The Guardian en español

Trump dio positivo en COVID tres días antes de su primer debate con Biden

En la imagen, el expresidente de EEUU, Donald J. Trump.

Martin Pengelly

Nueva York —

9

Donald Trump dio positivo en COVID tres días antes de su primer debate contra Joe Biden, celebrado el 29 de septiembre según ha señalado el cuarto y último jefe de gabinete del expresidente, Mark Medows, en un nuevo libro.

Meadows escribe que aunque sabía que cada candidato debía "dar negativo en la prueba en las 72 horas previas al inicio... Nada iba a impedir a [Trump] acudir". Trump, dice Meadows en el libro, dio un resultado negativo que salió en una prueba diferente poco después del positivo.

El expresidente anunció que tenía COVID el 2 de octubre. La Casa Blanca, por su parte, dijo que anunció el resultado del test una hora después de recibirlo. Ese mismo día acudió al hospital.

En un comunicado este miércoles, Trump desmiente las afirmaciones de Meadows. El jefe de gabinete sostiene que el resultado positivo de Trump el 26 de septiembre fue un shock para una Casa Blanca que acababa de escenificar una triunfal ceremonia para la entonces candidata al Tribunal Supremo Amy Coney Barrett, un evento que ahora se considera generalmente como de alta transmisión.

A pesar de que el presidente parecía "un poco cansado" y sospechaba que tenía un "ligero resfriado", Meadows dice que estaba "contento" de que Trump viajara esa tarde a un mitin en Middletown, Pensilvania. Pero cuando el Marine One despegaba, escribe Meadows, el médico de la Casa Blanca le llamó. "Evita que el presidente se vaya", dice Meadows que le dijo Sean Conley. "Acaba de dar positivo".

Tras dar positivo, Meadows le dijo a Trump que repetirían la prueba esperando que fuera un falso positivo. Tras "una breve pero tensa espera", Meadows volvió a llamar con la noticia del resultado negativo. Casi pudo oír el "Gracias a Dios" colectivo que resonó en la cabina" , escribe.

Meadows dice que Trump se tomó esa llamada como "un permiso total para seguir adelante como si no hubiera pasado nada". Su jefe de gabinete, sin embargo, "indicó a todos en su círculo más cercano que lo trataran como si fuera positivo" durante todo el viaje a Pensilvania.

"No quería correr riesgos innecesarios", escribe Meadows, "pero tampoco quería alarmar al público si no había nada de lo que preocuparse, que según la nueva prueba, mucho más precisa, no lo había", escribe el autor.

El moderador del debate, Chris Wallace, dijo más tarde que Trump no fue sometido a la prueba antes del debate porque llegó tarde. Los organizadores, dijo Wallace, confiaron en su honor. La Casa Blanca, por su parte, no ha dicho que Trump dio positivo y luego negativo. Tres días más tarde, el 2 de octubre, el presidente anunció que había dado positivo.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats