Navarra realizará un cribado de COVID-19 a 6.000 usuarios de residencias

Visitas a familiares a través de una verja en la Casa de la Misericordia de Pamplona

El Departamento de Salud, en colaboración con el de Derechos Sociales y la red de centros de residencias de mayores y personas con discapacidad, realizará en la primera quincena de septiembre un programa de cribado preventivo con pruebas de detección e inmunidad a cerca de 6.000 residentes de unos 150 centros de toda Navarra, según Europa Press. El objetivo de esta medida es "blindar el espacio sociosanitario y prevenir el impacto del COVID-19 en los colectivos más vulnerables", un virus que ayer produjo en la Comunidad foral un total de 142 nuevos casos y cinco hospitalizaciones. La medida del cribado forma parte de un conjunto de actuaciones, en torno al personal sociosanitario y residentes, abordadas en una reunión entre los departamentos de Salud y de Derechos Sociales.

Navarra, por otra parte, también va a reforzar el equipo de rastreo de contactos y mantener, así, el sistema de detección completado por la "alta capacidad de realización de PCR", que le sitúa la segunda en número de pruebas por 100.000 habitantes, por detrás de la Comunidad Autónoma Vasca. La orden foral de prevención de contagios en temporeros y otras normativas con actuaciones especiales en zonas de alta incidencia, en colaboración con las autoridades locales, completan el abanico de medidas con las que se aborda el repunte del COVID-19 de este verano y la preparación de la contingencia del otoño, en la que influirán nuevos factores como el arranque del curso escolar o la llegada de la gripe, aspectos que ya se están trabajando de forma interdepartamental e interautonómica.

El Gobierno de Navarra ha afirmado que el sistema sanitario "mantiene su capacidad de respuesta para asumir el incremento de ingresos que ya se está percibiendo", por lo que Salud ha llamado a mantener las medidas de prevención y "reducir al máximo los espacios de riesgo y contactos sociales evitables". Con una perspectiva semanal, aproximadamente el 3% de los casos se traducen en ingresos.

Refuerzo del equipo de rastreo

Además del citado cribado en residencias, que va a desarrollar la Unidad Sociosanitaria entre el 1 y el 15 de septiembre, también se va a reforzar el equipo de rastreo hasta alcanzar los 54 profesionales estables, además de otros 100 formados que se sumarán, según las necesidades. En este equipo figurarán también profesionales de trabajo social y mediación intercultural, entre otros, manteniendo siempre el núcleo de personal sanitario, especialmente de Enfermería. El objetivo es "seguir garantizando la identificación de todos los contactos estrechos de un positivo en 24 horas y la realización de la correspondiente PCR al día siguiente en los nuevos escenarios que puedan surgir".

Por otra parte, Salud sigue trabajando con otros departamentos (Educación; Políticas Migratorias y Justicia; Cohesión Territorial; Universidad, Innovación y Transformación Digital; Desarrollo Rural, Derechos Sociales; Presidencia, Igualdad, Función Pública e Interior; Cultura y Deporte, Relaciones Ciudadanas...) para "profundizar en la eficacia de la prevención de contagios y seguimientos de brotes así como en los correspondientes protocolos ante situaciones de calado en cada sector y calendario de actividades".

Etiquetas
Publicado el
12 de agosto de 2020 - 17:21 h

Descubre nuestras apps

stats