eldiario.es

Menú

INTERNACIONAL

ANÁLISIS

Donald Trump consigue que Rupert Murdoch coma de su mano

Así ha abrazado Fox News al contendiente republicano... y así ha concedido Megyn Kelly una tregua al hombre que se pasó nueve meses insultándola

- PUBLICIDAD -
Donal Trump y Megyn Kelly.

Donald Trump y la periodista Megyn Kelly han protagonizado duros enfrentamientos durante la campaña de primarias.

La relación entre Donald Trump y la Fox News en los últimos nueve meses ha sido fascinante. Tras un comienzo escabroso, ambos parecen ser en realidad muy amigos. Lo último ha sido que el rival republicano de Trump, Ted Cruz, ha acusado a la televisión "justa y equilibrada" de Rupert Murdoch de tener un papel desproporcionado en el ascenso del magnate.

Antes de las primarias de Indiana, en las que Trump batió a Cruz por un margen de 180.000 apoyos y se hizo con más del 50% de los votos totales, Cruz fue crítico con Murdoch y con el presidente de Fox News, Roger Ailes. Dijo que habían tomado la decisión de respaldar a Trump y con ello "han convertido Fox News en la cadena de Donald Trump, 24 horas al día y 7 días a la semana".

Es posible que la defensa de Trump por parte de la Fox se remonte a agosto del año pasado, tras el famoso choque entre el candidato y la presentadora de Fox News Megan Kelly, que le preguntó sobre su misoginia. Trump contraatacó criticando el aspecto de Kelly y su credibilidad como periodista. Incluso apuntó a la menstruación como causa de sus preguntas.

El magnate continuó boicoteando otro debate en Fox News en enero porque lo moderaba Kelly. Dijo que la periodista tenía prejuicios contra él y admitió: "No soy un gran fan de ella". En torno al 87% de los espectadores de la Fox dijeron entonces que no verían el debate porque Trump no participaba. El resultado: pánico en Fox News por la posible pérdida de publicidad.

Tras el enfrentamiento original con Kelly, Ailes se dio cuenta de que había que arreglar las cosas. Como informó la revista New York, el directivo llamó a Trump para asegurarle que el canal le cubriría "de forma justa" en el futuro. ¿Por qué? Por el temor –apoyado por un aluvión de emails pro-Trump enviados a la cadena– a que la visión de Trump fuese más popular que la de Fox News.

Matt Taibbi argumentó en la revista Rolling Stone que Murdoch estaba preocupado por el distanciamiento de su "querida audiencia de idiotas". Y Murdoch quiere a los ganadores, así que hacía falta respaldar a Trump.

Estaba claro que los que enviaban los emails estaban de lado de Trump y no del de Kelly. Y parece que algunos presentadores de la Fox también. Kelly se ha mostrado crítica con su compañero de la Fox, Bill O'Reilly, por no apoyarla en lo que solo se puede describir como una entrevista suave.

Las cosas cambiaron el mes pasado, cuando Kelly contó a sus espectadores que había relajado la tensión con Trump tras pedirle una reunión. "El señor Trump y yo hablamos de la posibilidad de una entrevista, y espero que pronto tengamos noticias que anunciar sobre eso", dijo sobre la tregua.

Ailes confirmó después que habló con Trump "unas cuantas veces en los últimos tres meses" sobre aparecer en un programa especial con Kelly. Después se anunció que el candidato iría como invitado al programa de Kelly el 17 de mayo, y ya se han difundido imágenes promocionales de la emisión, que se grabó el 26 de abril. Después de la entrevista, Trump dijo que esperaba que la gente lo disfrute, y que Kelly "tiene una capacidad para el mundo del espectáculo con potencial ilimitado".

Es difícil no concluir que los jefes de la Fox han convencido a Kelly para que se lleve bien con un hombre que la estuvo insultando continuamente durante nueve meses en declaraciones públicas y en Twitter. Y eso da crédito a la burla de Cruz sobre la "cadena de Donald Trump". ¿Ha hecho Trump lo que ningún político ha conseguido en el pasado al lograr que Rupert Murdoch coma de su mano?

Traducción de  Jaime Sevilla Lorenzo

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha