La reivindicación de las mujeres compositoras, "el secreto mejor guardado de la Historia de la Música"

Carmen Martínez-Pierret

La tendencia de las artes y las letras a echar la vista atrás y recordar a los talentos femeninos olvidados ha llegado también a la música. Grandes creadoras que han quedado eclipsadas por sus colegas varones a lo largo de los siglos, o relegadas a los márgenes solo por su condición de mujeres, están siendo objeto de rescate, análisis y, lo que es más importante, de disfrute, en estos tiempos de cánones revisados. Prueba de ello es el ciclo Rasgando el silencio, que acoge desde el próximo lunes la sala Manuel García del teatro de la Maestranza de Sevilla.

"Las mujeres hacemos cosas dentro de la cultura, la ciencia o la política, pero el patriarcado silencia sistemáticamente nuestros logros"

"Las mujeres hacemos cosas dentro de la cultura, la ciencia o la política, pero el patriarcado silencia sistemáticamente nuestros logros"

A lo largo de la temporada 2021-2022, y bajo la dirección de Carmen Martínez-Pierret e Israel Fausto, se celebrarán cuatro conciertos (8 de noviembre y 20 de diciembre de 2021, 17 de enero y 16 de mayo de 2022) dedicados a, como indica el rubro del programa, rasgar el silencio en el que fue sumida la obra de veinte compositoras. Estas citas forman parte de un proyecto más ambicioso, que comprenderá en total 12 conciertos y brindará la obra de 60 compositoras pertenecientes a un periodo comprendido entre 1750 a 1980.

El ciclo es el resultado de una ardua tarea de investigación. “Muchas de estas obras han sido rescatadas del silencio de las bibliotecas, de los restos de serie de antiguas editoriales, de fondos digitalizados repartidos por universidades de medio mundo… ¡hasta de algún desván polvoriento!”, explican sus responsables. “Porque, si bien algunas de estas mujeres lograron desarrollar en vida –luchando, eso sí, contra viento y marea– una intensa actividad creadora en paralelo a sus ilustres coetáneos de sexo masculino, llegando incluso a ver sus composiciones publicadas e interpretadas por los virtuosos del momento, lo cierto es que, tras su muerte, la historia "oficial" de la música las ignoró por completo. Sus nombres fueron omitidos por tratados y enciclopedias, de modo que tanto ellas como sus composiciones cayeron en un profundo y prolongado olvido”.

Maridos famosos

Para Martínez-Pierret y Fausto, la prueba de este olvido es que al público más melómano, e incluso a los propios intérpretes, les resultaría muy difícil enumerar una modesta lista de compositoras o citar algunas de sus obras. “Y ni siquiera es porque conozcan o hayan tocado sus obras sino, simplemente, porque estas mujeres entraron en la historia de la mano –y con los apellidos– de sus famosos maridos o hermanos: es el caso de Clara Schumann-Wieck, Fanny Hensel-Mendelssohn y Alma Mahler Schindler, o, incluso, yendo más atrás en el tiempo, el de Maddalena Laura Lombardini-Sirmen”, apuntan. “Otras –también muy pocas– son reconocidas por especialistas y estudiosos en razón de sus méritos como intérpretes –es el caso de Teresa Carreño, virtuosa pianista venezolana–, como pedagogas –la francesa Nadia Boulanger–, o por la suma de ambas cosas –la también francesa Marie Jaëll–; pero desconocen o, directamente, ignoran, su extensa producción como compositoras”.

Pero estos nombres constituyen apenas la punta del iceberg: se calcula que son cientos los nombres que podrían aportarse en este recuento, para que la figura de la compositora dejara de ser “uno de los secretos mejor guardados y, probablemente, el más escandaloso silencio de la Historia de la Música”, agregan.

Esta ingente tarea lleva más de 25 años ocupando a Carmen Martínez-Pierret, quien ha ofrecido numerosos conciertos, conferencias y seminarios sobre este tema, en sedes tan prestigiosas como la Universidad Internacional Menéndez Pelayo de Santander, el Instituto Cervantes, la Universidad Complutense de Madrid, Festival Internacional de Alicante, Festival Ellas Crean o Radio Clásica (RNE), entre otras. A su lado, el sevillano Israel Fausto destaca como uno de los violonchelistas españoles de mayor proyección internacional en nuestro tiempo, además de ser Doctor en Filosofía y ocupar la cátedra de Violonchelo en el Conservatorio Superior de Música Manuel Castillo de Sevilla.  

Primeras citas

En el primer concierto de Rasgando el silencio, el próximo lunes, la violinista Clara Cernat y la propia Martínez-Pierret al piano interpretarán, bajo el título Sérénade, piezas de Grażyna Bacewicz, Ethel Barns, Amy Beach, Mel Bonis, Lili Boulanger, Teresa Carreño, Cécile Chaminade, Teresa Milanollo, Dora Pejacevic, Poldowski, Germaine Tailleferre y Pauline Viardot, “un repertorio de extraordinaria calidad y belleza, digno de figurar en la programación de las salas de concierto de todo el mundo”, aseguran.

En la cita del 20 de diciembre, de nuevo Martínez-Pierret comparecerá, esta vez acompañada por el virtuoso del piano Thierry Huillet, con una serie de piezas para piano para cuatro manos.   Una invitación al gozo y un acto de justicia, para restituir a estas “mujeres creadoras que lucharon por hacerse oír en una sociedad que –hasta bien entrada la primera mitad del siglo XX– puso un sinfín de trabas a la libre expresión de su talento y a la difusión de su trabajo; y que, tras su muerte, las condenó al silencio, borrando sus nombres de la historia”, concluye Martínez-Pierret.  

Etiquetas
Publicado el
4 de noviembre de 2021 - 20:20 h

Descubre nuestras apps

stats