IU se queda sin grupo al anunciar ERC que solicitará uno propio tras el veto de PP y Ciudadanos

El portavoz de IU en el Congreso Alberto Garzón atiende a los medios.

IU se queda sin grupo Parlamentario. Después del "veto explícito de Podemos", según el diputado Alberto Garzón, a que la confluencia valenciana se aliara con Izquierda Unida; y de que la Mesa del Congreso con los votos de PP y Ciudadanos rechazara la posibilidad del grupo técnico con ERC y Bildu, aboca a la federación de izquierdas al Grupo Mixto. Y, de paso, a graves problemas económicos: no tener grupo supone no recuperar los dos millones de euros del buzoneo electoral.

"Los ciudadanos interpretarán qué es lo que puede existir detrás de la decisión de la Mesa", ha afirmado Joan Tardá tras anunciar que irán en solitario, sin IU ni Bildu. Tardá ha explicado en una comparecencia ante la prensa en la Cámara Baja que han tomado esta decisión tras la "desagradable sorpresa" de la Mesa del Congreso, donde PP y Ciudadanos han hecho valer su mayoría para rechazar su grupo parlamentario junto a IU y EH Bildu por considerar un "fraude de ley" que estos últimos ya hayan anunciado que su intención era irse al Grupo Mixto.

Según ha revelado, el informe de los servicios jurídicos de la Cámara era favorable a otorgarles grupo parlamentario, ya que superaban los requisitos fijados por el Reglamento de tener un mínimo de cinco diputados y un 5% de voto estatal.

Sin embargo, los miembros de PP y Ciudadanos han desoído este informe y han rechazado la petición en una decisión que Tardá ha reconocido no tener "humor" para comentar. "Me limito a lamentar profundamente la decisión política de la Mesa. No tengo ninguna intención ni humor suficiente para responder", ha confesado.

En este punto, los nueve diputados de ERC pedirán ahora constituirse como grupo parlamentario, y esperan superar el filtro de la Mesa pese a no haber sumado el 15 por ciento de los votos en la circunscripción de Barcelona pero sí superar el 16% en total en las cuatro provincias catalanas. Según ha recordado Tardá, Democracia y Libertad se encuentra en la misma situación y el órgano de gobierno de la institución ya le ha dado el visto bueno este miércoles.

Además, ha revelado que ya han comunicado esta decisión a sus "compañeros y amigos" de IU-Unidad Popular y de EH Bildu, que les han trasladado su "respeto", y ha rechazado la posibilidad de recurrir la decisión de la Mesa. "Los ciudadanos ya interpretarán en función de su posición política y capacidad de análisis qué puede existir detrás de esta decisión", ha insistido Tardá, reconociendo que ellos han optado por "coger el camino más recto" y no hacer "más leña" del asunto.

La misma noche electoral Garzón ya anunció que explorarían todas las posibilidades para intentar tener un grupo parlamentario propio que diera "visibilidad" y "recursos" al casi millón de votos conseguido en las urnas. Sin embargo, su primera opción era que los dos diputados de IU-Unidad Popular unieran fuerzas a la candidatura valenciana de Compromís-Podem para formar grupo parlamentario, una posibilidad que, según ha criticado este miércoles, fue vetada por Podemos.

IU programó un presupuesto de algo menos de 2,5 millones de euros para la campaña de las últimas elecciones generales, de los que casi un 70 por ciento, alrededor de dos millones de euros, fueron destinados al envío de sobres, papeletas y el programa electoral a los domicilios de los electores, según han informado a Europa Press fuentes de la formación.

Para sufragar estos gastos originados por el envío del denominado 'mailing' electoral, el Estado abonará a cada partido 18 céntimos por elector en cada una de las circunscripciones en las que presentase lista al Congreso y al Senado.

Sin embargo, sólo acceden al cobro de esta subvención aquellas formaciones que consiguen formar grupo parlamentario propio. Este requisito es el que ha llevado a IU a suscribirse al grupo parlamentario presentado por ERC junto a EH Bildu para, una vez recibido el dinero, pasar a formar parte del Grupo Mixto, según reveló el propio Alberto Garzón.

Sin embargo, la Mesa del Congreso, con los votos de los miembros de PP y Ciudadanos, ha rechazado este miércoles esta opción argumentando que es un "fraude de ley" que la coalición abertzale y la federación de izquierdas anunciaran "públicamente" su intención de abandonar el grupo parlamentario una vez recibidas las subvenciones.

Etiquetas
Publicado el
20 de enero de 2016 - 18:58 h

Descubre nuestras apps

stats