha más calidad.

Respeta flora y fauna

Lo primero: rechaza productos realizados con animales. Ni recuerdos, ni ropa, ni regalos… di no a los productos que usan animales como materia prima. Qué bonito es el carey ¿verdad? Lo mismo opinaba la tortuga que lo llevaba en su caparazón… Del mismo modo, rechaza actividades que implican prácticas irresponsables con animales.

La flora y la fauna están ahí para que las disfrutes in situ, no para que te las lleves a casa. Si quieres un recuerdo de plantas o animales utiliza tu cámara de fotos pero déjalos donde están.

Turismo sostenible y eco-friendly

Cuanto menor sea el consumo de recursos en nuestros viajes menor será el impacto sobre el medio ambiente.

Pequeños trucos para viajar de manera más sostenible

Pilas recargables

Si utilizas dispositivos que utilizan pilas ¿por qué comprar, usar, tirar y volver a comprar? Usando pilas recargables ahorrarás infinidad de desechos altamente contaminantes que, dependiendo de dónde estés, es probable que ni siquiera puedan ser reciclados. Usa pilas recargables y un problema menos.

Botellas reutilizables

Basta ya de desechar botellas de plástico constantemente. El plástico se ha convertido en una de las peores lacras de nuestro tiempo y, si podemos contribuir a frenarla, eso que ganamos. Utiliza botellas reutilizables que puedas rellenar, al estilo de las tradicionales cantimploras. En muchos destinos el agua no será potable y te verás en la necesidad de comprar agua sí o sí, pero siempre es mejor comprar una garrafa e ir rellenando que comprar multitud de botellas pequeñas. Los países más afectados por la invasión de plásticos son los que peor pueden gestionar sus residuos y, al final, la inmensa mayoría de estos desechos terminan en el medio ambiente.

Las toallas de los hoteles

¿Has pensado alguna vez en la cantidad de agua que gastan los hoteles para lavar sábanas y toallas? ¿Y en los detergentes que utilizan? En nuestra mano está reducir estos lavados al mínimo posible. No dejes las toallas para que sean lavadas a diario, reutilízalas durante tu estancia. Además, en viajes largos, es recomendable viajar con nuestra propia toalla y ser nosotros quienes controlemos sus lavados.

Transportes compartidos

Transportes públicos, transportes compartidos, vehículos eléctricos… todos ellos siempre crearán un menor impacto en el medio ambiente que si cada uno de nosotros utilizamos nuestro propio vehículo con motor de combustión para movernos. Y eso es aplicable igualmente en nuestro día a día.

Cargadores solares

Son un buen sistema para mantener nuestros dispositivos cargados cuando viajamos y así contribuir a un menor consumo energético. Hoy en día los hay ligeros, con pequeñas células fotovoltaicas, y fácilmente transportables en nuestro equipaje.

¿Fumas? No olvides tu cenicero portátil

Fumar produce desechos difíciles de eliminar: las colillas. Los filtros de los cigarrillos están compuestos principalmente por acetato de celulosa y pueden tardar hasta diez años en degradarse. Si viajes donde no hay ceniceros preparados lleva contigo el tuyo propio para que las colillas no se conviertan en un testimonio de tu paso.

Cremas solares ecológicas

Que tú y yo utilicemos cremas de protección solar y seguidamente nos metamos en el agua quizá no tiene mucho impacto, pero que lo hagan miles de personas día tras días sí que lo tiene, y nosotros somos parte de esas miles. Las cremas solares comunes son contaminantes, tienen la capacidad de producir peróxido de hidrógeno, un fuerte agente oxidante, que afecta directamente a la vida acuática. Existen cremas solares ecológicas respetuosas con el medio ambiente.

Turismo sostenible y eco-friendly

Una buena práctica y un turismo eco-friendly puede ayudar a reducir nuestra huella en el planeta.

De vacaciones también se recicla

¿Cuánta gente conoces que sí recicla en su casa pero cuando se va de vacaciones se olvida de ello? El reciclaje no entiende de perezas vacacionales. ¿Acaso en vacaciones los envases se vuelven biodegradables? Que el relax no afecte a tu compromiso ecológico.

Ojo con las duchas en lugares de sequía

Siempre es conveniente ser consciente del gasto de agua que hacemos, más en verano, pero sobre todo en destinos donde el agua es un bien preciado. Nuestra mentalidad del “primer mundo” nos puede cegar cuando nos encontramos de viaje. En lugares con escasez de agua minimiza su consumo durante tus duchas.

Reduce tus residuos

Reduce tus residuos, hoy y siempre, aquí y allí. Ten en cuenta que hay muchos destinos que no tienen implantados sistemas de gestión de residuos como los que tenemos en nuestro día a día, el tratamiento de la basura no es siempre el mejor, por lo que cuantas menos cosas deseches menos posibilidades habrá de que terminen alterando el medio ambiente.

- PUBLICIDAD -