eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Jueces para la Democracia critica los cambios en el tribunal de la caja B

Recuerda que el nuevo ponente del caso participó en cursos de FAES, una organización "vinculada" al PP

"Los jueces no sólo deben ser justos, sino, además, parecerlo", dicen, porque está en juego la confianza en los tribunales

- PUBLICIDAD -
La procesión del Corpus atrae hoy a Toledo a Rajoy, Catalá y a tres embajadores

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y su ministro de Justicia, Rafael Catalá. EFE

Jueces para la Democracia (JpD) critica los cambios en el tribunal de Gürtel, que se ocupará de juzgar, entre otras piezas, la relativa a la caja B del PP. En un comunicado emitido este viernes, ponen el foco en el ascenso a ese tribunal de Juan Pablo González, quien será ponente de la causa, y destacan su vinculación con el PP.

El escrito recuerda que los cambios en el tribunal, aprobados por la Audiencia Nacional, suponen "una modificación retroactiva" en casos especialmente relevantes en los que se investiga "relevantes asuntos vinculados a supuestas tramas de corrupción del Partido Popular".

Esos cambios suponen la salida de Julio de Diego del tribunal, el juez que inclinó la balanza para que Mariano Rajoy fuese citado en el juicio sobre la primera época del caso Gürtel. Así lo recuerda esta asociación, que también destaca que José Ricardo de Prada deja de ser el encargado de la ponencia, que pasa a manos de González.

"Resulta llamativo dicho nombramiento habida cuenta la participación del Sr. González hasta en cuatro cursos de FAES, fundación vinculada al Partido Popular, compartiendo mesa con dos investigados de la trama Gürtel", señala el comunicado. También se recuerda que dos jueces -Concepción Espejel y Enrique López- fueron recusados por "parecidas vinculaciones políticas".

Esas y otras razones han llevado a las acusaciones populares a presentar un incidente de recusación contra González, porque señalan que fue vocal del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) durante siete años con los votos de varios senadores del PP, entre los que hay testigos en Gürtel y acusados de recibir sobresueldos.

Las acusaciones también destacan que fue el Gobierno de Rajoy -sobre quien tendrá que decidir si es testigo en ña caja B- quien le nombró como juez de enlace en Paris, un puesto muy bien remunerado dentro de la carrera judicial.

El comunicado de JpD concluye que "las apariencias son de vital importancia porque los jueces no sólo deben ser justos, sino, además, parecerlo, dado que está en juego la confianza que los tribunales de una sociedad democrática inspira en la ciudadanía".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha