eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Las locas propuestas de Vox para Andalucía

El programa de Gobierno de Vox para Andalucía daría risa si no diese miedo. Un repaso a sus propuestas

En negrita, algunas de las exigencias de Vox en su negociación con el PP para la investidura de Juanma Moreno. Entre líneas, mis comentarios

71 Comentarios

- PUBLICIDAD -

“Supresión de las subvenciones a las asociaciones y ONGs ideológicas (todas aquellas dedicadas a la promoción de determinada visión ideológica) independientemente de su naturaleza comunista, feminista, progresista, liberal o conservadora”.

Como, por ejemplo, la Fundación para la Defensa de la Unidad de España, que presidía Santiago Abascal durante los años en los que recibió 207.375 euros en subvenciones de la Comunidad de Madrid.

“Estudiar si existen duplicidades (en el gasto autonómico) con el Estado para su ahorro”.

Como, por ejemplo, la Agencia de Protección de Datos de Madrid, un organismo que hacía exactamente lo mismo que la Agencia Española de Protección de Datos y donde Esperanza Aguirre colocó a Santiago Abascal como director para que tuviera un buen sueldo público.

“Supresión de todo Instituto o Agencia que no acredite fuera de toda duda su utilidad pública”.

Como, por ejemplo, la Fundación para el Mecenazgo y el Patrocinio Social, otro chiringuito de la Comunidad de Madrid, sin ninguna actividad conocida, y que no tenía más empleado que su director gerente, Santiago Abascal.

En ese puesto, Abascal cobraba 83.000 euros anuales. Fue solo tras perder esa mamandurria cuando Abascal se cayó del caballo “liberal” y abandonó el PP para irse a iniciar la reconquista con Vox.

“Se defenderá la coexistencia de la educación pública, privada y de iniciativa social (concertada). Se desistirá del hostigamiento que la Junta ha venido ejerciendo contra los modos educativos de educación diferenciada, consolidando el derecho de los padres a elegir el modelo educativo. Libre elección de centro: derogación de la normativa zonal”.

Es la fórmula de Esperanza Aguirre, la madrina de Santiago Abascal durante años. El resultado, un sistema educativo que ha convertido las aulas de Madrid en las más desiguales.

“Reducción drástica (75%) de las subvenciones a partidos políticos, con el horizonte final de lograr su completa eliminación”.

Para que así sean las grandes empresas con sus donativos, y no los ciudadanos con sus votos, quienes decidan qué personas se pueden dedicar a la política.

“Derogación de la "Ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía". Esta ley impone, de forma totalitaria, una versión sesgada de la historia andaluza en el periodo 1931-1982. En su defecto, supresión de todos los apartados de la ley que establezcan como indubitadas cuestiones en discusión histórica, afirmaciones puramente ideológicas o que interfieran en la libertad de pensamiento, de expresión, de investigación y de educación”.

Porque la Guerra Civil empezó en el 34, la inició el PSOE con un Golpe de Estado en Asturias y Pío Moa es el único verdadero historiador, frente a todos los demás sectarios.

“Desgravaciones por gastos educativos”.

Es decir, que los impuestos de todos paguen los colegios privados de unos pocos.

“Terminar con el efecto llamada: suprimir las ayudas a los inmigrantes ilegales”.

Y suprimir también los unicornios. Se ahorra lo mismo porque ambos son mitos: no hay ayudas públicas directas a los inmigrantes sin papeles en Andalucía y el único “efecto llamada”, si es que existe, lo provoca Vox al difundir estos bulos. Pese al rumor, los inmigrantes no reciben en España ninguna paga por el hecho de serlo.

“La Junta promoverá, en el ámbito jurídico y administrativo correspondiente, la ilegalización de organizaciones que, cooperando con las mafias de tráfico de personas, favorezcan la inmigración ilegal”.

Traducido: criminalizar a las ONG que evitan que miles de personas se ahoguen en el Mediterráneo.

“Supresión de subvenciones a asociaciones islámicas”.

Pero mantener el Concordato con el Vaticano.

“Bonificación al 99% del Impuesto de Sucesiones y Donaciones”.

Es decir, que esa minoría de ricos herederos de fortunas superiores al millón de euros –esa cifra es hoy el mínimo exento en Andalucía– no pague prácticamente nada en este impuesto que tanto odia, por motivos obvios, la derecha.

“Garantía de que los centros de formación no difundirán ninguna ideología que niegue hechos científicos indubitados, con especial atención a la biología”.

A favor de sacar la religión de las escuelas. Ya está bien de contar a los niños, contra toda evidencia científica, que dios creó el mundo en seis días.

“El Día de Andalucía pasará del 28 de febrero al 2 de enero, en conmemoración de la culminación de la Reconquista. El Doce de Octubre se celebrará en las instituciones que dependan de la Junta, incluidos los centros escolares”.

Pero luego los nacionalistas que adoctrinan hasta en los colegios son los otros.

“Derogación de la “Ley 12/2007, de 26 de noviembre, para la promoción de la igualdad de género en Andalucía”: Esta ley interviene totalitariamente en todos los niveles de la sociedad con el pretexto de promocionar a las mujeres, y partiendo de la premisa errónea de que, si no se alcanza una ratio 50/50 en todos los ámbitos, es porque las mujeres han sido discriminadas. La igualdad de derechos está garantizada en España desde hace décadas”.

Y si no hay discriminación alguna, ¿cuál es entonces la razón de que las mujeres tengan menos presencia en los ámbitos de poder que los hombres? ¿Que son inferiores?

“Derogación de la “Ley 8/2017 para garantizar los derechos, la igualdad de trato y no discriminación de las personas LGTBI y sus familiares en Andalucía. Los derechos de las personas de orientación homosexual están ya reconocidos en las leyes ordinarias y la Constitución. España no es un país “homófobo” que necesite leyes especiales”.

El año pasado, solo en Madrid, hubo 287 incidentes homófobos. Y eso que la inmensa mayoría de las agresiones no se denuncia.

“Ley de protección de la tauromaquia y de la actividad cinegética”.

Porque, según Vox, las mujeres y los homosexuales no están discriminados, ni necesitan “leyes especiales”, pero los cazadores y los taurinos sí.

“Plan para evitar la discriminación de los andaluces que viven en otras regiones de España”.

Porque los andaluces también están discriminados, no como las mujeres y el colectivo LGTBI.

“La Junta garantizará el derecho constitucional de los padres a que sus hijos reciban la formación moral de acuerdo a sus propias convicciones. Para ello se implantará un “PIN parental” con el objeto de que los padres puedan excluir a sus hijos de enseñanzas, charlas, talleres o actividades con carga ideológica o moral contraria a sus convicciones”.

Esta idea está copiada de la alt-right estadounidense y de su vertiente creacionista. ¡Ya está bien de enseñar a los niños darwinismo, es solo “una teoría”!

“Colaborar con la policía en la identificación de inmigrantes ilegales para que puedan ser expulsados. La Junta de Andalucía encubre la inmigración irregular, pues posee la documentación necesaria para la expulsión de 52.000 inmigrantes ilegales y no la comparte con la Policía”.

Traducido: Vox pide que la Junta denuncie ante la Policía a los inmigrantes sin papeles que vayan al médico.

“Declaración institucional de la presidencia de la Junta a favor de la apertura de un proceso nacional de devolución al Estado de las competencias de Educación, Sanidad, Justicia y Orden Público. Y que promueva la libertad e igualdad de todos los españoles”.

Es decir, devolver competencias que Andalucía sí tiene, pero asumir otras que dependen del Gobierno central, como la gestión de la inmigración, el control del fundamentalismo islamista o la deportación de inmigrantes. Renunciar a la autonomía para convertir a la Junta en un cuartel.

Propuesta de reforma estatutaria para suprimir el término “realidad nacional”.

Supongo que Vox no sabe que para reformar el Estatuto hacen falta dos tercios del parlamento andaluz y no alcanza solo con los votos del ‘Three Party’.

“Realización de una auditoría externa de las cuentas de la Junta, encabezada por una persona de reconocido prestigio en la lucha contra la corrupción”.

Propongo a Esperanza Aguirre, que fue ella quien descubrió la Gürtel y Abascal la conoce muy bien.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha