Sánchez reivindica a Gabilondo frente al "narcisismo" de Ayuso: "El espectáculo se lo regalamos a los demás"

Pedro Sánchez durante la presentación de la campaña de Ángel Gabilondo bajo el lema 'Gobernar en serio'

Pedro Sánchez reivindica a Ángel Gabilondo como el único candidato capaz de liderar un "Gobierno serio" para la Comunidad de Madrid que haga frente a los retos que tiene por delante para dejar atrás "los gritos y desplantes", "el narcisismo", "los fuegos artificiales", "las fotos posadas" y la "política agresiva, corrosiva y destructora" que, a su juicio, ha protagonizado Isabel Díaz Ayuso en estos dos años al frente del Ejecutivo regional. "Lo que hay que hacer en Madrid es gobernar en serio y el único candidato y proyecto capaz de hacerlo es Gabilondo y las siglas que le continúan que es el PSOE", ha expresado el presidente este sábado en un acto en Ferraz en el que ha presentado la campaña de las elecciones del 4 de mayo. "El espectáculo se lo regalamos a los demás", ha dicho el líder socialista.

Ángel Gabilondo lanza su campaña: "Soso, serio y formal"

Ángel Gabilondo lanza su campaña: "Soso, serio y formal"

Sánchez se volcará en una campaña en la que los socialistas son conscientes de que arrebatar al PP la Puerta del Sol va a ser un reto complicado. Aunque el temor a que Unidas Podemos quedara fuera de la Asamblea de Madrid ha desaparecido ante la decisión de Pablo Iglesias de encabezar la lista, en Ferraz creen que la balanza la inclinarán hacia un lado u otro uno o dos escaños. A pesar del escenario de plebiscito sobre Ayuso, Sánchez ha asegurado que los socialistas no van a pedir a los madrileños que "voten contra nadie": "Pediremos que apoyen lo que no han tenido en estos últimos dos años, les pediremos que voten por un Gobierno serio centrado en lo importante, que es la vacunación, la superación de la pandemia, la recuperación económica, la creación de empleo, la protección social para que no quede nadie atrás".

"Si hay un proyecto político, un candidato sensato, prudente, inteligente, capaz de llegar acuerdos, ese es el PSOE con Ángel Gabilondo al frente", ha insistido Sánchez, que ha dejado claro que la intención de los socialistas no es entrar en el 'cuerpo a cuerpo' y, sin citar expresamente a ninguna de las candidaturas, ha dicho que "la bronca, los gritos, los aspavientos" se los dejan "a otros". No obstante, sí ha señalado directamente a la presidenta madrileña al asegurar que "si hay un proyecto opuesto al narcisismo que se ha visto en los dos últimos años, que trabaja para los demás, es Ángel Gabilondo y el PSOE".

La dirección del PSOE madrileño zanjó rápido el debate sobre la candidatura de Gabilondo al proclamarle como cabeza de cartel de nuevo apenas doce horas después de que la justicia confirmara la celebración de las elecciones. En las filas socialistas su figura había estado muy cuestionada por el perfil bajo de su oposición a Isabel Díaz Ayuso. Precisamente ese talante “soso, serio y formal” es el que reivindica el candidato en su vídeo de presentación bajo el lema 'Gobernar en serio'. "Sé que otros preferirían un perfil más agresivo, más exagerado, más incisivo, pero lo más importante no es eso, es qué somos cada uno de nosotros de verdad más allá de las caracterizaciones -ha dicho el propio Gabilondo-. Gracias por los elogios, por las críticas, aquí estoy como soy y quién soy dispuesto para dar cuanto soy, y cuanto soy y cuanto vivo por este proyecto para Madrid".

"Arranca Ángel y arranca todo el Partido Socialista. No vamos a parar hasta gobernar", había dicho la vicealcaldesa de Rivas Vaciamadrid, Mónica Carazo, que dirigirá la campaña. Ahora el PSOE busca una número dos para la lista de Madrid con el objetivo, además, de que pueda relevar a Gabilondo en caso de que no conquiste la Puerta del Sol. Entre las opciones están algún miembro del Gobierno, como Reyes Maroto e incluso la secretaria de Estado de Migraciones, Hana Jalloul, a quien Pedro Sánchez ha asignado, junto a la eurodiputada Lina Gálvez, la coordinación de la conferencia política del 40º Congreso que se celebrará en octubre. La presidenta del Senado, Pilar Llop, que ya ocupó ese puesto en la lista y que tiene que repetir para mantener el cargo en la Cámara Alta, es otra opción.

Sánchez: "Han sobrado gritos y han faltado razones"

Tanto Sánchez como Gabilondo han querido centrar el debate de la campaña en las críticas a la gestión de Ayuso en estos dos años. "Ha sido un páramo", ha expresado Sánchez, que ha asegurado que su gestión se resume con un número -"cero"-: "Frente a ese cero en gestión, infinita crispación, polarización, insultos, provocaciones y, eso sí, muchos fuegos artificiales. Justo lo que menos necesita Madrid". El secretario general del PSOE ha recordado que en dos años la Comunidad de Madrid solo ha aprobado una ley, la del suelo -que los socialistas han recurrido ante el Tribunal Constitucional-: "Solo esa ley, la que tiene que ver con la especulación cuando gobierna el PP en Madrid".

El presidente también ha aprovechado para distinguir la gestión del Gobierno -y de la mayoría de las autonomías, según ha explicado- respecto al de la Comunidad de Madrid, que ha recordado que "ha estado en los peores datos sanitarios". De hecho, ha reprochado a Ayuso que, con la convocatoria electoral, "lo que ha hecho es bloquear las ayudas del Gobierno de España en una semana que es fundamental" para el tejido económico. "Se han bloqueado 600 millones de ayuda para pymes, para el tejido productivo -ha señalado, a pesar de que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, aseguró que no estaban en riesgo-. Están bloqueados como consecuencia de unos intereses partidistas". También ha recriminado al ejecutivo madrileño que se haya desmarcado "semana tras semanas de esos consensos" entre autonomías para "combatir el virus".

Sánchez, que ha enarbolado la capacidad del PSOE de llegar a acuerdos frente al PP, ha terminado su intervención asegurando que en los dos años de legislatura madrileña "han sobrado gritos y han faltado razones": "La bronca, los gritos, los aspavientos se los dejamos a otros". "La bronca se la regalamos a los demás", ha dicho Sánchez, que ha presentado a Gabilondo como "la única apuesta para gobernar Madrid en serio".

Gabilondo: "Estoy entre y con los progresistas que no gritan ni gesticulan"

Gabilondo ha tomado la palabra ironizando con las 14 veces que ha contado que el presidente enunciaba la palabra "serio". "Creo que he pillado la indirecta", ha bromeado antes de decir que lo contrario a serio no es "divertido" sino "frívolo" . "Quiero que mi mensaje sea uno: Sí, soy soso, serio y formal -ha dicho sobre el lema que emula a la canción de Loquillo Feo, fuerte y formal-. Puedo garantizar un Gobierno serio y un Gobierno en serio", ha comenzado en el acto que se ha celebrado de forma semipresencial con la asistencia de la cúpula del PSOE y la dirección de la federación madrileña.

"¿Ese griterío y ese show nos representan? ¿No va siendo hora de gobernar en serio? -se ha preguntado el candidato haciendo alusión al lema de la campaña-. Siento profunda vergüenza por ver convertida la política regional en una feria de disparates sobre asuntos serios". El presidente había citado en su discurso cifras concretas de las ayudas que ha recibido Ayuso del Gobierno central, como los 3.300 millones del fondo COVID o transferencias extraordinarias, y Gabilondo ha asegurado que su pretensión es que se aborde un "debate político real y honesto" sobre la situación de la región, de la que ha enfatizado que es la que menos invierte en educación y la que más sanidad privada tiene.

"Estoy en la izquierda que cambia las cosas de veras. Estoy entre y con los progresistas que no gritan ni gesticulan", ha dicho Gabilondo en una clara alusión a sus contrincantes por la izquierda. "Estoy en el Madrid que dice 'no' a la ultraderecha", ha dicho el candidato socialista que ha mencionado el 15M o al Madrid de los balcones que aplaudían a los sanitarios durante el confinamiento.

Gabilondo ha planteado tres propuestas centrales para la Comunidad de Madrid: "Dar un paso al futuro, tener un cierto horizonte y dejar atrás un tiempo pasado del PP de desigualdad, injusticia social y corrupción que ahora transita hacia un presente extremista y demagógico"; "estabilidad" tras haber visto pasar en seis años a cuatro presidentes regionales y varios portavoces de la oposición, según ha explicado; y "restablecer la dignidad política institucional". "Humildemente aspiro a representar una mayoría social que espera de sus cargos públicos en el ejercicio de sus responsabilidades cordura y honestidad y no un oscuro estrellato en medios y redes con otros intereses", ha afirmado.

El candidato socialista ha señalado que, a pesar del "histrionismo" del arranque de la competición electoral, confía "en la capacidad de la sociedad madrileña para superar la situación de emergencia sanitaria, económica y social" así como para "superar la degradación política e institucional". "Creo apasionadamente que lo vamos a conseguir y os pido que lo hagamos, no por revancha no por partidismo, que lo hagamos por Madrid y, además, lo digo muy en serio", ha sentenciado. 

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats