eldiario.es

9

Desalojan de madrugada a un centenar de personas acampadas en Granada "contra el auge del fascismo"

La Policía mantuvo un dispositivo para evitar que se pudiesen producir altercados por el centro de Granada y procedió al desalojo a las tres de la mañana

Procedentes de diferentes puntos de España, protestaban por la llegada de Vox a las instituciones y advierten que su lucha continúa

Asamblea de los concentrados en la Plaza del Carmen de Granada

Asamblea de los concentrados en la Plaza del Carmen de Granada

La resaca de las elecciones al Parlamento de Andalucía promete ser duradera. Mientras en Sevilla y Madrid los partidos políticos empiezan sus rondas de contactos para intentar formar gobierno, en Granada los resultados electorales han provocado que más de un centenar de personas protagonizaran diversas movilizaciones en la capital. De hecho, con la de esta noche, ya eran dos noches las que habían pasado acampadas frente el Ayuntamiento de Granada. Hasta que los efectivos policiales les han desalojado a las tres de la mañana.

Los acampados, que rondaban la centena (aunque llegó a haber cerca de 600 durante todo el día), han entendido su protesta no como una respuesta por los resultados electorales ya que, según explican, "nadie esperaba el ascenso de la extrema derecha". Pero precisamente por eso, por dicho auge, es por lo que mantienen su aspiración de seguir movilizándose en el centro de Granada. "Se trata de formar un movimiento popular de concentración que sirva de dique de contención de las ideas fascistas", apuntan, dejando claro su carácter "popular" y "apartidista".

No en vano, aunque había presentes miembros de diferentes formaciones de izquierdas, se cuidaron mucho de apuntar a que alguno de ellos pudiera haber sido quien iniciara la movilización. Lo que sí se sabe es la protesta ha contado con el apoyo de grupos antifascistas y con el respaldo, al menos en redes sociales, de la Unión Sindical Estudiantil. Por eso no es de extrañar que la mayoría de los participantes hayan sido universitarios.

No obstante, miembros de la propia movilización aclaran que han llegado desde todos los puntos de España. Tal y como ellos mismos aseguran, su objetivo es "concienciar a la gente de que debe movilizarse". Por ese mismo motivo y copiando la simbología de las acampadas del 15M, decidieron acampar de manera indefinida en la Plaza del Carmen donde se encuentra el Consistorio granadino.

Tal decisión se tomó justo después de convocar y participar de una manifestación este pasado lunes, un día después de las elecciones, que el propio Ayuntamiento calificó de caótica porque supuso la movilización de efectivos policiales y problemas en el tráfico de vehículos. A la misma llegaron a acudir cerca de 5.000 personas, según cifras policiales.

Acampada sin fecha de caducidad

Tenían claro que seguirían en la Plaza del Carmen "hasta que la gente aguante" o hasta que les echasen, algo que sucedió "aprovechando nuestro sueño" esta pasada madrugada. Antes, la Policía ya les había retirado sus enseres personales durante la mañana y mantenía vigilada tanto esta zona como los principales accesos de tráfico rodado al centro de la capital ya que ha habido amagos de manifestación durante toda la jornada del martes.

De hecho, unas 300 de las personas congregadas volvieron a salir durante unos minutos en manifestación por las principales calles aledañas. Salieron tras una asamblea que empezó a las seis de la tarde y que se prolongó durante varias horas y en la que los asistentes a la misma decidieron continuar con las protestas y con ello con su acampada.

Al lugar se acercaron curiosos, periodistas y también aquellos a los que los manifestantes rechazan: personas de la ultraderecha que estuvieron junto a ellos portando banderas de España y afeando el discurso con interrupciones que encontraron silbidos de respuesta. También se pudo ver la cara de incredulidad de los granadinos que contemplaban lo que estaba sucediendo frente al Ayuntamiento. De alguno de ellos se pudo escuchar frases como "no respetan ni las elecciones".

Lo único seguro es que los jóvenes que formaban el grueso de la movilización quieren dejar claro que se han concentrado para mandar un mensaje contra el fascismo, contra la entrada de Vox en las instituciones y que no se trata de protestar contra el resultado de las elecciones porque "eso sería absurdo". Lo que suceda de ahora en adelante es toda una incógnita pero advierten que su lucha no va a parar. No descartan volver durante la tarde del miércoles a la plaza para continuar con la protesta e incluso acampar.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha