eldiario.es

9

Pasaporte Andalucía Pasaporte Andalucía

La urta a la roteña y otros nobles de la Villa

Recorrido gastronómico por la excelente cocina de Rota, en Cádiz, que forma con El Puerto de Santa María y Cádiz uno de los triángulos más atractivos del litoral atlántico.

Tapeando por Rota.

Encontramos en Rota una serie de platos únicos, que sólo existe posibilidad de degustar paseando por sus calles. Su receta más emblemática es la urta a la roteña. El plato tiene hasta su propia feria. El primer fin de semana de agosto se celebra la Fiesta de la Urta, declarada de interés turístico nacional de Andalucía.

La urta es un pescado muy sabroso de la familia de los pargos, como la dorada o el sargo. Se prepara cocinando un sofrito de ajos, cebollas, pimientos y tomates en el que salteamos los filetes de urta y añadimos un golpe de vino de jerez para después llevarlo al horno. Solo queda pedir una copa y disfrutar de este guiso marinero.

Tapeando por Rota.

Tiene Rota, junto con Sanlucar y Chipiona, unas huertas donde maduran unos tomates y pimientos magníficos, de esos que inundan la cocina de olor intenso desde el mismo momento en el que asoman de la bolsa. Y es de aquí donde aparece el plato estrella: el arranque roteño, una especie de salmorejo pero más sabroso y espeso. Para prepararlo, usaremos tomates maduros y pimientos de la zona, conocidos como cuerno de cabra, majados en lebrillo con la sal y el ajo. Añadimos pan duro sin mojar y aceite de oliva. Es aconsejable tomarse este plato con unos trocitos de estos pimientos a modo de cuchara comestible. Sólo por esto merece la pena hacer una marcha protesta a la Base americana.

Tapeando por Rota.

Encontramos el arranque en muchos bares de Rota. Uno de los más extraordinarios es el de la bodega El Gato, despacho de vinos en el centro del pueblo donde paran principalmente roteños, lo cual es buena señal. Suele estar lleno, pero no se desanimen, el trasiego es rápido y al cabo de unos minutos encontraremos dónde acomodarnos. Entre sus vinos destaco el rebujao, una bomba deliciosa de manzanilla y mistela.

Tapeando por Rota.

Unos amigos alemanes que traje en primavera se llevaron una garrafa de cinco litros. Lástima que no los pararan en el aeropuerto de Berlín, sin lugar a dudas nos habrían rebajado la deuda. Antes de abandonar la bodega y si el cuerpo aguanta podemos probar su vermut y la tapa de langostinos plancha-vapor rica y muy generosa.

Tapeando por Rota.

Tras este aperitivo podemos dirigirnos al puerto, a tan solo unos minutos. Aquí se encuentra la Cantina Marinera. Sentados en sus veladores, mirando a los pantalanes con sus barcos amarrados, pediremos otro de esos platos únicos que solo encontraremos en Rota. Mejor dicho, sólo en la Cantina Marinera: menudo de choco.

Tapeando por Rota.

Esto sí es decostrucción y cocina fusión al alcance de todos. Con el aliño del menudo realizan un potaje con garbanzos, chorizo , morcilla y por supuesto choco. Una auténtica maravilla gastronómica.

Su ración de choco frito cortado en finísmas tiras, los boquerones y las acedías completan la carta.

.

Tapeando por Rota.

Muy cerca del puerto encontramos el mercado de abastos. Pequeño y con encanto, que abre las puertas de su claustro a la playa del Rompidillo.

Nada más entrar, nos atrapa el olor a chicharrones recién hechos. Es el puesto de carnicería Armario, atendiendo al público desde 1929. Y como si sonara la flauta del encantador para una serpiente, nos vemos obligados a caminar como zombis en busca de una dosis. Chiharrones y chicharrones de Cádiz, colesterol en vena. Merece la pena andar luego una hora y no dejar pasar una cerveza helada con un cuartito de estos cueros de cerdo fritos.

Tapeando por Rota.

Sin salir de la plaza, otro puesto sugerente es el de resposteria casera dulce y salada que que regenta Flo. Ella es una agradable francesa que junto a su marido fotógrafo que decidió venirse a vivir al sur en busca "de esta maravillosa luz del atlántico". Tras trastear por la zona se quedaron en Rota. "Desde el principio nos acogieron de maravilla", comenta suavizando las erres. "Van a abrir una vinacoteca en el puesto de enfrente y junto con otros puestos queremos crear una zona gastronómica al estilo de otros mercados". Y es que en esta plaza encontramos además puestos con quesos selectos de Grazalema y otras golosinas.

Tapeando por Rota.

Ya va cayendo la tarde y tras un descanso nos dirigiremos a la calle Mina. Aquí se concentran muchos de los bares y restaurantes de Rota. Calle animada y bulliciosa donde sentarse en una terraza y disfrutar del ambiente mientras degustamos unos tapaculos fritos. Este exquisito pescado de la familia del lenguado recibe los nombres más variopintos en la costa gaditana donde es muy apreciado. Cualquiera lo diría. "Hijaputas" en Cádiz, "perro" en Barbate o "Japonesas" en Chipiona.

Tapeando por Rota.

Uno puede tener la suerte entonces de toparse con una Cruz de Mayo procesionando. Con sus niñas vestidas de gitanas, un capataz de nueve años, impecablemente trajeado, dirigiendo el paso a hombros de costaleritos de la misma edad. Una cofradía liliputiense. Una madre, ajena a la música que interpreta la banda, le grita a su niña para que no pierda el compás abriendo el cortejo. Mientras, dos pescadores con anclas tatuadas en los brazos apuran sus cervezas recostados en la casapuerta. Uno lleva una camiseta del Cádiz con una leyenda impresa. Pisha no tó el mundo puede ser de Cái.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha