eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Récord de exportaciones alimentarias españolas a China en 2015, un 58 % más

- PUBLICIDAD -
Récord de exportaciones alimentarias españolas a China en 2015, un 58 % más

Récord de exportaciones alimentarias españolas a China en 2015, un 58 % más

Las exportaciones españolas de alimentos y bebidas a China registraron en 2015 una cifra récord en valor, con ventas por 789,9 millones de euros, tras haber registrado un aumento del 58 %, según indicó a Efe hoy la Oficina Económica y Comercial de España en Shanghái.

"No ha sido una gran sorpresa, pues ya veníamos marcando una tendencia de crecimiento (en el primer semestre de 2015 también aumentaban ya un 58 por ciento), pero estos resultados invitan a una lectura de optimismo, de que el mercado chino sigue ofreciendo oportunidades importantes", destacó su consejero jefe, Eduardo Euba.

De hecho, las tres categorías de producto que suponen cuatro quintas partes de las exportaciones españolas a China -carne de cerdo, aceite de oliva y vino- registraron un importante crecimiento durante todo el año.

La carne de porcino y sus despojos siguen siendo los alimentos españoles más vendidos al gigante asiático, y aumentaron un 63 % ciento interanual en 2015, hasta 379,6 millones de euros en ventas, lo que hace de España ya su tercer mayor exportador de este producto.

"La demanda sigue siendo muy potente, y la oferta nacional china, a pesar de que ha crecido, no da abasto, por lo que el mercado sigue estando muy caliente y ofrece excelentes perspectivas", comentó Euba.

En aceite de oliva, donde España tenía ya cerca de un 60 % de cuota del mercado chino, esa porción se incrementó hasta un histórico 75 % del consumo de este producto en todo el país, aunque el número de consumidores chinos que lo han incorporado a su dieta diaria sigue siendo minoritario entre su gran población.

Con todo, las ventas de aceite español al país oriental crecieron un 71 % interanual en 2015, hasta sumar un valor de 122,1 millones de euros.

Aunque es una buena señal y parece que se avanza en el reto de que se identifique al producto español como el mejor aceite de oliva del mercado (como se suele asociar en China el mejor vino a Francia, por ejemplo), "no hay que echar las campanas al vuelo", alertó Euba.

Consolidar esa identificación es un "desafío", aunque "también está el otro desafío, de enorme complejidad, que es simplemente que la gente sepa qué es el aceite de oliva y que se lo lleven a la cocina, y eso nos llevará muchos años".

Las exportaciones españolas de vino crecieron otro 40 % en 2015, hasta 117 millones de euros, después de que el mercado se haya "saneado y consolidado", tras varios años en que sufrió la especulación de importadores no profesionales, que ya van dejando el sector, y de que la campaña anticorrupción redujo la demanda.

Estos resultados reflejan una "buena trayectoria", ya que más de un 90 % de las ventas fueron de vino embotellado, lo que muestra que se sigue consolidando el cambio de imagen del vino español en China, percibido hace algo más de una década como un producto barato y mayoritariamente a granel.

"Este cambio de posicionamiento, que ya lleva años, sigue en muy buena dirección, y hay que felicitarse por ello, pero sin relajarse ni un instante", recomendó Euba.

Otros productos registraron también aumentos importantes, como la cerveza, el cuarto más exportado a China, con un incremento del 235 % anual hasta los 35 millones de euros.

Además, avanzaron los alimentos infantiles (30,9 millones, un 55 % más), las galletas, chocolates y caramelos (18 millones, aumento de 70 %), el pescado, la pota y el calamar congelados (20,8 millones, un 10 % más), y la leche UHT y concentrada (3,9 millones, un 230 % más).

Las ventas de cítricos crecieron un 228 % (3,6 millones de euros), los yogures otro 43 % (de 3,6 millones), y el jamón curado en lonchas (no se autoriza aún con hueso) un 76 %, hasta 3,7 millones, aunque las de zumos de frutas bajaron un 11 %, hasta 3,2 millones de euros.

Todos estos datos muestran que, a pesar de la actual ralentización de la economía china (que creció en 2015 a su menor ritmo en 25 años pero sigue en expansión) y de las "incertidumbres que se puedan presentar", hay espacio para seguir agrandándose, indicó Euba.

"El crecimiento de la rentas, la apertura de los consumidores hacia nuevos productos y nuevos sabores, y el deseo de consumir, están ahí, son una realidad, y la calidad del producto alimentario español nos está permitiendo aprovechar esta oportunidad", señaló.

Euba recalcó su convencimiento de que en los próximos años "vamos a seguir creciendo con tasas importantes" gracias al esfuerzo colectivo de las empresas, las agrupaciones sectoriales y el ICEX, para la promoción constante, y no sólo en las grandes ciudades chinas, sino también en las de segundo y tercer nivel.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha