eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Jurado delibera sobre la pena capital para el autor de los ataques de Boston

- PUBLICIDAD -
Jurado delibera sobre la pena capital para el autor de los ataques de Boston

Jurado delibera sobre la pena capital para el autor de los ataques de Boston

La deliberación del jurado sobre si Dzhokhar Tsarnaev, declarado culpable de los atentados de la maratón de Boston de 2013, debe ser condenado a muerte o a cadena perpetua se convirtió hoy en el último paso de un proceso judicial cuyo resultado final podría conocerse en los próximos días.

Los 12 miembros del jurado, siete mujeres y cinco hombres, tendrán que decidir si, como sostiene la defensa, el acusado se dejó influir por su hermano mayor, Tamerlán, a la hora de colocar las bombas o si quiso perpetrar el mayor daño posible en nombre de la yihad, como sostiene la Fiscalía.

Estos factores, agravantes o atenuantes para decidir sobre la pena, protagonizaron hoy la ronda de argumentos finales, en la que el fiscal Steven Mellin pidió para Tsarnaev una sentencia de muerte al considerar que es un terrorista que quería "matar a tanta gente como fuera posible".

"El acusado puso una mochila detrás de los niños y esperó. A él no le importaba matarlos (...) porque ya había llegado a la conclusión de que matar a inocentes estaba justificado", aseguró Mellin, que durante la vista mostró fotos de las víctimas y una nota que fue hallada en el escondite donde fue encontrado Tsarnaev.

En la confesión escrita, el acusado decía: "Ahora no me gusta matar a gente inocente, pero en este caso está justificado".

En su turno, la abogada defensora Judy Clarke argumentó que la historia de Dzhokhar, de 21 años, no puede entenderse sin su hermano mayor Tamerlán, muerto en la persecución policial posterior al atentado, y que ejerció una "gran influencia" sobre el hermano menor hasta el punto de que Dzhokhar le llamaba "el profesor".

"Una pena de cadena perpetua no deshonra de ninguna forma a las víctimas", sostuvo Clarke, que incidió en que la prisión de máxima seguridad en Florence (Colorado) en la que ingresaría Dzhokhar "no es para nada un centro vacacional".

En la primera fase del juicio, Tsarnaev ya fue considerado el pasado mes culpable de las tres muertes que causaron las dos bombas caseras que colocó junto a su hermano en la línea de meta de la maratón de Boston, así como de la muerte del policía del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), Sean Collier.

Los Tsarnaev dieron muerte a este policía del MIT durante una persecución en la que los hermanos lanzaron explosivos, protagonizaron tiroteos y sumieron a Boston y sus alrededores en un toque de queda de 24 horas.

Para enviar al autor de los ataques al corredor de la muerte, los 12 miembros del jurado deben llegar a un veredicto unánime.

Si no lo consiguen, el juez George A. O'Toole Jr, encargado del caso, impondrá a Tsarnaev, de origen checheno y que reside en EEUU desde los 8 años, la cadena perpetua sin posibilidad de revisión de condena.

Una vez concluidos hoy los alegatos finales, el magistrado envió a deliberar durante 50 minutos al jurado, que retomará la sesión mañana a las 09.00 hora local (13.00 GMT).

Al final la vista, se repartió a los miembros del jurado un documento de 24 páginas en el que se desglosan los 30 cargos que se le imputan a Tsarnaev y en el que tendrán que indicar si consideran que el acusado actuó intencionadamente, guiado por un deseo de hacer daño o fue manipulado por su hermano.

"Dzhokhar Tsarnaev cometió el ataque de una forma especialmente inhumana, cruel y depravada que provocó serias heridas físicas a las víctimas", dice uno de los enunciados sobre los que tendrá que expresar su opinión el jurado, según una copia del escrito al que tuvo acceso Efe.

Durante el juicio, que se ha alargado más de diez semanas, el jurado ha escuchado los testimonios de 154 testigos, de los que cien fueron llamados a declarar durante la primera fase del proceso judicial.

La pena capital contra Tsarnaev ha sido solicitada a nivel federal, ya que esta práctica fue abolida en el estado de Massachusetts en la década de 1980, de forma que, si es enviado al corredor de la muerte, el acusado debería ser ejecutado en otro estado.

Beatriz Pascual Macías

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha