eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Arias Cañete, ¿comisario o lobista?

El exministro de Agricultura y Medio Ambiente debe responder ante el Parlamento Europeo sobre su relación con empresas petroleras

Sus vínculos personales tanto actuales como recientes con la industria del petróleo solo conducirán a conflictos de intereses continuos

- PUBLICIDAD -
Almunia defiende a Cañete "desde el punto de vista político y personal"

Miguel Arias Cañete.

"Un Comisario no se encargará de las funciones correspondientes con su cartera en las que tenga algún interés personal, en particular, intereses familiares o económicos que podrían poner en peligro su objetividad", señala el Código de Conducta de los Comisarios Europeos. Es un hecho que Miguel Arias Cañete mantiene estrechos lazos familiares con dos empresas cuya única actividad comercial es el almacenamiento y la distribución de petróleo, por lo tanto debe ser excluido de las decisiones que afectan al sector. Al repasar los intereses empresariales del exministro a lo largo de su carrera política no sorprende que sus actividades se asemejen más a las de un lobb yque a las de un funcionario electo.

La nueva cartera de Acción por el Clima y la Energía cuya candidatura encabeza Arias Cañete será el centro de todas las políticas que guardan relación con el sector energético. Cuesta trabajo imaginar que Cañete pueda liderar esta comisión. Sus vínculos personales tanto actuales como recientes con la industria del petróleo solo nos conducirán a conflictos de intereses continuos. Las decisiones del Colegio de Comisarios sobre políticas agrarias conllevarían un riesgo similar, al existir intereses comerciales de su mujer en el sector agrícola.

Intereses familiares en la agricultura

La dedicación de Cañete por las políticas de agricultura ha caracterizado su carrera como miembro del Parlamento Europeo entre 1986 y 1999, mientras algunos de sus familiares –más en concreto su esposa, Micaela Domecq Solís– contaban con activos empresariales en el sector agrícola.

Domecq Solís es heredera y copropietaria de un negocio de cría de toros, Jantilla, administrado por sus dos hijos. Uno de los primeros indicios de conflictos de interés de Arias Cañete se manifestó en 1996, cuando luchó en el Parlamento Europeo para incluir la cría del toro en las actividades agrarias subvencionadas por la Política Agraria Común (PAC). Sin embargo, en 2001 decidió abstenerse de las decisiones relativas al sector taurino, debido al conflicto de intereses del que en ese momento sí fue muy consciente. Una respuesta que sorprende, ya que en 1996 no tuvo ningún reparo en apoyar el negocio de su esposa ante el Parlamento Comunitario. En el año 2001, se abrió una investigación con el fin de averiguar si se vulneró la Ley de Incompatibilidades, ya que a pesar sus declaraciones el ministro se reunía con el lobby de la cría taurina.

En 2002 Domecq Solís tuvo que comparecer en una investigación parlamentaria en Extremadura sobre los pagos recibidos de la PAC. La investigación se inició por el registro de nueve entidades diferentes en tierras cercanas entre sí, desde las cuales se solicitaba participar como beneficiarias de la PAC. En ese mismo momento se estaba modificando la normativa de la PAC. Las subvenciones, en vez de basarse en la superficie en hectáreas pasaban a regirse por la división de fincas. Esto hizo suponer que los Domecq Solís contaban con información privilegiada.

No acaban aquí las coincidencias con el sector agrario. Otro de los negocios de Domecq Solís, Agrícola Micaela Domecq S.L., recibió 619.000 euros en subvenciones europeas entre 2009 y 2012. Miguel Arias Cañete, ministro de Agricultura desde 2011, estuvo involucrado en las negociaciones de 2013 que definirían la estructura de la PAC para el periodo 2014-2020.

Participación en empresas petroleras

Tras anunciarse su candidatura a la cartera de Acción por el Clima y Energía, el europarlamentario ha decidido vender sus acciones en empresas del sector pretolero, aunque al ocupar el puesto de ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente no tuvo ningún problema en mantenerlas. Gran parte de las acciones de estas dos empresas está en posesión de su familia.

Sin embargo, omitió declarar que ambas empresas habían firmado contratos con la Administración pública, cuando se trata de una obligación de la ley anticorrupción española. Como parlamentario español, Arias Cañete emitió una declaración en 2008 sobre la Petrolífera DUCAR, donde aseguraba que no trataba directa o indirectamente con el sector público, un hecho que sostuvo en declaraciones de 2009 y 2010. Por el contrario, en abril de 2014 se reveló que en 2008 la Petrolífera DUCAR había recibido una concesión de las autoridades públicas bajo el control del Partido Popular para utilizar terrenos públicos con el fin de almacenar productos petrolíferos en Ceuta. Al mismo tiempo se supo que también Petrologis Canarias había hecho un contrato con el gobierno Canario para suministrar petróleo a instituciones públicas – un hecho que Arias Cañete fue obligado a declarar–. En el caso de Petrologis Canarias, afirmó que no tenía conocimiento de los contratos que se estaban realizando.

Arias Cañete no solo posee acciones en ambas compañías, sino que también mantiene lazos familiares con miembros de sus juntas. Tras su dimisión en estas empresas, su hijo Miguel Arias Domecq ha continuado como miembro de la junta y su cuñado, Miguel Domecq Solís, es el director de ambas.

La polémica Ley de Costas

La reforma no figuraba en el programa electoral del PP, y sin embargo fue una de las primeras iniciativas emprendidas por el actual eurodiputado. El plan ha sido criticado por los principales grupos ecologistas, Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, Seo/ BirdLife y WWF por favorecer intereses privados como los de la construcción, por encima de la protección del medio ambiente. Greenpeace denunció que el proceso de redacción, que se concluyó en solo seis meses, no incluía las aportaciones de los grupos de la sociedad civil, académicos y autoridades regionales, y sí recogía las peticiones de grupos empresariales privilegiados.

Durante el proceso, Arias Cañete fue acusado de favorecer intereses privados, debido a sus conexiones con Bami Newco, una gran inmobiliaria y constructora. Arias Cañete era miembro del consejo de Bami Newco desde 2009 y solo lo dejó al tomar posesión de su cargo como ministro en diciembre de 2011. Una vez más, Arias Cañete cuenta con relaciones familiares muy estrechas en los sectores de la construcción y el inmobiliario: su esposa está registrada como la única representante de la compañía de Nova Diecinueve ( cargo que hasta 2009 ostentó Arias Cañete); además dos de sus sobrinos tienen puestos de control en una constructora y uno de sus cuñados, José Bujanda Sáenz, ha sido el presidente de la Asociación Nacional Española de Fabricantes de Hormigón Preparado.

En la próxima audiencia del candidato a comisario, el Parlamento Europeo tendrá que garantizar una investigación consistente del conflicto de intereses que representa el exministro español.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha