eldiario.es

9

GALICIA

El Camino de Santiago se salta el verano y busca recuperarse a partir de octubre

El sector turístico alrededor del Camino se prepara para captar al peregrino nacional y reforzar las medidas sanitarias

Sin peregrinos no hay Camino y el Xacobeo está en barbecho

Sin peregrinos no hay Camino y el Xacobeo está en barbecho EFE

Las entidades que se vertebran con el Camino de Santiago empiezan a pensar en el 2021 como fecha para la recuperación del flujo de peregrinos y la salida del ralentí en el que, prognostican, se va a asentar este motor económico y turístico en los próximos meses.

El escenario que se presentará en verano es todavía una intertidumbre, pero nadie cuenta ya con que la desescalda permita reinagurar el Camino en breve y los planes se hacen con la mirada puesta en el otoño. Los pilares para a reactivación del turismo que atrae el Camino de Santiago con los que trabaja el sector serán el peregrino nacional y la confianza en las medidas higiénicas y sanitarias que pongan en marcha. En su horizonte está el año Xacobeo de 2021.

El golpe al sector turístico que crece en torno al Camino de Santiago es ya un hecho. Todos los escenarios de la salida de la pandemia que maneja el Clúster de Turismo de Galicia dibujan un futuro muy difícil para el sector, ya que el más optimista de ellos, con una recuperación que se inicia en otoño y sin rebrotes de coronavirus, prevé pérdidas de más de 2.400 millones de euros y una reducción del 50% de los viajeros.  "Casi el 64% de los peregrinos que llegan a Santiago son turistas internacionales, que es el que más va a sufrir. Si las cosas se mueven en un escenario positivo, no van a volver en, al menos, seis meses. Ya el año que viene", indica el presidente del Clúster, Cesáreo Pardal.

Por ello, la previsión es centrar su acción en el turismo de proximidad -aquel público potencial que se encuentra a menos de tres horas en coche de Compostela-, en recuperar su confianza gracias a protocolos y medidas sanitarias que aporten seguridad. En la misma línea se encuentra la presidenta de la Asociación de Hostelería de Santiago, Sara Santos, que apuesta por intentar atraer al turista nacional. "Para este verano va a estar todo muy complicado. No sabemos si vamos a poder trabajar ni en qué condiciones porque con medidas de distanciamento tienes que limitar el aforo y, en algunos casos, no será rentable abrir", explica.

Su "esperanza", dice, está puesta en el próximo año porque el Camino, que atrae a buena parte de los cinco milles de turistas que recibe Santiago al año, "es una actividad al aire libre pero los peregrinos se alojan en albergues y eso puede ser un problema". La alternativa, cree, es transmitir al turista que en el Camino hay una apuesta por la seguridad sanitaria total y por las desinfecciones constantes.

En la Asociación de Municipios del Camino de Santiago ya trabajan para que se den esas condiciones de seguridad. La entidad -que aúna a los municipios por los que pasa el tramo más transitado, el Francés- está diseñando ya protocolos para cuando los albergues, hoteles o restaurantes puedan abrir, en modelos teóricos que se adapten a las instrucciones legales que marque el Gobierno y que se puedan replicar de manera sencilla en los diferentes establecimientos.

"El Camino lo van a abrir los peregrinos, cuando se permita echar a andar", explica Miguel Pérez Cabezas, que forma parte de la Secretaría de la asociación. "El verano será época de transición y los primeros movimientos creemos que se producirán en otoño. A partir de ahí tenemos que hacer un esfuerzo grande en difusión", indica. Y es que el Camino Francés, dice, es "un oasis para la España interior" que deja entre 150 y 200 millones al año en un territorio lejos de la abarrotada costa peninsular. Un recurso económico que en muchos de los pequeños núcleos que atraviesa el Camino, el 80% de las poblaciones que cruza, "es toda la economía" del pueblo.

Por ello, la asociación se prepara para surtir de información a los municipios y a las asociaciones internacionales de amigos del Camino, que se distribuyen por todo el mundo. "La prioridad absoluta es la cuestión sanitaria pero estamos convencidos de que, en cuanto se permita andar, va a haber peregrinos. Tenemos que estar preparados para eso por lo que trabajamos mucho a nivel interno para estar listos".

En los cálculos de todo el sector un factor fundamental para reactivar el turismo es el Xacobeo del próximo año. Con un panorama incierto pero claro en la pérdida de ingresos y turismo, la Xunta de Galicia anunció esta semana va a buscar una reorientación para el esperado Xacobeo 2021, el primero que se celebra tras un impás de 11 años. Su intención, dice el Gobierno gallego, es reorientarlo para que sea un motor económico en la comunidad el próximo año. 

Mientras el turismo que crece alrededor del Camino y el Xacobeo se reorienta, el Cabildo de la catedral de Santiago, en la parte religiosa del acontecimiento, se mostró asombrado el lunes por las noticias que apuntan a una prórroga del Año Santo hasta 2022. Una competencia que, recuerdan, compete al Vaticano previa petición del arzobispo. El alcalde de la ciudad, Xosé Sánchez Bugallo, ya ha dicho que le gustaría que la Santa Sede tomase esa decisión y ya pide una visita del Papa para el próximo año.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha