eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Javier Gomá: El independentismo catalán ha vulnerado el pacto social

- PUBLICIDAD -
Javier Gomá: El independentismo catalán ha vulnerado el pacto social

Javier Gomá: El independentismo catalán ha vulnerado el pacto social

El filósofo vasco Javier Gomá señaló hoy que el proceso independentista en Cataluña ha vulnerado el "pacto social" y, en su opinión, serán los catalanes quienes deban afrontar el desafío de "saber educar esa pulsión" nacionalista.

En una entrevista con Efe en Praga, Gomá se refirió a la declaración unilateral de independencia (DUI) como un "proyecto de delito colectivo, organizado de manera masiva e impulsado por una oligarquía que prometía una independencia prácticamente sin costes, indolora y que es la ruptura de lo sagrado contemporáneo".

"Si hay algo sagrado para una sociedad contemporánea es el pacto social que organiza la convivencia. Si te lo saltas, estás fuera de la civilización, formas parte de la barbarie", aseveró Gomá.

Para el bilbaíno, son los catalanes los que tienen que solucionar este "problema".

"Porque son ellos principalmente los que han tenido un problema, que es el no saber educar una pulsión, el sentimiento nacionalista", agregó el pensador.

Gomá se encuentra en Praga con ocasión de la publicación en checo de parte de su libro "Necesario pero imposible" y para impartir la conferencia "Filosofía mundana" en la Biblioteca Václav Havel.

En el origen de la actual crisis catalana, el intelectual vasco ve la mano de la crisis económica y de la corrupción en España, que han ocasionado el desprestigio del sistema y ha generado posturas antisistema.

"La necesidad de los políticos de convertir la crisis y los recortes en algo que fuera movilizador, como la independencia, ha hecho que la oligarquía catalana haya impulsado un lenguaje independentista, arrastrando a toda la sociedad hacia un callejón sin salida", aseguró.

Para Gomá, el problema es "serio" debido a que "el proyecto independentista sólo puede prosperar mediante una propaganda sistemática, industrial, de desprestigio de España", mientras que "el proyecto de España no presupone el desprestigio de Cataluña, sino al contrario".

"El prestigio de España necesita del prestigio de Cataluña", agregó el pensador, que aprovechó para hacer un llamamiento a los catalanes a volver "a la realidad", y a que traten "de canalizar sus demandas en la medida que puedan ser satisfechas, mientras que habrá otras que no podrán ser satisfechas".

"Tienen que descender al principio de la realidad", dijo Gomá, al recordar que muchos catalanes "estaban en el principio del placer, por decirlo en términos freudianos", pues pensaban que eran "una súper potencia admirada por todos, y han visto que esto no es posible".

Gomá también se refirió a la "unanimidad de todos los países del mundo negando el reconocimiento a la DUI, algo que ha sido hasta casi milagroso".

A eso se suman otras situaciones "sorprendentes" como que "el partido del no-es-no, el PSOE, apoye al PP", que "el rey salga de su acostumbrada neutralidad", y el "alumbramiento de un sentimiento constitucional español que ya no sea exclusivo de derechas, sino transversal, llenando las calles de Barcelona".

El intelectual aconseja tomar nota del País Vasco, donde "todo el lenguaje del catalanismo independentista actual lo hemos oído en los años 1980, 1990 y primeros de este siglo" con "la idea de que España era represora, que vulneraba los derechos, que era antidemocrática", pero al final ha conseguido integrar a las voces independentistas.

"El Estado ha sido fuerte (en Euskadi), no negoció, mantuvo sus criterios. Los vascos querían irse, y se les ha dado voz, y se han integrado en la voz, aunque quedan las secuelas populistas por las crisis", afirmó.

Aún así, el bilbaíno consideró que España tiene todavía la asignatura pendiente de jugar la carta de un Estado fuerte en el actual mapa de las autonomías.

"Si hay algo que España tiene pendiente es afirmarse como Estado fuerte", pues España "o supera, con toda la energía que la ley le permite, el desafío catalán, o se convierte en un Estado fragmentado, débil, fallido", concluyó.

Gustavo Monge

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha