De fábrica de cerámica a almacén sobre el mar: la otra concesión de Costas contra la que lucha Pontevedra además de la planta de ENCE

Concesión de la antigua fábrica de vajillas de Pontesa en terrenos parcialmente ganados al mar en el fondo de la ría de Vigo

La lucha contra la prórroga de la concesión de terrenos litorales de la ría de Pontevedra que ocupa desde 1958 la fábrica de celulosa de ENCE es la más llamativa, pero no es la única que el Ayuntamiento de Pontevedra mantiene para recuperar espacios costeros degradados para el uso ciudadano. El gobierno local, de BNG y PSdeG, ha decidido presentar un recurso ante la Audiencia Nacional contra la decisión del Gobierno central, a través del departamento de Costas, de prorrogar otros 20 años la concesión de terrenos similares, ganados en parte a marismas, que desde 1961 ocupa la antigua fábrica de vajillas de Pontesa, en Pontesampaio, sobre la ría de Vigo, una instalación que ya solo se usa como almacén.

La ambigüedad de Rajoy puede condenar a la papelera ENCE que indultó en 'su' Pontevedra

La ambigüedad de Rajoy puede condenar a la papelera ENCE que indultó en 'su' Pontevedra

Tres años después de la concesión a Ence de los terrenos que aún ocupa sobre la ría de Pontevedra, la dictadura otorgó otra concesión de Costas también en Pontevedra pero sobre la vecina ría de Vigo, a donde se extiende parte del término municipal. Allí, en la parroquia de Pontesampaio, junto a la desembocadura del río Verdugo que la separa de Arcade, ya en el Ayuntamiento de Soutomaior, el régimen facilitó los terrenos en los que se instaló la fábrica de cerámica y vajillas de Pontesa. Tras la crisis del grupo Álvarez a la que pertenecía y el cierre de la fábrica, las instalaciones pasaron a manos de otra empresa, Itaipu-Trade, propiedad de un empresario de la zona emigrado a Brasil, que fue dando salida a las últimas producciones de Pontesa y empleó las naves como almacén.

Ese, el de depósito en emplazamiento privilegiado, en terrenos ganados en parte al mar en las desembocaduras de los ríos Verdugo y Ulló, es el destino que seguirán teniendo las naves y el recinto que ocupaba Pontesa, según la prórroga de la concesión ahora otorgada por Costas y que abarca más de 35.000 metros cuadrados. Una prórroga de otros 20 años de la que discrepa el Ayuntamiento de Pontevedra, que considera "desconcertante el criterio que utiliza Costas para conceder prórrogas para diferentes terrenos públicos", destacando que al propio consistorio se le exigen numerosos trámites para poder arreglar espacios urbanos que se asientan sobre terrenos costeros mientras que la prórroga de los terrenos de Pontesa fue otorgada "sin ni siquiera solicitarle un informe al Ayuntamiento de Pontevedra".

"El Ayuntamiento de Pontevedra ha mostrado en repetidas ocasiones el interés en recuperar todos los terrenos de dominio público, en defensa de la ciudad, porque consideramos que deben ser terrenos para disfrute público al servicio de la ciudadanía", destaca el gobierno local. Una actuación, la recuperación del dominio público marítimo-terrestre ocupado por una concesión industrial, similar a la que desea para los terrenos de ENCE en Lourizán, sobre la ría de Pontevedra.

Etiquetas
Publicado el
14 de agosto de 2019 - 21:52 h

Descubre nuestras apps

stats