Preguntas y respuestas: todas las dudas sobre la vacunación de la COVID-19 tras unas semanas de cambios en el plan

Durante la primavera de 2021 se realizará una verdadera vacunación masiva en España, con la llegada de más dosis y la utilización de grandes espacios

España ha elevado sus objetivos de vacunación, y se plantea tener vacunada al 70% de la población en agosto. El presidente del Gobierno ha anunciado un calendario más detallado. Si se cumplen las previsiones de Moncloa, las vacunaciones masivas permitirán tener inmunizados a cinco millones de españoles en la primera semana de mayo, a 10 en junio y a 33 millones en agosto, algo más del 70% de la población total del país. Los cálculos se han visto animados por la llegada de mayores remesas de las tres vacunas disponibles, así como el desembarco de una cuarta, el suero de Janssen que no precisa más que una dosis. Sin embargo, los vaivenes con la aplicación de AstraZeneca amenazan con complicar la logística del plan de inmunización. En cualquier caso, repasamos todas las dudas que puedan surgir sobre la vacunación.

Las razones

¿Por qué debo vacunarme?

Han muerto más de 2.850.000 personas en el mundo a causa de la COVID-19. Más de 130 millones de personas se han contagiado. Las autoridades sanitarias recomiendan la vacunación porque es la estrategia fundamental para reducir el impacto de la pandemia.

¿Me pueden obligar a vacunarme?

No, la vacunación es voluntaria.

Si rechazo la vacuna ahora, ¿podré vacunarme más adelante?

En general, las citas que se posponen se vuelven a intentar agendar más adelante, pero depende de la comunidad autónoma, como todo lo que tiene que ver con la gestión de la vacunación.

¿Por qué es mejor vacunarse que pasar la enfermedad?

La vacunación no solo previene la enfermedad, que puede ser más o menos grave, desde los síntomas leves hasta la mortalidad, y su contagio, sino que además disminuye el impacto de la pandemia sobre el sistema asistencial y la economía, protegiendo especialmente a los más vulnerables (personas de mayor edad, enfermos y personas en condiciones socioeconómicas desfavorables).

Las vacunas disponibles

¿Puedo elegir qué vacuna ponerme?

No. A las tres vacunas disponibles en España –Pfizer, Moderna y AstraZeneca– se suma una cuarta a partir de la semana que viene: Janssen. Son diferentes en cuanto a su eficacia, logística y perfiles de población que fueron incluidos en los ensayos clínicos. Es el Gobierno quien ha decidido en su estrategia de vacunación el orden de prioridad y la vacuna administrada. Todas tienen eficacia comprobada pero funcionan de una manera distinta. Pfizer y Moderna utilizan la tecnología del ARN mensajero, mientras que AstraZeneca y Janssen están elaboradas a partir de adenovirus.

¿Alguna es mejor que la otra?

Por ahora no tenemos los datos para afirmar que una u otra vacuna sea mejor: cada vacuna se ha evaluado en múltiples ensayos clínicos que se han realizado en países distintos, con condiciones diferentes, características diferentes… Es imposible poder comparar su eficacia o seguridad con circunstancias tan distintas. En cualquier caso, todas son seguras y eficaces porque han sido aprobadas por la Agencia Europea del Medicamento.

La inmunidad

Cuando me vacunen, ¿el efecto durará para siempre?

Todavía se desconoce el tiempo de inmunidad que provocan las vacunas. 

¿Tengo inmunidad instantánea tras la vacunación?

No, hay que esperar unos días. La protección más elevada con la vacuna de Pfizer se obtiene transcurridos 7 días después de la segunda dosis; con la vacuna de Moderna, 14 días después de la segunda dosis; con la vacuna de AstraZeneca, 28 días después de la segunda dosis y con la vacuna de Janssen, a los 14 días tras su administración.

¿Puedo dejar de usar mascarilla después de la vacunación?

No. Las medidas de higiene para evitar el contagio siguen siendo necesarias pues las personas vacunadas pueden transmitir el virus de manera asintomática.

¿Puedo contagiar a otras personas tras vacunarme?

Todavía se desconoce la capacidad de las vacunas para evitar totalmente las infecciones y los contagios, aunque rondan el 90%. Es posible que ciertas personas vacunadas puedan tener infecciones por el coronavirus de forma asintomática o con síntomas muy leves y puedan contagiar, a su vez, a otras.

¿Cuál es la protección con una sola dosis de vacuna?

Mientras que la vacuna de Janssen es monodosis, las de Pfizer, Moderna y AstraZeneca precisan de dos pinchazos separados en el tiempo. Con la de AstraZeneca se consigue una protección de la población estudiada del 80% tras la primera dosis. Respecto a las de Pfizer y Moderna, los estudios de aplicación real del suero de Pfizer en Israel o Escocia indican, hasta este momento, que la primera dosis induce una inmunidad fuerte, pero plantean dudas sobre cuánto dura esa protección.

Los efectos secundarios

¿Hay que tomar paracetamol el día de la vacunación para sobrellevar los efectos adversos? ¿Cuándo hay que tomarlo?

Ni es obligatorio ni todas las personas que son vacunadas padecen efectos adversos. En el caso de aparecer síntomas leves, como dolor de cabeza, fiebre o inflamación en el lugar de la inyección, los médicos recomiendan tomar una pastilla de paracetamol de 650 mg, que tarda unos 40-60 minutos en hacer efecto, y después administrarlo cada 6-8 horas. No es racional consumir un analgésico sin saber si vamos a tener efectos adversos o no.

Los alérgicos al paracetamol pueden tomar un ibuprofeno de 400 mg.

¿Qué efectos secundarios puedo experimentar?

Como cualquier medicamento, las vacunas también pueden desencadenar reacciones adversas leves (como fiebre, dolor o inflamación en el lugar de la inyección) o, con menor frecuencia, otras más graves. Los efectos adversos observados en los ensayos clínicos aparecen en los prospectos de las tres vacunas que actualmente se están suministrando (Comirnaty, de Pfizer/BioNTech, Moderna y Vaxzevria de AstraZeneca) y de la de Janssen, que llegará a partir de la semana que viene.

Aunque el perfil de efectos adversos es ligeramente diferente para cada vacuna contra el coronavirus, en la práctica sus efectos adversos más frecuentes (y leves) son prácticamente los mismos.

Dependiendo de qué vacuna sea y de si se trata de la primera o la segunda dosis, entre 4 y 8 personas de cada 10 que se vacunen contra el coronavirus experimentará uno o varios efectos adversos leves y pasajeros (horas o días de duración). Estos efectos suelen empezar a aparecer a las 8-12 horas de recibir la vacuna y duran un máximo de 48 horas. Los más frecuentes son: hinchazón y dolor en el lugar de la inyección, fiebre, dolor de cabeza, de las articulaciones o muscular, fatiga, mareos, náuseas y escalofríos. Algunas personas describen la experiencia posterior a vacunarse como algo similar a pasar una gripe o como sufrir una resaca.

Entre los efectos adversos graves que se han documentado pueden aparecer reacciones alérgicas graves (anafilaxia), aunque son extremadamente raras: en torno a 2-5 casos por millón de habitantes para las vacunas de Pfizer y de Moderna.

¿La trombosis es un efecto adverso de la vacuna de AstraZeneca?

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) está investigando casos infrecuentes de trombosis en los senos venosos cerebrales y con presencia de plaquetas bajas en pacientes que habían recibido la vacuna de la COVID-19 de AstraZeneca y ha anunciado que hay un posible vínculo, aunque el beneficio supera el riesgo en el uso de este fármaco. Se trata de un efecto secundario muy raro.

¿Es más arriesgado no vacunarse que hacerlo con el suero de AstraZeneca?

Sí. Un estudio de la Universidad de Cambridge con datos de Reino Unido asegura que los beneficios de la inmunización se multiplican según aumenta la edad de los pacientes y la incidencia de la enfermedad; en un escenario de riesgo alto, la vacunación evita 638 ingresos de mayores en cuidados intensivos por cada trombo que podría provocar. Así, un mayor de 60 años tiene 70 veces más probabilidades de ingresar en la UCI por no vacunarse que de sufrir un trombo por el suero de AstraZeneca.

El orden de la vacunación

¿Por qué unas personas son vacunadas antes que otras?

El Ministerio de Sanidad ha elaborado una estrategia de vacunación que depende de la disponibilidad de las vacunas (no todas valen para cualquier edad) y de la vulnerabilidad de los diferentes grupos de población. En la primera etapa (antes de febrero de 2021) se priorizó a los residentes y personal en centros de mayores y de atención a grandes dependientes; el personal sanitario y sociosanitario de primera línea; otro personal sanitario y sociosanitario y los grandes dependientes no institucionalizados. En la etapa 2, con la llegada de más dosis, se ha priorizado a los mayores de 80; otro personal sanitario y sociosanitario; trabajadores con una función social esencial, personas entre 70 y 79 años y personas con condiciones de muy alto riesgo. Cuando se completen estos grupos, se llamará a las personas entre 66 y 69, seguidas de las de entre 56 y 65 y de las que se encuentran entre 46 y 55. La etapa 3 comenzará en verano, cuando se espera que la vacuna esté ampliamente disponible.

Tengo entre 70 y 79 años, ¿por qué no me llaman?

Efectivamente, es un segmento de edad que lleva cierto retraso en la vacunación y que han quedado en tierra de nadie pese a ser un grupo con cierto riesgo de pasar la enfermedad de forma grave. Esto es resultado, principalmente, de la decisión de Sanidad y las Comunidades Autónomas de dirigir las dosis de AstraZeneca, durante las primeras semanas, solo a menores de 55 años, por falta de evidencias científicas sobre la eficacia en mayores. Posteriormente, se ha modificado esta decisión y ahora está indicada para personas de 60 a 69. De momento, los mayores de 70 tienen que esperar a que se acabe con el grupo de +80, que reciben Pfizer y Moderna.

Tengo menos de 60 años, ¿puedo vacunarme?

Como AstraZeneca no tenía estudios suficientemente concluyentes para edades avanzadas, se decidió aplicarla a menores de 55 años de los grupos de trabajadores prioritarios –fuerzas de seguridad, sanitarios, docentes...– y una vez completada esa pauta, se seguiría con la población general. Ahora, por precaución ante la aparición de una decena de casos de trombosis, España ha decidido no indicar esa vacuna a menores de 60, por lo que volvemos a la pauta inicial de las edades. Es decir, hay que esperar que se acabe de vacunar a los grupos de personas de mayor edad.

¿Puedo pedir cita?

No. Hay que esperar a recibir un SMS en el teléfono móvil o una llamada del centro de salud. Si la persona no puede acudir al centro de vacunación a la hora y día asignados, puede solicitar una cita diferente.

¿Puedo pagar para que me vacunen primero?

No, en España las vacunas son gratuitas y es el sistema de salud pública el que las administra.

¿Vacunaremos a los niños y niñas? ¿Y a los adolescentes?

Como el riesgo de sufrir una COVID-19 grave es bastante bajo en los niños y niñas, así como en los adolescentes, no son grupos señalados como prioritarios para vacunarse. Es probable que cuando se tengan que vacunar ya haya datos fiables de su seguridad en los más pequeños.

¿Cuánta población se habrá vacunado en España para este verano?

El Gobierno ha anunciado que con la dosis que están por llegar así como la vacuna de Janssen, en agosto estará vacunado el 70% de la población. En la semana que empieza el verano se espera que se haya completado la pauta de vacunación de 15 millones de personas. En agosto, serán 33 millones de personas.

Situaciones especiales y antecedentes médicos

¿Debo vacunarme si ya he pasado la COVID-19?

Sí, si han pasado seis meses desde la infección. Lo que no será necesario es la segunda dosis de vacuna tras haber pasado la COVID con una PCR positiva.

Estoy embarazada y me han llamado para vacunarme, ¿puedo hacerlo?

Debe decidirlo un médico. En términos generales, debe posponerse la vacunación de embarazadas hasta el final de la gestación. Antes de tomar la decisión de administrar la vacuna a una mujer embarazada es necesario que un profesional sanitario analice el caso para que evalúe los beneficios y riesgos de forma individual.

Tengo un bebé en periodo de lactancia, ¿debo vacunarme?

No se han recogido datos sobre la vacunación durante la lactancia. Como en el caso de la gestación, se recomienda posponer la vacunación al final de la lactancia pero es una decisión que debe valorar un profesional sanitario.

¿Si tomo Sintrom o algún otro anticoagulante, debería vacunarme?

Las personas en tratamiento crónico con anticoagulantes que mantengan controlado y estable el INR (ratio internacional normalizado) pueden recibir la vacunación intramuscular sin problema, pero ante cualquier duda se debe consultar al médico de cabecera antes de acudir a la vacunación.

Etiquetas
Publicado el
9 de abril de 2021 - 22:10 h

Descubre nuestras apps

stats