eldiario.es

Menú

Madres solas: la salud mental en las familias monoparentales

Dos de cada diez madres solas con hijos a cargo ha tenido o tiene algún tipo de trastorno mental asociado a la depresión o ansiedad, según un informe de Save the Children

En España hay 1.754.000 familias monoparentales, ocho de cada diez de estas familias tiene una mujer al cargo

Según el informe uno de cada tres niños que viven en familias monoparentales sufre situaciones de exclusión directamente relacionadas con el ámbito de la salud

- PUBLICIDAD -
Manuela, madre soltera, con sus dos hijos. / Save the Children

Manuela, una de las madres que aparece en el estudio de la ONG, con sus dos hijos. / Save the Children

Dos de cada diez madres solas con hijos a cargo ha tenido o tiene algún tipo de trastorno mental asociado a la depresión o ansiedad, una proporción que dobla al resto de hogares. Esta es una de las conclusiones del informe Más solas que nunca. Pobreza infantil en familias monoparentales realizado en España hace unos meses por la entidad Save the Children y que radiografía la pobreza infantil en las familias monoparentales.

"Estas madres -comenta Thomas Ubrich, miembro de Save the Children y uno de los encargados de elaborar el informe - tienen una agenda mayor que la de un ministro, se encargan de todo, se ven superadas constantemente y esto conlleva un desgaste emocional muy importante".

Estas madres son personas como María Pérez (nombre inventado). María tiene tres hijos de 15, 10 y 5 años que ha criado ella sola. Hace tres años que perdió su trabajo y se quedó en el paro, ahora, más allá de la ayuda de los Servicios Sociales y de la de Save the Children no recibe ninguna prestación económica del estado. Hace tres años que le diagnosticaron una depresión severa y le recomendaron medicación para poder afrontarlo. "Siempre he trabajado muy duro para poder sacar adelante a mis hijos, nunca imaginé que me encontraría en una situación como esta", explica a Catalunya Plural convencida de que hasta hace tres años no era capaz de imaginarse una situación como la que le ha tocado vivir. En España hay 1.754.000 familias monoparentales, ocho de cada diez de estas familias tiene una mujer al cargo.

"No tengo a nadie que pueda ayudarme y encuentro trabajos que me piden entrar a trabajar pronto, no tengo a nadie que pueda llevar a mis hijos a la escuela", lamenta María. Esta falta de apoyo y ver que su situación tiene consecuencias sobre la vida de los hijos todavía empeora más el estado emocional de las madres, según Ubrich.

Casi un 74% de los niños que viven con madres solas en Andalucía son pobres, según un informe

el 20% de la madres solas han tenido y tienen un trastorno mental

"El mundo te cae encima, los hijos te piden cosas, como un ordenador, pero no lo puedes pagar. Hay ciertas cosas que no puedes afrontar, como ayudarles a que tengan comida y a que salgan limpios de casa, es muy difícil", confiesa María. Una situación que termina frustrando y creando angustias.

Repercusión sobre la salud de los menores

"Cuando me siento mal mis hijos lo notan y se ponen tristes, nunca se puede disimular lo que uno siente. Ellos saben lo que pasa y es entonces cuando comienza el descontrol, no pueden concentrarse y a veces para mí es muy difícil desahogarme porque no puedo explicarles según qué cosas para no perjudicarles", lamenta María con una voz triste.

De hecho, Ubrich explica a Catalunya Plural que uno de los problemas es que estas madres a menudo están realmente solas, y no tienen ni siquiera a nadie con quien poder hablar de sus preocupaciones. "Los menores sienten empatía por lo que ven que le pasa a su madre y les afecta directamente", confiesa Ubrich.

Desigualdad entre familias

"El cuidado de los hijos por parte de una sola persona en circunstancias adversas desde una vertiente socioeconómica y con escasa o nula red de apoyos puede llegar a producir altos índices de agotamiento que acaban generando patologías no sólo relacionadas con el bienestar físico, sino también emocional", así lo destaca el informe de Save the Children. Según estos datos el 20% de la madres solas han tenido o tienen un trastorno mental fruto de esta situación, mientras que en el resto de hogares este porcentaje es del 10,5% en familias con hijos y 10,7% con respecto al conjunto de los hogares.

Los problemas derivados de este entorno -dificultades socioeconómicas y falta de acompañamiento y apoyo- pueden comenzar como simples faltas de cuidado personal, hasta desencadenar en problemas directos para la salud. La depresión y las crisis de ansiedad son los principales trastornos diagnosticados en familias monoparentales.

Exclusión sanitaria

"Las dificultades económicas por las que atraviesan estos hogares, unido al desgaste emocional que viven las madres, hacen que la salud sea una de las dimensiones donde el riesgo de exclusión se muestre en mayor crueldad", señala el informe de la ONG. A estas dificultades particulares se suman los recortes en salud, el aumento del copago y el aumento de los precios de los medicamentos que se ha dado en los últimos años y que afecta de forma aún más significativa a estas familias.

Por ello, como señala el informe, uno de cada tres niños que viven en familias monoparentales sufre situaciones de exclusión directamente relacionadas con el ámbito de la salud. Así mientras casi el 34% de familias monoparentales sufre esta situación en el caso del resto de familias con niños el mismo porcentaje es del 25% y en el conjunto de los hogares del 19,8%.

El informe de Save the Children alerta de la pobreza en la familias de madres solteras

El informe de Save the Children alerta de la pobreza en la familias de madres solteras

Además, según el análisis realizado por Save the Children, más de una de cada cuatro hogares monoparentales ha manifestado que ha dejado de comprar medicinas, seguir un tratamiento o una dieta relacionada con la salud por problemas económicos. Más ejemplos, mientras que el 12% de la población total no tiene cubierta la necesidad de llevar gafas, en el caso de niños de familias monoparentales este porcentaje asciende casi al 21%.

Ubrich explica a Catalunya Plural que una forma de afrontar el problema sería reconociendo legalmente la familia monoparental al igual que se reconoce la familia numerosa. "Este estatus podría ayudar a estas familias a tener más prestaciones". Además, dice que el reconocimiento debe ir acompañado de medidas que permitan la "conciliación laboral y familiar". Porque, recuerda, la mitad de las madres que trabajan sigue estando en una situación de pobreza, por eso, dice, hay que apostar por un trabajo que sea "de calidad y con garantías". "Se deben garantizar derechos como tener unas condiciones de vida aceptables y la estabilidad de la familia", sintetiza.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha