La portada de mañana
Acceder
Las comunidades del PP presionan a Sanidad para el certificado COVID en bares
Las sombras de Sotheby’s, la empresa que intervino en la venta del Goya de Aguirre
Opinión - Otra política y otra derecha, por Esther Palomera

PP, Ciudadanos y Vox unen sus votos para eliminar el lenguaje inclusivo de los libros de texto de Andalucía

Las vueltas que dio el Pleno del Parlamento de Andalucía de esta semana, con Vox dejando caer el miércoles la primera ley del Gobierno de Andalucía y PP y Ciudanos recuperando el apoyo de la extrema derecha el jueves para rechazar una comisión de investigación por los contratos exprés, tuvo un recorrido más con la moción presentada por Vox, aprobada gracias a los tres grupos parlamentarios. El Parlamento ha instado a la Junta de Andalucía a "impulsar la supervisión de los libros de texto y los materiales complementarios con el objeto de eliminar el llamado 'lenguaje inclusivo', que suponga desdoblamiento de términos masculinos y femeninos, de todos los libros de texto oficiales publicados en la Comunidad Autónoma de Andalucía".

La moción "relativa a política general en materia de ordenación y evaluación educativa" ha sido aprobada en sus cinco puntos, con los votos a favor de PP, Ciudadanos y Vox, y los votos en contra de PSOE y Adelante Andalucía. El Parlamento también apuesta por "garantizar que el lenguaje empleado en los libros de texto y los materiales didácticos complementarios supervisados por la Junta de Andalucía se ajuste escrupulosamente a las reglas lingüísticas establecidas por la Real Academia Española" y "garantizar que en los nuevos diseños curriculares resultantes de la aplicación de la LOMLOE se mantengan las asignaturas humanísticas de Latín, Griego, Filosofía, Historia y Literatura como materias de oferta obligatoria". También se ha aprobado "reforzar los procedimientos de orientación vocacional al finalizar las etapas de ESO, FP y Bachillerato, a fin de disminuir los abandonos en las nuevas etapas" y "confeccionar bancos de actividades y recursos didácticos relacionados con efemérides significativas de la cultura española y facilitar su acceso a los docentes".

En el primer punto se refiere a "cualquier tipo de texto escrito, imágenes de síntesis, materiales auditivos, materiales audiovisuales y cualquier recurso web". De hecho, la diputada del PSOE Soledad Pérez le ha hecho ver a sus defensores que la propia web de la Consejería de Educación contiene "mucha documentación y herramientas relativas al lenguaje inclusivo", en concreto en el apartado 'lenguaje no sexista'.

Las leyes de Igualdad

Según la socialista, el lenguaje inclusivo, sobre todo, "está garantizado en la Ley andaluza de Igualdad", en concreto en el artículo 9.1, que dice textualmente: "Las Administraciones públicas de Andalucía garantizarán un uso no sexista del lenguaje y un tratamiento igualitario en los contenidos e imágenes que utilicen en el desarrollo de sus políticas, en todos los documentos, titulaciones académicas y soportes que produzcan directamente o bien a través de personas o entidades. Todas las publicaciones y emisiones en las que la Junta de Andalucía participe garantizarán un tratamiento inclusivo y no discriminatorio de las mujeres".

Pérez ha lamentado incluso que salieran al estrado "tres hombres de la derecha a defender sus privilegios" mientras que han sido dos mujeres las que se han mostrado en contra de la moción, puesto que la diputada de Adelante Ana Naranjo ha mostrado similares argumentos a los de Pérez. "El lenguaje inclusivo no solo es un mandato legal en Andalucia sino también a nivel estatal en la Ley de Igualdad, también de 2007, donde uno de los criterios generales de actuación de los poderes públicos es "la implantación de un lenguaje no sexista en el ámbito administrativo y su fomento en la totalidad de las relaciones sociales, culturales y artísticas", dicde el artículo 14.11.

"Que sean valientes y traigan una modificacion de la Ley de igualdad y lo hagan por derecho, a las claras, y no por detrás con una moción. Van a incumplir una ley y todo el desarrollo del lenguaje inclusivo que se viene regulando en nuestra comunidad autónoma desde 1992 en la administración pública", lamentando que el consejero de Educación, Javier Imbroda, cambie esa orden "por la vía de los hechos". "Es llamativo, porque va contra lo que se ha hecho en Andalucía. Es un incumplimiento claro de las leyes".

"Les va a salir cara la obsesión contra el lenguaje inclusivo"

Pérez también se refiere a la resolución que el Parlamento Europeo aprobó, en febrero de 2008, en su 'Informe sobre el Lenguaje no sexista”, donde se indicaba que "la finalidad del lenguaje no sexista o lenguaje neutral en cuanto al género es evitar opciones léxicas que puedan interpretarse como sesgadas, discriminatorias o degradantes al implicar que uno de los sexos es superior al otro, ya que en la mayoría de los contextos el sexo de las personas es, o debe ser, irrelevante. (…) Un lenguaje neutral tiene más posibilidades de ser aceptado por los usuarios si es natural y discreto. Deben buscarse alternativas neutrales e inclusivas genuinas en lugar de expresiones que se presten a controversia".

La diputada del PSOE también les ha trasladado a los tres grupos de la derecha que "parece que no les importa volver a tener que pagar los libros" porque "justo este año se han comprado nuevos". Pérez ha recorado que la gratuitad de los libros de textos en determinadas edades está garantizada y "tendrán que encargar otros sin lenguaje inclusivo". "Les va a salir cara la obsesión contra el lenguaje inclusivo", apunta. "Por mucho que lo quieran ridiculizar, se trata de no abusar del desdoble, de usar términos generales como 'profesorado' o 'ciudadanía'. Lo que quiere es llevar el sexismo lingüistico a las aulas".

Las vueltas que dio el Pleno del Parlamento de Andalucía de esta semana, con Vox dejando caer el miércoles la primera ley del Gobierno de Andalucía y PP y Ciudanos recuperando el apoyo de la extrema derecha el jueves para rechazar una comisión de investigación por los contratos exprés, tuvo un recorrido más con la moción presentada por Vox, aprobada gracias a los tres grupos parlamentarios. El Parlamento ha instado a la Junta de Andalucía a "impulsar la supervisión de los libros de texto y los materiales complementarios con el objeto de eliminar el llamado 'lenguaje inclusivo', que suponga desdoblamiento de términos masculinos y femeninos, de todos los libros de texto oficiales publicados en la Comunidad Autónoma de Andalucía".

La moción "relativa a política general en materia de ordenación y evaluación educativa" ha sido aprobada en sus cinco puntos, con los votos a favor de PP, Ciudadanos y Vox, y los votos en contra de PSOE y Adelante Andalucía. El Parlamento también apuesta por "garantizar que el lenguaje empleado en los libros de texto y los materiales didácticos complementarios supervisados por la Junta de Andalucía se ajuste escrupulosamente a las reglas lingüísticas establecidas por la Real Academia Española" y "garantizar que en los nuevos diseños curriculares resultantes de la aplicación de la LOMLOE se mantengan las asignaturas humanísticas de Latín, Griego, Filosofía, Historia y Literatura como materias de oferta obligatoria". También se ha aprobado "reforzar los procedimientos de orientación vocacional al finalizar las etapas de ESO, FP y Bachillerato, a fin de disminuir los abandonos en las nuevas etapas" y "confeccionar bancos de actividades y recursos didácticos relacionados con efemérides significativas de la cultura española y facilitar su acceso a los docentes".

En el primer punto se refiere a "cualquier tipo de texto escrito, imágenes de síntesis, materiales auditivos, materiales audiovisuales y cualquier recurso web". De hecho, la diputada del PSOE Soledad Pérez le ha hecho ver a sus defensores que la propia web de la Consejería de Educación contiene "mucha documentación y herramientas relativas al lenguaje inclusivo", en concreto en el apartado 'lenguaje no sexista'.

Las leyes de Igualdad

Según la socialista, el lenguaje inclusivo, sobre todo, "está garantizado en la Ley andaluza de Igualdad", en concreto en el artículo 9.1, que dice textualmente: "Las Administraciones públicas de Andalucía garantizarán un uso no sexista del lenguaje y un tratamiento igualitario en los contenidos e imágenes que utilicen en el desarrollo de sus políticas, en todos los documentos, titulaciones académicas y soportes que produzcan directamente o bien a través de personas o entidades. Todas las publicaciones y emisiones en las que la Junta de Andalucía participe garantizarán un tratamiento inclusivo y no discriminatorio de las mujeres".

Pérez ha lamentado incluso que salieran al estrado "tres hombres de la derecha a defender sus privilegios" mientras que han sido dos mujeres las que se han mostrado en contra de la moción, puesto que la diputada de Adelante Ana Naranjo ha mostrado similares argumentos a los de Pérez. "El lenguaje inclusivo no solo es un mandato legal en Andalucia sino también a nivel estatal en la Ley de Igualdad, también de 2007, donde uno de los criterios generales de actuación de los poderes públicos es "la implantación de un lenguaje no sexista en el ámbito administrativo y su fomento en la totalidad de las relaciones sociales, culturales y artísticas", dicde el artículo 14.11.

"Que sean valientes y traigan una modificacion de la Ley de igualdad y lo hagan por derecho, a las claras, y no por detrás con una moción. Van a incumplir una ley y todo el desarrollo del lenguaje inclusivo que se viene regulando en nuestra comunidad autónoma desde 1992 en la administración pública", lamentando que el consejero de Educación, Javier Imbroda, cambie esa orden "por la vía de los hechos". "Es llamativo, porque va contra lo que se ha hecho en Andalucía. Es un incumplimiento claro de las leyes".

"Les va a salir cara la obsesión contra el lenguaje inclusivo"

Pérez también se refiere a la resolución que el Parlamento Europeo aprobó, en febrero de 2008, en su 'Informe sobre el Lenguaje no sexista”, donde se indicaba que "la finalidad del lenguaje no sexista o lenguaje neutral en cuanto al género es evitar opciones léxicas que puedan interpretarse como sesgadas, discriminatorias o degradantes al implicar que uno de los sexos es superior al otro, ya que en la mayoría de los contextos el sexo de las personas es, o debe ser, irrelevante. (…) Un lenguaje neutral tiene más posibilidades de ser aceptado por los usuarios si es natural y discreto. Deben buscarse alternativas neutrales e inclusivas genuinas en lugar de expresiones que se presten a controversia".

La diputada del PSOE también les ha trasladado a los tres grupos de la derecha que "parece que no les importa volver a tener que pagar los libros" porque "justo este año se han comprado nuevos". Pérez ha recorado que la gratuitad de los libros de textos en determinadas edades está garantizada y "tendrán que encargar otros sin lenguaje inclusivo". "Les va a salir cara la obsesión contra el lenguaje inclusivo", apunta. "Por mucho que lo quieran ridiculizar, se trata de no abusar del desdoble, de usar términos generales como 'profesorado' o 'ciudadanía'. Lo que quiere es llevar el sexismo lingüistico a las aulas".

Las vueltas que dio el Pleno del Parlamento de Andalucía de esta semana, con Vox dejando caer el miércoles la primera ley del Gobierno de Andalucía y PP y Ciudanos recuperando el apoyo de la extrema derecha el jueves para rechazar una comisión de investigación por los contratos exprés, tuvo un recorrido más con la moción presentada por Vox, aprobada gracias a los tres grupos parlamentarios. El Parlamento ha instado a la Junta de Andalucía a "impulsar la supervisión de los libros de texto y los materiales complementarios con el objeto de eliminar el llamado 'lenguaje inclusivo', que suponga desdoblamiento de términos masculinos y femeninos, de todos los libros de texto oficiales publicados en la Comunidad Autónoma de Andalucía".

La moción "relativa a política general en materia de ordenación y evaluación educativa" ha sido aprobada en sus cinco puntos, con los votos a favor de PP, Ciudadanos y Vox, y los votos en contra de PSOE y Adelante Andalucía. El Parlamento también apuesta por "garantizar que el lenguaje empleado en los libros de texto y los materiales didácticos complementarios supervisados por la Junta de Andalucía se ajuste escrupulosamente a las reglas lingüísticas establecidas por la Real Academia Española" y "garantizar que en los nuevos diseños curriculares resultantes de la aplicación de la LOMLOE se mantengan las asignaturas humanísticas de Latín, Griego, Filosofía, Historia y Literatura como materias de oferta obligatoria". También se ha aprobado "reforzar los procedimientos de orientación vocacional al finalizar las etapas de ESO, FP y Bachillerato, a fin de disminuir los abandonos en las nuevas etapas" y "confeccionar bancos de actividades y recursos didácticos relacionados con efemérides significativas de la cultura española y facilitar su acceso a los docentes".

Únete al canal de Telegram de elDiario.es Andalucía

A través de nuestro canal en Telegram trasladamos de forma inmediata lo que ocurre en Andalucía: últimas noticias que van aconteciendo, o donde, simplemente, te ofrecemos un resumen de la información más relevante del día.

Suscríbete a nuestro canal en este enlace.

27 de mayo de 2021 - 21:34 h